POLITICA
los dilemas internos del fdt

Alberto F resiste mientras CFK deja crecer el clamor

Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner
Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner. | Cedoc

“Resulta que es un gobierno de mierda, pero también resulta que todos los candidatos salen del gobierno de mierda”, dijo Alberto Fernández en la reunión en la que los tres sectores del Frente de Todos se reencontraron. 

Se trata de una frase que suele repetir como mensaje a la interna, cada vez que se mencionan distintos aspirantes a la presidencia, en un escenario en el que el FdT ahora siente que tiene posibilidades de retener el poder. 

El jefe de Estado es uno de los que puede estar en esa lista, pero también les dijo a sus socios que “no insistan más, no voy a definir acá, voy a definir cuando crea que deba definirlo”. 

Del otro lado, el kirchnerismo se prepara para replicar cada vez con más fuerza que Cristina Kirchner sea candidata. Su cumpleaños es un nuevo pretexto, ya que este domingo además de saludarla por los 70 años pedirán públicamente que se postule. Ella deja hacer y permite que la suban al escenario, pero no da más señales. 

Alberto Fernández no tiene prisa. Cuenta que desde hace siete meses la tendencia en las encuestas cambió: el oficialismo comenzó a crecer y la oposición se estancó. “¿Por qué vamos a hablar ahora de candidaturas si no tenemos la foto completa? No apresuremos las cosas”, evalúa. El jefe de Estado quiere discutir la estrategia y no los nombres. Explica que ya el kirchnerismo cumple 20 años y necesita revitalizarse. Cree que más que el candidato, lo que los puede llevar al triunfo es la maniobra electoral y ahí es en donde habla de que este sector utilice por primera vez las Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias. 

Alberto quiere que se usen las PASO y se genere una “gran movilización de la militancia”

¿Quiere ser? Sí, pero está dispuesto también a correrse. Mira números y admite que Cristina Kirchner es quien más mide. Sabe también que es la que menos votos puede sumar por afuera de la militancia. Segundo aparece él y tercero Massa. Cree que hay que utilizar las PASO y que se genere “una gran movilización de la militancia”. Con él como candidato o sin él, y dice que no tiene problema en tener incluso a un ministro compitiendo. “Me dicen que piense en qué pasaría si un funcionario mío me gana. Lo que pasaría es que tendríamos un candidato fortalecido en nuestro propio gobierno y al futuro presidente”, retruca. 

“No quiero reelegir a cualquier precio”, explica el jefe de Estado en la intimidad. Estos cuatro años no fueron los mejores de su vida, sin lugar a dudas. Pero no hay hoy quien le traiga una estrategia que garantice el triunfo. Ante el apuro del kirchnerismo sobre conocer sus intenciones,  desde la intimidad presidencial se pregunta: “¿Y si yo decía que era el candidato qué hacían? ¿Rompían el Frente?”. 

Del otro lado, en la mesa del jueves, Axel Kicillof fue el primero en hablar de la proscripción de la vice y pedir por Cristina candidata. “La verdad ya nos han golpeado bastante, ni la candidata nos ha quedado”, reconoció Máximo Kirchner en el PJ. Hay quienes creen que puede presentarse y este domingo, en su cumpleaños se harán notar. En las redes, además de fotos y discursos de ellas habrá un pedido por CFK 2023. 

La titular del Senado deja que este operativo por su postulación tome fuerza. Quienes la visitan se van con pocas certezas. Dice que todos deben caminar y no bendice a ningún candidato. No da ni una pista sobre si está pensando en presentarse o no. Un dirigente peronista trata de explicar la estrategia: “No están haciendo nada nuevo. Al estar ella proscripta nadie se puede presentar salvo quien ella defina. Hoy no lo puede hacer por volumen político, porque ya el dedo en la coalición no funciona. Deben fortalecerse antes de intentarlo”. Desde el peronismo responden: ya no habrá dedo de CFK. 

Alberto Fernández les dijo a sus representantes en la mesa que no deben hablar de proscripción sino de inocencia. ¿Y si Casación ratifica la condena, pero quita la prohibición de presentarse a cargos públicos? les preguntó. Cree que es un error no hablar de que la titular es inocente y dijo que él está dispuesto a dar ese debate. Por ahora, ninguno de los dos muestran todas las cartas.