lunes 20 de septiembre de 2021
SOCIEDAD Santa Fe
18-11-2020 05:30
18-11-2020 05:30

¿Quién te vende? La lucha de una madre contra la droga en Rosario

Betina Zubeldía puso el cuerpo y se ocupó de recuperar a su hijo y hace seis años está al frente de Madres Territoriales, una ONG que combate la drogadicción.

18-11-2020 05:30

Su vida cambió para siempre una tarde de domingo de 2012 cuando encontró a su hijo en el garage de su casa con la nariz blanca de cocaína. Averiguó quién le vendía y fue hasta el bunker en la localidad de Pérez, vecina a Rosario, para enfrentar al transa. Después de hacer la denuncia recibió múltiples ataques: incendiaron su auto en la puerta de su casa, balearon la vivienda de sus padres, tres bombas molotov estallaron en su negocio de motos y sufrió amenazas cara a cara. Betina Zubeldía puso el cuerpo y se ocupó durante dos años a recuperar a su hijo y hace seis años está al frente de Madres Territoriales, una ONG que integran más de 40 mujeres en el gran Rosario y referentes en cada provincia.

“No nos gusta estigmatizar, nosotras ayudamos porque las adicciones son una enfermedad social. No hay que culpar a los chicos, cuando a mí me decían ‘vi a tu hijo en tal lado’ yo lo agradecía, no decía ‘por qué no te metes en tus cosas’, al contrario. Gente que no conocía me ayudó en ese momento. Por eso yo tengo mucho que devolver.”, afirma Zubeldía en diálogo con Perfil y agregó: “Madres Territoriales es la antítesis de todo el sufrimiento, de lo que el Estado no brinda, es lo que nos llena de orgullo. Desde el momento de haber vivido muchas situaciones, nos fortalecen, ayudan afrontar situaciones similares con una experiencia que la podemos volcar en el otro.”

Rosario Narco: chicos sin infancia, drogas y la ausencia del Estado

Cuando recuperó a su hijo se capacitó en el Centro Terapéutico Vínculos, que dirige el psicólogo Horacio Tabares en Rosario como técnica superior en prevención comunitaria, me formé con Horacio Tabares en su Centro Terapéutico Vínculos. Inquieta, viajó a Buenos Aires (de donde es oriunda) para continuar aprendiendo e hizo contacto con las Madres del Paco a quienes conoció en la Secretaría de Programación para la Prevención de la Drogadicción y Lucha contra el Narcotráfico (SEDRONAR). “Después de escucharlas me dije que algo tenía que hacer y así nació Madres Territoriales. Nos llamamos así porque no estamos detrás de un escritorio.

Madres Territoriales g_20201117

Se me ocurrió porque nosotros no estamos detrás de un escritorio, somos las que vamos al barrio, las que conocemos a la mamá, las que vemos si el papá está ausente o también consume, si hay una abuela contenedora, sabemos dónde viven, cuál es el referente del barrio, en quién se puede confiar, cuál es la persona que puede ayudar a ese chico adicto. La ley de Salud Mental dice que tiene actuar equipos interdisciplinarios, comunicados entre sí, cosa que todavía no logramos, por eso hay tanto fracasos. Hay que conocer, interactuar. Las mamás tenemos que estar fuertes y eso te lo dan las personas que pasaron por la misma situación y que pudieron superarlo”, señaló Zubeldía.

Rosario Narco: la desaparición forzada de un soldadito

“Antes de la pandemia ya estábamos viendo que ya no existen los bunkers como lugar cerrado, con una ventanita; ahora las casas de familia se transformaron en bunker, hay muchas armas en poderes de familias muy vulnerables. Vemos que los jóvenes para hacer este envío de transacción de sustancias son muy chicos, buscan menores porque saben que no van presos. Hay que hacer prevención y hay muchas personas que están en puestos de carácter social que no tienen la más pálida idea, que no saben hacer una articulación, que no pueden dar un diagnóstico, que no tienen idea de nada. Esta enfermedad hace que la familia se desintegre, y una familia desintegrada no puede trabajar normalmente, una familia desintegrada solo puede dar a la sociedad angustia. Tenemos que empezar hablar como corresponde”, apuntó la referente.

Madres Territoriales g_20201117

El polémico ministro de Seguridad de Santa Fe, Marcelo Saín pidió esta semana a “las clases medias y altas que paguen impuestos, no compren cosas robadas y que sus hijos no compren drogas”. Indignada, Betina Zubeldía se preguntó “¿dónde vive este hombre? A nosotras se nos acercan empresarios que tienen sus hijos adictos, profesionales, abogados, médicos… Saín hace diferencias y las adicciones no distingue, sufrimos todos. Por eso tiene que haber políticas públicas que visibilicen el problema. El presupuesto que hay en la provincia para salud mental y adicciones es del 0.01 por ciento del total que hay destinado para Salud para el 2021. Se necesita una estructura, una estrategia, un programa para poder avanzar y no lo hay; si no hay presupuesto, ¿cómo salimos?”, concluyó.

En esta Nota