Soleado
Temperatura:
20º
Ciudad:
Buenos Aires
jueves 15 de noviembre de 2018 | Suscribite
POLICIA / fuerte declaracion de la bisabuela
sábado 20 octubre, 2018

“La hacían pelear como un gallo de riña”

La bisabuela materna de Sheila Ayala (10) dijo que no desconfiaba de los tíos de la menor que fueron detenidos por el crimen. Además denunció que el padre de la nena la hacía pelear “por dinero”.

por Nadia Galán

Acusados. Fabián González, presunto homicida, y Leonela, su esposa y madrina de la víctima. Foto: cedoc

La bisabuela materna de Sheila Ayala (10) dijo que no desconfiaba de los tíos de la menor que fueron detenidos por el crimen. Además denunció que el padre de la nena la hacía pelear “por dinero”. Marta acusó que Juan Carlos Ayala, el padre de la menor, “ya sabía que estaba muerta” y dijo que la noche anterior al crimen la obligó a pelear con una vecinita por dinero. “La hizo pelear como gallo de riña con otra nena de 10 años por plata. Era una nena que no se metía con nadie pero la obligaban”, afirmó.

La familia del padre ya sabía que la nena estaba muerta, que la habían estropeado el domingo”, dijo la mujer, quien aseguró que el padre de la menor también sabía todo. “No hay consuelo, es una mente de asesinos, de locos, no entendemos”, dijo desconsolada. “Lo más triste es que fue la tía, la madrina, la que lo hizo. No hay consuelo. No hay entendimiento. Ella (la detenida por el crimen, Leonela Ayala) es la hermana directa de Juan Carlos, el padre, y además es la madrina de Sheila. ¿Cómo alguien de la propia sangre va a hacer eso?”, se lamentó Marta. Durante los cinco días que duró la búsqueda de la nena ambas familias se acusaron y apuntaron unos a otros.

Nació el bebé de Leonela, la tía acusada por el homicidio. La tía de Sheila, que está detenida por el crimen de la nena, tuvo a su cuarto hijo ayer en el Hospital Maternidad Eva Perón de Malvinas Argentinas. Hasta allí había sido trasladada por la mañana por disposición del fiscal de la causa, Gustavo Carracedo. La mujer había sido una de las caras de la familia ante los medios cuando se buscaba a la nena.

Leonela, de 24 años y hermana del padre de Sheila, había pasado la noche en una comisaría de San Miguel, pero a la mañana fue trasladada a la Alcaidía de Malvinas Argentinas. Sin embargo, el fiscal ordenó que fuera llevada hasta la maternidad, a unas veinte cuadras del edificio judicial, por riesgo en su embarazo.  La foto de perfil en la red social Facebook es la ecografía del bebé que nació ayer. La mujer ya tiene dos nenas y un varón.

Por otra parte, ayer los vecinos y familiares de la madre de Sheila realizaron una marcha y reclamaron justicia en la entrada al predio en donde fue encontrado el cuerpo y donde vivía la menor y su familia paterna.

 

“El 90 % de los ataques son intrafamiliares”

El fiscal general de San Martín, Marcelo Lapargo, sostuvo que la principal hipótesis del caso apunta a un intento de ataque sexual y aportó datos estremecedores sobre los casos de abusos intrafamiliares en su departamento judicial.   “Es altamente probable que estemos en ese campo”, respondió el funcionario sobre el móvil del asesinato. “Los abusos sexuales –amplió– son generalmente intrafamiliares en un 90 por ciento de los casos. Estos hechos son frecuentes, son hechos diarios”.

“En el departamento judicial de San Martín, que es una jurisdicción de menos de 2 millones de habitantes, se revisan unos cinco niños por día por imputaciones de abuso a niños y niñas. Más o menos hay setenta condenados por año por este tipo de hechos”, agregó. El fiscal explicó que desde el principio la investigación apuntaba a un abuso sexual y no a una venganza narco como en algún momento trascendió.

“Aparentemente la madre tendría alguna vinculación con la venta de droga al menudeo en ese barrio, pero no de algo que generaría que una banda de secuestradores tome venganza por algo que hizo”, señaló.

Por su parte la tía de la pequeña y su pareja manifestaron que fueron los autores del crimen en un momento en que ambos estaban alcoholizados y drogados, pero no dieron mayores detalles. “Dentro de una pena altísima se puede alegar como atenuante un estado de intoxicación, se puede atenuar la pena pero no se excusa de ninguna manera. Por abuso sexual seguido de muerte la pena puede ser cadena perpetua”, indicó Lapargo. Sobre los principales sospechosos aseguró que están trabajando en la recolección de pruebas. “Hay algunos datos que todavía faltan”, añadió el funcionario judicial.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4449

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.

Positive SSL Wildcard