jueves 23 de enero de 2020 | Suscribite
UNIVERSIDADES / Escuela de Comunicación
miércoles 27 noviembre, 2019

Ernesto Sanz: "Hay 8 ó 10 candidatos a presidente de Cambiemos para 2023"

El ex senador radical dice que como oposición necesitarán reglas para funcionar. Y que los liderazgos "irán apareciendo". La frustración por el regreso de Cristina.

Ernesto Sanz visita la Escuela Perfil Foto: Obregon Juan jose
miércoles 27 noviembre, 2019

Ernesto Sanz, dirigente del radicalismo y fundador de Cambiemos, visitó la Escuela de Comunicación de para participar del Ciclo de Entrevistas organizado por los estudiantes de Periodismo de Perfil Educación.

¿Mauricio Macri va a ser el líder de la oposición?
—En una coalición de varios partidos, los liderazgos no se definen por decisión. La propia realidad los va definiendo. Existe una obligación previa que consiste en darse reglas de funcionamiento para la toma de decisiones. Un colectivo como Cambiemos tiene tradiciones e historias distintas y no pudo hacerlo en el comienzo del año 2015, por la urgencia electoral. Ahora tiene la obligación de hacerlo a partir del 10 de diciembre, como una coalición de la oposición. Y una oposición no menor, porque más allá del 40% de los votos, de las plazas del “Sí se puede”; la coalición se mide por las herramientas que se van a tener: 118 diputados, 30 senadores nacionales, gobernadores, intendentes. Se necesitan reglas para funcionar y para tomar decisiones. A partir de ahí los liderazgos van a ir apareciendo solos.

—Además de Macri, ¿hay alguna figura dentro de Cambiemos que pueda cumplir con el rol de liderazgo?
—Hacía muchos años que una oposición al comienzo de gestión de otro gobierno, no tenía tanta cantidad de gente que pudiera ser candidato a Presidente. Hay 8 ó 10 candidatos de Cambiemos para 2023. Puedo nombrar a Macri, Larreta, Vidal, Cornejo, Morales, Lousteau. Ese es un activo muy fuerte para una oposición. Les permite a ellos mismos no estar encorsetado y buscar su propia proyección. Larreta no tiene reelección en la ciudad para 2023. Es un tipo que tiene pergaminos como para poder aspirar a algo más. En estos cuatro años seguramente va a tratar de hacer una mejor gestión de la que hizo en la Ciudad. Pero además, tratará de tener una proyección nacional. Vidal es una mujer muy valiosa, por lo tanto debe tener un rol importante en lo que viene. Gerardo Morales y Alfredo Cornejo, dos tipos que van a trabajar para construir su proyección y dentro de cuatro años pueden estar compitiendo. Cuando mirás hoy el panorama político, te encontrás por primera vez una oposición paradita, armada, con perspectiva y proyección. Habrá llegado el momento en Argentina de que tengamos un sistema político con equilibrio y alternancia. Ese es el secreto de las democracias en el mundo.

Para Macri, Vidal cambió la "historia" en "la provincia de los machotes bravos"

—Usted apoyó a Rubinstein en las redes sociales. ¿Qué opina del proyecto sobre el aborto que va a presentar nuevamente Alberto Fernández?
—Tengo una posición tomada y en su momento apoyé la despenalización. Apoyé a Rubinstein porque creo que lo que hizo fue cumplir con sus deberes de funcionario. El tema de la discusión en el Congreso es algo que los gobiernos deben evaluar políticamente y definir cuáles son los momentos para introducirlo. Si Alberto Fernández evaluó que el tratamiento se va a dar al comienzo de su mandato, eso forma parte de la decisión política.

—¿Qué le genera el regreso de Cristina Kirchner al poder?
—Me genera frustración institucional. Si se tienen cuentas pendientes con la Justicia, ésta debió haberlas resuelto antes de un proceso electoral. En cualquier país del mundo se sabe si una persona está o no en condiciones de competir. Pero entrar en esa competencia y ganarla cuando se tiene semejante cantidad de causas pendientes es un tema que no habla tanto de ella como del sistema institucional.

—Sobre las causas de Cristina y otros funcionarios ligados al kirchnerismo, ¿qué va a pasar a partir de ahora?
—No debiera tener ninguna influencia el cambio de gobierno. Si el cambio llegara a tener influencia es porque otra vez estamos frente a una muestra de una debilidad institucional. No tener influencia significa que si son culpables, son culpables y si son inocentes, son inocentes. Así debería funcionar la Justicia. El problema de hoy es que en Argentina la falta de institucionalidad es tan profunda que estamos discutiendo estas cosas; que los cambios de gobierno influyen estas cosas. No soy ingenuo, sé que en muchos países la política tiene influencia sobre la Justicia pero acá en Argentina ya es algo endémico.

Lipovetzky culpó a Macri por alimentar la grieta: "Por eso se perdieron las elecciones"

—¿Cómo cree que funcionará la dinámica entre Alberto y Cristina?
—Es la pregunta del millón. Nadie la puede responder, son todas conjeturas. No creo en los dobles comandos, eso también lo dijo Alberto alguna vez. No porque no sea una experiencia atractiva. Pero la idiosincrasia argentina es muy presidencialista y esto sucede en el gobierno nacional, provincial, municipal, y hasta en una ONG de barrio. No admite distribución del poder 50 y 50. Al final del camino algunos de los dos va a tener que imponerse.
 

Por Lilian Mila, Patricio Ceballos y Guadalupe Batallán
Estudiantes de Periodismo de la Escuela de Comunicación de Editorial Perfil

 


Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4883

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.