lunes 05 de diciembre de 2022
MODO FONTEVECCHIA PRESENTE NEGRO

Colón sin paz: apriete al plantel, salidas de peso y lesiones

El Sabalero cayó por 4 a 0 ante Argentinos Juniors, en condición de local y a puertas cerradas. Esto profundizó su mal momento luego de un año en el cual fue campeón y logró jugar los octavos de la Copa Libertadores.

Lejos de su mejor momento, luego de haber logrado su primer campeonato en Primera División, el Sabalero se encuentra en el ojo de la tormenta por varios problemas internos que no hacen más que dañar al club. 

Como si la lesión de Facundo Farías fuera poco, los problemas siguen azotando al Sabalero. En el duelo ante Talleres, Farías, la joyita del conjunto santafecino sufrió la ruptura del ligamento cruzado anterior de la rodilla derecha, por lo que ha sido sometido quirúrgicamente y estará alejado de las canchas por lo menos por seis meses.

En dicho partido, Colón perdió más de la cuenta: la lesión de Farías se llevó todas las miradas, pero lo cierto es que el equipo también se llevó una dura derrota ante los cordobeses, y eso repercutió días después. 

Otro baldazo de agua fría cayó fue en la previa del partido ante Argentinos Juniors por la jornada 21 de la Liga Profesional. Durante uno de los entrenamientos, un grupo de barra bravas se acercaron a las inmediaciones del club para colgar banderas y apretar al plantel. Entre los reclamos por el mal andar del equipo, hubo pedido de dinero e indumentaria.

Por ello, la práctica en el predio de 4 de junio terminó siendo suspendida. "Era un grupo de 30, más o menos y pidieron hablar con los referentes. Hubo un jugador que reaccionó y ahí empezaron las discusiones y empujones", afirmó un testigo teniendo a Paolo Goltz y Ramón “Wanchope” Ábila como los más afectados.

El Pulga Rodríguez podría dejar el fútbol por la crisis que atraviesa Colón

De manera inmediata intervino la Policía para que la situación no llegue a mayores y la práctica fue suspendida. Luego el club determinó que el plantel prepararía el próximo partido en otro predio y que el partido ante Argentinos sería sin público.

Sumado a eso, luego de que la Justicia realizase su investigación, acompañado de diez allanamientos, se detuvieron a cinco barras, dos dirigentes del club y nada menos que a Horacio Darras, vicepresidente tercero de Colón por el apriete al plantel. Tanto él como Lucas Paniagua, vocal titular de la CD encabezada por José Vignatti, fueron detenidos por haber descubierto conversaciones con Orlando Miguel Leiva, jefe de la barra sabalera conocido como “Los de siempre”. 

En consecuencia, la fiscal María Laura Urquiza, de la Unidad Fiscal Especial de Delitos Complejos, tomó cartas sobre el asunto "por distintos hechos ilícitos relacionados a facciones de la hinchada del Club Atlético Colón", en relación a las amenazas que un grupo de entre veinte y treinta integrantes de la barra le hicieron al plantel luego de irrumpir en un entrenamiento. Ante esta situación, Marini preparó el partido ante Argentinos Juniors con la presencia de una numerosa custodia policial.

Para sumar peores noticias el Sabalero cayó 4-0 ante Argentinos Juniors y la angustia reina en el club. Por una parte en Colón solo piensan en que termine el campeonato para que las cosas se calmen, pero al mismo tiempo no querrá que eso suceda porque Luis Miguel Rodríguez, más conocido como el “Pulga” anunció que rescindirá su contrato por el apriete de la barra.

"Está tomada la decisión. No importa si tiene contrato. Esta es una situación que hace que se pueda rescindir. Es una vergüenza lo que pasó, es patético. Había un dirigente en la práctica cuando pasó. Pulga se va a ir en diciembre... Termina el campeonato y la decisión es irse. Esto no lo soporta nadie", confirmó Roberto San Juan, representante del 10. Así finalizado el certamen, Rodríguez irá en búsqueda de nuevos rumbos, alejado de un Colón que de la noche a la mañana se convirtió en un verdadero infierno. 

BL PAR