Parcialmente nublado
Temperatura:
26º
Ciudad:
Buenos Aires
miércoles 14 de noviembre de 2018 | Suscribite
BLOOMBERG /
miércoles 7 noviembre, 2018

Pelosi volvería a la presidencia de la Cámara de Representantes

Nancy Pelosi se dispone a recuperar la presidencia de la Cámara de Representantes con la nueva mayoría demócrata, resurgiendo como el rostro de su partido en un político "año de la mujer".

Galería de imágenes

Anna Edgerton y Billy House


Fotogalería
Pelosi Poised to Retake Speaker’s Gavel With No Clear Challenger Foto: Bloomberg

Nancy Pelosi se dispone a recuperar la presidencia de la Cámara de Representantes con la nueva mayoría demócrata, resurgiendo como el rostro de su partido en un político "año de la mujer", mientras que una rebelión entre los demócratas más jóvenes carece de líderes reales.

Esta vez, Pelosi está haciendo una señal pública de que está lista para servir como presidenta "de transición" para sentar las bases para futuros líderes, aunque no ha dicho cuánto tiempo se quedará.

Pelosi, de 78 años –desacreditada durante mucho tiempo por los republicanos como un símbolo polarizador– es la única mujer que ha ocupado el cargo de presidenta de la Cámara de Representantes durante cuatro años a partir de 2007. Conocida por su inigualable destreza en la recaudación de fondos y su habilidad para mantener su asamblea electoral unida para los votos cruciales, desempeñó un papel importante en la promulgación de Obamacare, para luego perder el cargo y convertirse en líder de la minoría en 2011. La legisladora ítalo-estadounidense, hermana de exalcaldes de Baltimore ha representado al distrito de San Francisco desde 1987.

Ahora ella y los demócratas controlarán una de las dos cámaras del Congreso, con poder de negociación y experiencia legislativa para servir como un contrapeso en la agenda del presidente republicano Donald Trump, mientras que los potenciales contendientes presidenciales demócratas tratan de ganar fuerza para el 2020.

Trump y los republicanos habían atacado el liderazgo de Pelosi durante la campaña y algunos demócratas prometieron no apoyarla para la presidencia. Pero Trump adoptó otro enfoque en un tuit la mañana del miércoles: "Para ser justos, Nancy Pelosi merece ser elegida Presidenta de la Cámara por los demócratas. Si le hacen pasar un mal rato, tal vez agregaremos algunos votos republicanos. ¡Se ha ganado este gran honor!"

El portavoz de Pelosi, Drew Hammill, respondió el miércoles en Twitter: "La líder Pelosi confía en su apoyo entre los miembros y miembros electos. Apreciamos el entusiasmo del presidente por una mayoría demócrata en la Cámara de Representantes".

En un evento del Comité de Campaña del Congreso Demócrata en Washington el martes por la noche, una multitud gritaba "¡presidenta! ¡presidenta! durante el discurso de Pelosi. Dijo que los demócratas se esforzarán por lograr el bipartidismo, pero que cuando no puedan encontrar un "terreno común, se mantendrán firmes".

Trump llamó a Pelosi antes de la medianoche para felicitarla, y reconoció su llamado a que los legisladores de ambos partidos trabajen juntos, según un tuit del subjefe de gabinete de Pelosi, Drew Hammill.

Habrá cierta resistencia demócrata al retorno de Pelosi al poder en un año en el que se eligió a un número récord de mujeres para la Cámara de Representantes. Respaldar a Pelosi para la presidencia de la cámara baja en enero podría ser complicado para algunos novatos demócratas de la Cámara de Representantes que dijeron durante sus campañas que no la apoyarían para el cargo.

Los demócratas recién electos y los que regresan a la cámara baja se reunirán en privado después del Día de Acción de Gracias para resolver la situación, y el conteo de votos para suceder al saliente presidente republicano de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, podría complicarse para Pelosi si los candidatos alternativos presentan un desafío inesperadamente serio. Hasta ahora no ha surgido ningún contrincante viable.

Cuando el pleno de la Cámara de Representantes se reúna el 3 de enero para la votación sobre el presidente, Pelosi necesitará el apoyo de al menos 218 demócratas, suponiendo que todos los 435 miembros participen y que todos los republicanos voten en contra de ella.

Los demócratas recién llegados no tienen los números para elegir a uno de los suyos, lo que sería un acontecimiento político poco probable.

La demócrata de Nueva Jersey Mikie Sherrill, quien durante la campaña dijo que no apoyaría a Pelosi como presidenta, dijo a la prensa después de ganar un escaño que antes ocupaba un republicano, que está "emocionada de ver quién se presenta". También se negó a apoyar a cualquier otro candidato en particular.

Una gran ventaja para Pelosi es que los actuales demócratas de segundo y tercer mayor rango de la Cámara de Representantes, Steny Hoyer de Maryland y James Clyburn de Carolina del Sur, también tienen más de 70 años. Hoyer, que en particular ha codiciado el primer puesto, se postuló como candidato a líder de la mayoría.

El desafío para Pelosi, que tiene una legendaria habilidad para mantener a sus miembros en línea, será equilibrar la plataforma moderada que algunos demócratas de distritos indecisos utilizaron para expulsar a los republicanos en el poder con un ala izquierda cada vez más estridente. Con algunos nuevos miembros que prometen Medicare para todos los estadounidenses, reformar la aplicación de la ley de inmigración y elevar el salario mínimo federal, un presidente demócrata de la cámara debe evitar que esos miembros se conviertan en un bloque obstruccionista como el "Freedom Caucus" de extrema derecha en el Partido Republicano.


Temas

Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4448

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.

Positive SSL Wildcard