ECONOMIA
Nuevo orden

¿Qué es la descentralización? Lo que hay que saber sobre el blockchain

Si bien aún no se vislumbra la potencia del desarrollo de la tecnología blockchain, la veremos cambiar el mundo. Como en su momento Internet, blockchain hará de las instituciones tradicionales, lo que el correo electrónico hizo al correo postal.

Tecnología blockchain 20221115
Tecnología blockchain | Agencia Shutterstock

La descentralización es el concepto de dividir las funciones de un sistema entre numerosas unidades independientes es una idea central en el campo de la tecnología blockchain y abre numerosas posibilidades en varias industrias. 

Además, garantiza una mayor seguridad y transparencia y permite a veces la libertad económica y el autogobierno. Aún no se vislumbra la potencia del desarrollo de la tecnología blockchain, pero la veremos cambiar el mundo tal como lo conocemos.

¿Qué diferencia hay entre las redes centralizadas y descentralizadas?

“Las redes centralizadas están controladas por una autoridad central, es decir, hay un intermediario que tiene la responsabilidad y el control en la supervisión de todas las transacciones. En una red centralizada únicamente participan personas conocidas e identificadas y sus transacciones pueden ser auditadas internamente”, señaló Leticia López Tiznado, Chief of Staff de Koibanx. 

Blockchain y cripto: parecidos pero no iguales

Y agregó: “Por el contrario, en una blockchain descentralizada cualquiera puede realizar transacciones en el ledger, por lo que, la responsabilidad es compartida por muchas personas y la información está repartida en múltiples nodos”. 

“Si bien la descentralización es considerada como el atributo principal de la blockchain por representar ventajas de seguridad sobre los sistemas centralizados tradicionales, depende mucho el caso de uso para poder definir qué tipo de blockchain se necesita”, opinó la experta.

Sobre la acusación que se hace sobre algunas blockchains de ser “centralizadas”

“Es porque existen tokens respaldados en mayor grado por alguna única institución que hacen uso de esta red, a través de smart contracts. Por eso, además de no ser totalmente descentralizados, algunos inclusive ni los consideran criptomonedas”, acotó Raúl Ortíz, Head of Business development para Bitwage Latam. 

La revolución Blockchain

La importancia de la educación 

“Es por ello que es tan importante educarse antes de tomar alguna decisión. Como en cualquier ámbito, previo a realizar una decisión de inversión en el mundo cripto o elegir aplicar tecnología blockchain en algún proceso de tu empresa, por ejemplo, hay que asesorarse, estudiar e informarse. La centralización o descentralización, si es pública o privada, puede ser buena o mala según dónde se aplique”, advirtió. 

José Ignacio Trajtenberg, CEO de Xcapit, coincide con Ortiza de que aún hace falta mucha educación. “Debemos notar que los mayores aprendizajes se suelen dar por experiencias negativas personales o de cercanos. Es muy lamentable lo que sucedió con FTX o BlockFi, plataformas en las que millones de personas confiaban, pero a su vez es una gran muestra que tiende a generar una gran migración de clientes hacia plataformas verdaderamente descentralizadas y a tomar custodia de los activos”.

Por último, Guillermo Escudero, Chief Revenue Officer de CryptoMarket también coincidió en que hace falta más educación en el ámbito crypto. “

Programa Buenos Aires+: "¿República blockchain?"

“Todavía hay más dudas que certezas. El ecosistema crypto es complejo y lleva tiempo entender por qué puede tener un valor agregado respecto a los sistemas monetarios actuales”, expresó.

 “Más allá de eso, recordemos que todavía se trata de un mercado nicho, y además hay considerar que la generación X (personas de 53 a 72 años), tienen mayor poder adquisitivo, pero al mismo tiempo son reticentes a los cambios bruscos, más aún en materias tecnológicas que tienen impacto directo en el día a día de nuestras estructuras monetarias y financieras. Creo que con el pasar de los años vamos a tener cada vez mayor adopción, porque la generación Z y los Millennials sí son receptivos al uso de tecnologías y al entendimiento de lo que ocurre de fondo”, agregó.

SE