Parcialmente nublado
Temperatura:
17º
Ciudad:
Buenos Aires
miércoles 14 de noviembre de 2018 | Suscribite
POLITICA / Cuadernos de las Coimas
martes 7 agosto, 2018

Un ladero kirchnerista, un operador judicial y un nuevo arrepentido

Qué dejó el segundo día de indagatorias. Para mañana está prevista la declaración del ex juez Norberto Oyarbide.

por Cecilia Devanna

Comodoro Py. Foto: Cedoc

La segunda jornada de la ronda de indagatorias por el escándalo de los cuadernos de las coimas sumó: un nuevo arrepentido, las presentaciones de un ex funcionario, de un ladero kirchnerista, y de uno de los hombres señalados como responsables del manejo de la justicia durante la era K, y de un empresario ligado al grupo Pescarmona. Al tiempo que se acumularon las especulaciones sobre lo que puede suceder mañana, para cuando está prevista la declaración del ex juez Norberto Oyarbide y el ex titular de la AFI, Oscar Parrilli. Las indagatorias fueron ordenadas por el juez Claudio Bonadio e incluyen también al ex ministro Julio De Vido y a la ex presidenta, Cristina Fernández de Kirchner.

El inicio del día estuvo marcado por la presentación del ex secretario de Minería durante el kirchnerismo, Jorge Mayoral, quien negó vínculos con los empresarios involucrados en el caso. Mayoral aseguró que no sólo no los conoce, sino que ni hizo, ni recibió, pagos ilegales. El nombre del ex funcionario apareció en los cuadernos escritos por el ex chofer Oscar Centeno, en las anotaciones correspondientes al 19 de julio de 2013. Allí, Centeno detalló que el ex subsecretario del Ministerio de Planificación, Roberto Baratta, retiró una caja de zapatos con dinero de la Secretaría de Minería que estaba a cargo de Mayoral.

Pacto de caballeros, aprietes y el fantasma de Lázaro: el detrás de escena de los arrepentidos

Mayoral llegó a esta instancia procesado en otros dos expedientes en lo que va del año. En abril fue procesado por el juez Sebastián Casanello, por “abuso de autoridad”, en el marco de la causa por el derrame de Veladero, en San Juan, ocurrido en 2015. En tanto que, en febrero pasado, fue procesado junto a Julio De Vido y el propio Baratta, en el marco del expediente que investiga los desmanejos en la construcción de la mina de Río Turbio. Ahí, el juez Luis Rodríguez los consideró "partícipes necesarios del delito de defraudación por administración fraudulenta cometido en perjuicio de una administración pública".

Después fue el turno del miembro de la Auditoría General de la Nación (AGN) Javier Fernández, quien ingresó al juzgado de Claudio Bonadio pasadas las 9:30 de la mañana y declaró por más de tres horas. Fernández, que llegó acompañado de su abogado, Domingo Montanaro, dejó documentación de la AGN. La entró en una valija, lo que alimentó sospechas de que podría dar por descontado que quedaba detenido, algo que él descartó de plano. Más tarde en diálogo con el diario La Nación, negó la información que figura en los cuadernos y aseguró: “jamás entregue una valija y un bolso, y no conozco a los empresarios".

Cuando todavía Fernández estaba adentro, quien llegó al cuarto piso de los tribunales de Retiro fue Rudy Ulloa, ex chofer de Néstor Kirchner y hombre de su máxima confianza. Faltaban apenas tres minutos para las 11, la hora en que estaba citado. Ulloa entró sonriente al juzgado de Bonadio, acompañado de su abogado, Adrián Tenca, que ya actuó como defensor de femicidas como Jorge Mangeri y Fernando Farré. Tras más de una hora adentro, Ulloa se retiró sin haber declarado y habiendo negado los cargos que se le imputan.

En paralelo, en el edificio de Retiro estaban Francisco Valenti -del grupo Pescarmona- y Héctor Alberto Zabaleta, ex directivo de Techint, quien fue detenido ayer en su casa de Villa Urquiza.

Mientras que Valenti no se movió del cuarto piso, donde está el juzgado de Bonadio, y crecían las versiones sobre que podría cogerse a la figura del arrepentido, algo que finalmente no sucedió, Zabaleta avanzó con su acuerdo. Del cuarto piso subió al quinto, donde está el despacho de Stornelli y comenzó con los detalles de su acuerdo. El encuentro se estiró y el propio fiscal entró y salió varias veces de allí. A pesar de que reinaba el hermetismo y una fuerte custodia policial, se filtró que había expectativa por los datos que se estaban consiguiendo y las puertas que estos abrirían.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4448

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.

Positive SSL Wildcard