viernes 24 de septiembre de 2021
POLITICA ESTRATEGIA OPOSITORA
18-08-2021 15:59
18-08-2021 15:59

Elisa Carrió insiste con el rechazo al juicio político: "No soy golpista, aún en los peores momentos"

La líder de la Coalición Cívica justificó su postura: "Imaginen a la oposición votando con La Cámpora la destitución de un presidente, eso yo no lo quiero hacer", dijo.

18-08-2021 15:59

La principal referente de la Coalición Cívica Elisa Carrió salió este miércoles a reforzar su postura en contra de pedir el juicio político contra el presidente Alberto Fernández, a raíz de las presuntas violaciones a la cuarentena durante el festejo de cumpleaños de la primera dama Fabiola Yánez en julio de 2020. 

"Yo no soy golpista, aún en los peores momentos, nunca he sido golpista", indicó Carrió en declaraciones radiales, para confirmar su voluntad en contra de una movida que iniciaron los sectores más duros del PRO y de la UCR. 

Luego de la difusión de la polémica foto en Olivos, en plena cuarentena y con las medidas de restricción vigentes, dos de los partidos fundadores de Cambiemos decidieron avanzar con sendos pedidos de juicio político contra el presidente, por el supuesto incumplimiento de los deberes de funcionario público, pero los diputados de la Coalición Cívica decidieron mantenerse al margen. 

Fin de Año 2020: qué hacían Rodríguez Larreta y Santilli en la Quinta de Olivos

En cambio, pusieron sus firmas en un proyecto para crear una comisión investigadora en el ámbito parlamentario para conocer qué sucedió ese 14 de julio de 2020, y dilucidar si hubo alguna otro evento de similares características. 

"Estamos en una instancia muy frágil de la vida de la Nación, el presidente fue conminado 'poné en orden tu vida, los escándalos que provocaste'", relató Carrió, sobre el acto en la Isla Maciel que compartió Alberto Fernández junto a la vicepresidenta Cristina Kirchner el martes por la tarde.

Según Carrió, "esa muestra de unidad es falsa" y se trató de "una puesta en imagen" donde Cristina Kirchner busca convertirse en "la salvadora de la Patria, vestida de blanco, para dar la noción de transparencia". 

Cristina Kirchner y Alberto Fernández

Alberto Fernández "está en una debilidad rayana al piso más grande que se pueda tener. Pero 'guarda' que su reemplazo es Cristina Kirchner por dos años. Si me presento como salvadora de la Patria y ordeno que ponga orden, yo te mando porque si vos no ponés orden, vengo a salvar de blanco a la Nación, es una estrategia falsa", graficó Lilita sobre el escenario que atraviesa el oficialismo a menos de un mes de las PASO.

La principal preocupación de Carrió es que no quiere "ser parte de una estrategia" de la oposición para envalentonar al oficialismo y, con ironía, aventuró: "Imaginen a la oposición votando con La Cámpora la destitución de un presidente, eso yo no lo quiero hacer, hay que dejar de mirar a ellos y mirar para adelante". 

Las diferencias en la oposición

La reacción frente al escándalo en Olivos generó una grieta dentro de la propia oposición que se inclinó por distintas miradas frente al hecho. Si bien todos los sectores repudiaron la realización de una reunión social en plena cuarentena, hubo diferencias en el accionar.

El primer pedido de juicio político surgió de parte del ala dura del PRO con la firma de Waldo Wolff y Fernando Iglesias, mientras que el sector más orgánico de Juntos por el Cambio, encarnado por Mario Negri y Cristian Ritondo, avanzaron con un segundo pedido pero varios de los referentes políticos del espacio no acompañaron. 

 

Horacio Rodríguez Larreta contra el juicio político a Alberto Fernández

Tal fue el caso del jefe de Gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta, que se despegó de la movida.

"Eso hay que estudiarlo más, no tengo el detalle de los causales del juicio político. A priori, no parecería, pero también es cierto que tenemos que cumplir las normas, es un tema para que los juristas lo estudien más en profundidad. A priori a mí no me suena, pero las cosas no son lo que a mí me suenan o no, es lo que dice la ley", dijo Larreta.

La precandidata a diputada nacional María Eugenia Vidal tampoco acompañó y se inclinó, en cambio, por exigir un pedido de disculpas y plantear la intervención de la Justicia para que determine responsabilidades. 

El trámite del juicio político en el Congreso

El primer paso para avanzar tiene que ver con la convocatoria a la Comisión de Juicio Político, que preside la santafesina Josefina González, y en el caso de que haya un dictamen positivo el pleno de la Cámara de Diputados debe avalar con dos tercios de los votos de los presentes el inicio del proceso.

La oposición lejos está de obtener esa mayoría, pero especula al menos con que el oficialismo se vea en la obligación de dar explicaciones sobre la negativa de citar al menos a la comisión.

Sin embargo, hace varias semanas que la Cámara de Diputados se encuentra virtualmente paralizada, sin reuniones de comisión y mucho menos con sesiones a la vista, lo que ya permite vislumbrar que no habrá ninguna convocatoria salvo que haya algún planteo de parte de la Justicia contra el Presidente, comentan en el Congreso.

“Acá no hay que mirar si hay número en la comisión, lo importante es poner la vara en el límite de las responsabilidades, en el mundo estas cosas han tenido condena. No puede violar la norma el que la establece”, disparó Negri durante el fin de semana.

Como antecedente se encuentra el pedido de juicio político que la oposición buscó cursar en 2014 contra el ex vicepresidente Amado Boudou en el marco de la causa Ciccone. El pedido logró avanzar hasta la convocatoria de la Comisión de Juicio Político, pero hubo un rechazo “in limine” de la iniciativa, que ni siquiera fue votada en la reunión.

DM CP