lunes 06 de abril de 2020 | Suscribite
INTERNACIONAL / ALARMA MUNDIAL
jueves 5 marzo, 2020

Coronavirus: el "telón de acero" de Corea del Norte podría ocultar un verdadero desastre

La crisis global plantea interrogantes sobre si el régimen de Kim Jong-un, que afirma tener cero infectados, está ocultando la real magnitud de la epidemia tras sus fronteras.

Coronavirus: el hermetismo de Corea del Norte podría ocultar un verdadero desastre. Foto: AFP
jueves 5 marzo, 2020

El hermetismo de Corea del Norte preocupa a países de su región y plantea interrogantes sobre el verdadero alcance del coronavirus COVID-19 dentro de las murallas del país. Mientras la enfermedad surgida en la ciudad china de Wuhan se cobró la vida de 3.300 personas en 48 países y afecta actualmente a 95.000, el régimen comunista norcoreano se niega a brindar cifras sobre la cantidad de personas infectadas en el país, y las únicas noticias que trascendieron tienen que ver con ejecuciones de un funcionario que estaba en cuarentena y de un ciudadano que enfermó.

El líder máximo del país, Kim Jong-un, está empecinado en presentar a su bastión como una fortaleza: cerró las fronteras mientras se sabe que miles de funcionarios de salud realizan desinfecciones, según muestran las contadas fotografías que los medios estatales difunden.

Pero “esa imagen de inexpugnabilidad que desafía al mundo puede ser un desastre en ciernes”, dijo la agencia Associated Press, que el país tiene “una infraestructura médica horrenda”, que comparte una extensa frontera con China, y que “considera los informes públicos sobre enfermedades infecciosas, o, para el caso, cualquier cosa que pueda dañar a la élite gobernante, asuntos de secreto de estado”.

coronavirus corea del norte kim jong un

La situación plantea interrogantes sobre si Corea del Norte, que afirma tener cero infectados, está ocultando la verdadera magnitud de la epidemia tras sus fronteras.

“Desafortunadamente, la comunidad internacional no tiene idea de si el coronavirus se está propagando dentro de Corea del Norte”, dijo un informe reciente de Jessica Lee, experta en Asia Oriental del Instituto Quincy, un grupo de expertos en Washington. “El hecho de que no sepamos nada sobre el nivel de infección o muerte en Corea del Norte es extremadamente problemático y, si no se modifica, podría tener serias implicaciones para la salud pública”.

El feudo de Kim tomó medidas de prevención tales como el cierre total de sus fronteras, la prohibición de entrada de turistas extranjeros, desinfección de transporte público, cancelación del las clases y cuarentena carcelaria para personas que hayan estado en el extranjero. Sin embargo, no se explica qué hace el régimen cuando se detecta un caso y tiene los medios necesarios para afrontar el contagio.

“En la península coreana, responder a la amenaza se complica por la política de Corea del Norte centrada en las sanciones de Washington y su incapacidad para mirar más allá del problema nuclear”, dice la experta. “La proximidad de Corea del Norte a China, el estado decrépito de su sector de atención médica y la alta tasa de desnutrición entre su gente hacen que Corea del Norte sea extraordinariamente susceptible al coronavirus”, escribió Lee en Responsible Statecraft

Choi Jung-hoon, un neurólogo norcoreano que desertó a Corea del Sur en 2012, recuerda por su parte que “las anteriores epidemias que se originaron en China siempre se extendieron a Corea del Norte y viceversa”, aunque en esos casos la comunidad internacional tampoco pudo conocer el verdadero alcance de esas enfermedades. “Dado ejemplos anteriores, no se puede confiar en el anuncio oficial de Corea del Norte de que no tiene pacientes”, dijo Choi. El país, agrega, “no tiene la capacidad o la voluntad de administrar instalaciones de cuarentena y aislar a los pacientes”.

coronavirus corea del norte kim jong un

La libertad de movimiento dentro del país está restringida incluso en circunstancias normales, lo que podría retrasar la propagación de la enfermedad, aseguran algunos conocedores, que indican que este sistema “facilita mucho la organización de los médicos”. Si los médicos llevan una máquina de rayos X a una aldea, por ejemplo, “el médico hará sonar un silbato y todos se alinearán junto a la calle”, dice John Linton, jefe del Centro Internacional de Atención Médica del Hospital Severance en Seúl. “Si construyes una sala de operaciones y pones el equipo en manos de los médicos norcoreanos, lo hacen muy bien. El problema con Corea del Norte es que no tienen suministros y no tienen equipo”, agregó.

¿Misiles de distracción?

Días atrás, el ejército norcoreano disparó proyectiles no identificados al mar, en una presumible muestra de “normalidad” en medio de circunstancias que podrías ser extraordinarias. “A pesar de la bravuconería, hay dudas crecientes de que Corea del Norte haya esquivado el virus”, escribe el Japan Times y cita al embajador de China ante la ONU, Zhang Jun, quien el país comunista sufre “negativamente” la epidemia del COVID-19, sin proporcionar detalles.

Algunos grupos de monitoreo de Corea del Norte, que afirman tener una red de fuentes dentro de la nación, dijeron recientemente que hay pacientes con virus y muertes en Corea del Norte, un reclamo que el gobierno de Seúl no pudo confirmar.

“Estoy 100 por ciento seguro de que Corea del Norte ya ha infectado a pacientes", dijo Nam Sung-wook, un experto de Corea del Norte en la Universidad de Corea del Sur que se desempeñó como presidente del Instituto de Estrategia de Seguridad Nacional, un grupo de expertos afiliado a la principal agencia de espionaje surcoreana. “Si Corea del Norte tuvo un brote similar a lo que está sucediendo en Corea del Sur, el país más afectado del mundo, aparte de China, causaría serios problemas debido a la falta crónica de suministros médicos y medicamentos”, dijo Nam. “Corea del Norte estaría indefensa”, advierte.

Tomás Ojea Quintana, enviado especial de la ONU sobre derechos humanos en Corea del Norte, llamó al gobierno de Kim a “permitir el acceso total y sin trabas a expertos médicos y actores humanitarios”. “Un mayor aislamiento del país no es la respuesta”, les dijo Quintana, quien cree que son miles de norcoreanos, especialmente en las áreas rurales, los que carecen de acceso adecuado a servicios de salud, agua y saneamiento, y que más del 43% de la población está desnutrida.

coronavirus corea del norte kim jong un

 


Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4957

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.