domingo 02 de octubre de 2022
POLITICA ecos de una amplIa convocatoria

Larreta baja el tono a la interna tras la foto con 150 candidatos

El jefe de Gobierno reunió a Frigerio, Juez y un nutrido grupo de dirigentes de 22 provincias. Allí fue muy crítico del Gobierno y convocó a armar un “país federal” con un discurso presidencialista. Ayer puso paños fríos a las disputas dentro de Juntos por el Cambio y se mostró con Diego Santilli en Luján. Los nombres larretistas para el 2023.

17-09-2022 02:20

“No es tiempo de hablar de candidaturas”. Horacio Rodríguez Larreta intentó ayer bajarle el tono a las disputas que sobrevuelan en Juntos por el Cambio. Desde Luján, junto a su precandidato a gobernador bonaerense, Diego Santilli, el jefe de Gobierno no quiso ahondar en el impacto de la foto que logró el jueves cuando juntó en Palermo a 150 candidatos y referentes de 22 provincias de todo el país.

“Es tiempo de escuchar. En Juntos por el Cambio estamos unidos y trabajando para cambiar Luján, la Provincia y el país. No es tiempo de hablar de candidaturas, queremos resolverles los problemas a los argentinos”, afirmó el jefe comunal con el “Colorado” a su lado.

El jueves había dado una muestra de poder pensando en la interna de Juntos por el Cambio. En “La escondida”, entre una gran arboleda y un escenario para 150 dirigentes, diputados y senadores de todo el país, ensayó un discurso presidencialista. Como parte de la estrategia no había ni porteños ni bonaerenses.

Lo escuchaban un grupo de precandidatos a gobernador de peso. Entre otros, el diputado Rogelio Frigerio, de Entre Ríos, y el senador Luis Juez, de Córdoba, dos de los grandes ganadores de 2021 con más del 50% de los votos y dos nombres clave para el año que viene en sus distritos.

También estaban Ignacio “Nacho” Torres, el senador de Chubut quien también ganó el año pasado, el diputado y ex gobernador puntano, Claudio Poggi y el pampeano Martín Maquieyra. Además, Germán Alfaro, de Tucumán, y Marcelo Orrego, de San Juan. Punto para los “facilitadores” larretistas la abultada presencia.

Desde las 10 de la mañana, con café de por medio, los 150 asistentes escucharon al economista Hernán Lacunza, quien hoy coordina los equipos del área en la Fundación Pensar, trazar un panorama sombrío sobre la realidad macroeconómica. Con menos metáforas que de costumbre, habló de la estabilización necesaria para llevar adelante un plan que ataque la inflación y una serie de reformas que deberán llevarse a cabo. Lacunza es uno de los más cercanos al larretismo aunque guarda una relación privilegiada con María Eugenia Vidal.

Otra presencia clave fue la de ex canciller Jorge Faurie, quien fue parte de un panel coordinado por la asesora larretista Julia Pomares. Faurie había coqueteado con Patricia Bullrich, pero hoy quedó mucho más cerca del proyecto del jefe comunal.

El otro actor relevante, y quien armó parte de la convocatoria fue el diputado Omar de Marchi, armador del jefe de Gobierno. ¿Será candidato a gobernador en Mendoza para obligar a Alfredo Cornejo a desistir de acompañar a Bullrich como vice y jugar a gobernador?

En su discurso, Larreta se mostró muy duro con el Gobierno. “Quienes llevan las riendas del país nos tienen a la deriva. Todo se resume en una cosa: el Gobierno es una máquina de improvisar. No tienen un plan, solo internas, chicanas y dedos levantados señalando culpables”.

En esta Nota