domingo 09 de mayo de 2021
SOCIEDAD Entrevista
29-04-2020 11:42

El periodista de Crónica Mauro Federico contrajo dengue y pensó que era coronavirus

El comunicador reconoce que el Covid-19 desplazó la prioridad y prevención en el sistema de salud de otras enfermedades que "también cuestan vidas”.

29-04-2020 11:42

El periodista de Crónica Mauro Federico empezó a tener fiebre el pasado domingo 26 de abril. Lo primero que le pasó por la cabeza era que había contraído el nuevo coronavirus, dado que por su trabajo está habilitado a circular durante el aislamiento social, preventivo y obligatorio. Sin embargo, lo que le provocó la elevada temperatura fue el dengue, la enfermedad que se extiende de forma silenciosa por todo el país.

Lo primero que pensé al tener fiebre de 39 grados fue que me había contagiado de coronavirus. Le consulté a un amigo mío infectólogo y me hizo tres preguntas: si me dolía la garganta, si tenía tos y si tenía bien el sentido del olfato. Como no presentaba esos síntomas y puede oler perfectamente me dijo que posiblemente era dengue”, explicó Federico en conversación con este medio. El lunes asistió al Sanatorio Mater Dei y le confirmaron que efectivamente el diagnóstico era dengue.

El brote de dengue de la actualidad es el peor que sufre Argentina desde 2015-2016 y no deja de extenderse. Por el momento, son 16 las provincias con circulación viral de esta enfermedad provocada por la picadura del mosquito Aedes aegypti. Uno de los lugares de mayor presencia de este insecto es la ciudad de Buenos Aires. Desde principios de año y hasta el 18 de abril, fueron notificados 7.744 casos en la Capital Federal, según el último Boletín Epidemiológico Semanal (BES), que se actualiza los viernes. 

En 2020, la Ciudad de Buenos Aires triplicó casos de dengue con respecto a enero de 2019

No tengo registro de dónde me picó, lo único de lo que no tengo dudas es que fue en Capital Federal. Estamos en cuarentena pero yo salgo para trabajar: dos de los lugares están en Palermo y el otro en la zona de Constitución. Y vivo en Recoleta. Me moví en ese circuito en estos días de cuarentena. No salí de la ciudad de Buenos Aires así que contraje el dengue acá”, contó el periodista. 

Una vez le realizaron el triage, un sistema de ​selección y clasificación de pacientes en los servicios de urgencia, Federico fue derivado a la sala de espera donde envían a los pacientes con sospecha de Covid-19. “Afortunadamente no había nadie en ese momento, tuve la fortuna de zafar de contactarme con alguien que tuviera coronavirus”, manifestó.  

El canal Crónica bromeó con el nombre del Instagram de Mauro Federico tras su diagnóstico de dengue.
El canal Crónica bromeó con el nombre del Instagram de Mauro Federico tras su diagnóstico de dengue.

Una vez ya confirmado el diagnóstico de dengue le dieron licencia para sus trabajos en Trabaja en Radio Delta (Wake Up), el canal América (Informados de todo) y Crónica (Solo Periodismo) esta semana. “Yo estimo que recién entre domingo y lunes empezaré a sentirme un poco mejor, ojalá pudiera volver a trabajar pronto porque ya mi esposa no me soporta”, bromeó.

Su tratamiento consta de cuatro ejes: medicación para controlar la fiebre, hidratación, revisión de la temperatura de forma regular e intentar evitar que le pique otro mosquito. “Mi sangre está infectada y si me pica, ese mosquito puede contagiar a otra y eventualmente propagar la enfermedad”, indicó el periodista. Asimismo, cada 48 horas tiene que hacer un registro sanguíneo para verificar el estado de las plaquetas y los glóbulos blancos.

Federico reconoció que el coronavirus copó la agenda mediática y los recursos médicos: “Es una situación difícil teniendo en cuenta que estamos enfrente de una pandemia que no tiene registro histórico. Yo en 30 años de periodista jamás me tocó vivir una situación como esta. Está teniendo y va a tener un impacto global de consecuencias que no se pueden medir, no sabemos a nivel universo donde nos va a llevar. Claramente la Argentina puede afirmar que ha establecido mecanismos de control de la pandemia de frontera para dentro de su territorio que han sido efectivos pero eso está claro que desplazó la prioridad y la prevención de otros aspectos que hacen a enfermedades que también cuestan vidas”.

Cinco barrios concentran la mayor cantidad de casos de dengue en Ciudad de Buenos Aires

Sobre esta situación ya alertaron diversas organizaciones médicas. Por ejemplo, el Instituto Cardiovascular de Buenos Aires (ICBA) advirtió que por la cuarentena podría haber un incremento de entre 6 y 9 mil muertes evitables por enfermedad cardiaca entre abril y octubre de este año. 

No obstante, Federico remarcó que el brote de dengue se podría haber evitado de tomarse los recaudos necesarios: “Había que haberlo prevenido mucho antes de que el coronavirus existiera entre septiembre y octubre del año pasado, cuando se despejó el invierno y empezaba la primavera, y los calores empezaron a permitir el crecimiento de la larva del mosquito. En ese momento, los Gobiernos debieron haber llevado adelante una campaña de fumigación y descacharrización y eso lamentablemente no se hizo”.

Lo único que nos va a salvar del dengue es que aparezca el frío, que qpuede permitir que el Covid-19 haga pata ancha, dijo Federico

“Lo único que nos va a salvar del dengue es que aparezca el frío y que este termine por aniquilar a los mosquitos que están aún dando vueltas. Curiosamente eso es lo que puede permitir que el Covid-19 haga pata ancha y empiece a desarrollarse con mayor facilidad, porque las bajas temperaturas lo favorecen. Saltaremos del dengue al coronavirus. Esperemos que los mecanismos preventivos lleguen a ser efectivos y no haya contagios masivos, que se espera en junio el pico”, consignó Federico.

Por el momento, el dengue en Capital Federal alcanzó a 7.744 personas mientras que de coronavirus se registraron 1089 casos, según el informe vespertino que difunde el Ministerio de Salud de la Nación. Es decir, siete veces menos.

En esta Nota