Soleado
Temperatura:
21º
Ciudad:
Buenos Aires
martes 12 de noviembre de 2019 | Suscribite
POLITICA / renegociacion inminente
domingo 18 agosto, 2019

Factores de quiebre para barajar y dar de nuevo con el FMI

Tras la salida de Dujovne, el sacudón posPASO pone en duda la sustentabilidad de la deuda y el cumplimiento de metas fiscales y monetarias planteadas del acuerdo.

por Patricia Valli

Cara a cara. Hernán Lacunza se reunió con Cardarelli como ministro de Hacienda de la Provincia. Foto: cedoc
domingo 18 agosto, 2019

El acuerdo con el Fondo Monetario vuelve a fojas cero. Nicolás Dujovne el único firmante del Stand By que todavía sobrevivía: el entonces titular del BCRA, Federico Sturzenegger y la directora del Fondo, Christine Lagarde, ya habían abandonado el barco. Pero no se trata de ese formalismo, sino de los puntos básicos incumplidos.

La misión argentina del Fondo tenía previsto desembarcar esta semana en Buenos Aires, según anticipó esta semana el ministro de Producción, Dante Sica. Pero en Washington decidieron esperar, sabiendo que Dujovne se quería ir y el Gobierno estaba definiendo su reemplazo. “Ahora mismo deben estar buscando un responsable”, indicó un ex negociador del organismo sobre los cambios en la Argentina.

El nivel de deuda sobre PBI, sobre el que FMI mismo enviaba señales de preocupación –después de convertirse en el primer prestamista, con US$ 57 mil millones– pasará este año a ser del 100% del producto.

Con el salto del dólar después de las PASO hasta $ 63, las zonas de no intervención quedaron obsoletas.

"El Fondo no toma actitudes, es blanco o negro", asegura Claudio Loser

Y las medidas del Gobierno desde el miércoles para hacer frente a una recesión agudizada que puede poner en riesgo aún más la situación social y los votos, se encamina a incumplir la meta fiscal. Según Fitch, la calificadora de Ratings, el déficit fiscal será del 1% este año.

El FMI apostó por el Gobierno de Mauricio Macri. Sus funcionarios señalaron en más de una oportunidad que no era “el programa del Fondo” sino del Gobierno. Ahora la duda que se plantea es si el Gobierno renegociará los planes de pago, como le reclama la oposición. Pero antes de eso, si aprobará los desembolsos que falta teniendo en cuenta el desorden de la macroeconomía. Hernán Lacunza ya había hablado con Roberto Cardarelli durante una visita a la provincia de Buenos Aires.

“El FMI no toma actitudes en blanco o negro”, señala el ex directivo del organismo, Claudio Loser, quien descartó que este pueda ser el fin del acuerdo. El organismo “va a querer ver la dirección, si se mantiene el ajuste fiscal, la política monetaria. Eso haría que se vea normal”.

Sobre la no intervención en el tipo de cambio, Loser aclaró que el acuerdo “no le pone límites a la devaluación”, pero reconoció que es poco probable que se pueda pensar en una cuota extra en este momento.

El diputado nacional Felipe Solá, que integra el equipo de Alberto Fernández –candidato presidencial del Frente de Todos–, reclamó ayer en declaraciones a AM 750 que el Gobierno “renegocie el acuerdo con el FMI para liberar pagos en el 2020, 2021 y 2022”.

El Gobierno deberá enfrentar vencimientos “por US$ 41,3 mil millones en 2020 y otros $ 38,6 mil millones en 2021. La carga se eleva por encima de los US$ 50 mil millones por año en 2022 y 2023 cuando recaen los pagos del Stand By con el FMI”, según señala un informe de la consultora LCG, que plantea que el programa de facilidades del organismo daría aire para pagar hasta a diez años, un planteo que también reconoce el Ejecutivo y su alternativa a negociar en caso de conseguir la reelección.

Pero los resultados en las primarias fueron peores a lo esperado y la reacción del mercado generó un cambio en las principales variables.

Ecoinfografia 18082019
Vencimientos de deuda. 

Ahora, la pregunta es de mucho más corto plazo. El Gobierno necesita que la misión del FMI apruebe del desembolso de US$ 5.400 millones para septiembre.  Estos fondos “son clave para poder cerrar el programa financiero de este año: sin ese aporte, debería liquidar el 30% de las reservas netas del Banco Central para poder atender a los pagos de deuda previstos, aún renovando el 30% de los vencimientos de Lecaps en pesos”, marca un informe de Consultatio.

La relación con el FMI evolucionó rápidamente. En marzo 2018 no había acuerdo, en junio se aprobó el primero, en octubre entró en vigencia el segundo, que ahora está en peligro.

Canje voluntario y reestructuración a la ucraniana

“Entendemos que Argentina no puede ir a un canje demasiado agresivo que lo deje al borde del default: el canje tiene que ser voluntario”, sostiene un informe de Consultatio, en línea con lo que marcan economistas como el especialista en deuda Martín Guzmán, consultado por el entorno de Alberto Fernández.

“El nuevo gobierno deberá acordar un nuevo programa con el FMI que contemple un sendero de convergencia fiscal más moderado y la extensión de los plazos en los cuales deberían comenzar a repagarse los fondos adeudados. En este caso, podría apelarse a un Programa de Facilidades Extendidas (EFF) de la misma forma que lo hizo exitosamente Ucrania hace cuatro años”, plasma, por su parte, un informe de la LCG.

En marzo de 2015 el Fondo impulsó una iniciativa de reestructuración de la deuda soberana de Ucrania para recuperar la sostenibilidad de su deuda pública. Fue una operación de “no default”, negociación “de buena fe” con deudores privados y redujo el perfil de deuda y mejoró el ratio de obligaciones frente al PBI.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4811

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.