50Y50
EL APORTE DE LA MUJER EN EL MUNDO IT

El valor de la diversidad: liderazgo femenino en empresas de tecnología

Problemas complejos requieren mentes diversas para solucionarlos. Cada vez más empresas empiezan a comprobar los beneficios de tener liderazgos femeninos en sus organizaciones. Sin embargo, en el sector IT el nivel de representación de las mujeres en los cargos jerárquicos sigue siendo bajo: si bien en 2022 creció un 0,9%, no alcanzó aún los niveles prepandemia. Los testimonios de tres mujeres líderes de empresas que brindan servicios tecnológicos.

El valor de la diversidad: liderazgo femenino en empresas de tecnología
LÍDERES. Las mujeres sienten que tienen que trabajar más para obtener el mismo reconocimiento. | Shutterstock

La industria de la tecnología y del desarrollo de software está cambiando. En un reciente artículo del International Journal of Information Processing and Management se plantea que hoy este sector prioriza identificar los deseos y necesidades del usuario o usuaria, es decir, que se centra en la percepción del diseñador de lo que el usuario quiere y la percepción del usuario de lo que realmente necesita. Por ello, se hace necesario que los profesionales desarrollen tanto hard skills como soft skills, entre ellas la colaboración, la empatía, la autonomía y las habilidades para la comunicación.

Es en esta lógica, contar con un liderazgo diverso y en especial con mayor participación de mujeres, permite tener una mejor ponderación de las diferentes necesidades de los clientes y combinar una variedad de miradas a la hora de buscar soluciones tecnológicas.

Sin embargo, en el sector IT todavía los niveles de representación de las mujeres en los cargos jerárquicos permanece bajo. Si bien en 2022 la cantidad de mujeres en las principales compañías de tecnología aumentó un 0.9 por ciento, los números no alcanzaron a los anteriores a la pandemia.  

20230507_mujer_trabajo_genero_shutterstock_g
Imagen ilustrativa. Foto: Shutterstock

 Aunque las mujeres que trabajan en tecnología son igual de ambiciosas que los hombres en cuanto a buscar crecer en sus responsabilidades y tienen un alto nivel de experiencia técnica; en su camino hacia el liderazgo deben superar desafíos que la mayoría de los hombres no enfrentan: muchas tienen a cargo tareas de cuidado que resultan en licencias más largas, tienen pocos modelos a seguir y perciben una mayor presión para demostrar sus habilidades tecnológicas; por lo tanto, las mujeres sienten que tienen que trabajar más duro para obtener el mismo reconocimiento.

Afortunadamente, son muchas las empresas que brindan servicios tecnológicos que ven los beneficios de tener más mujeres en sus equipos de dirección y por eso se preocupan por buscar formas de asegurar la permanencia y ascenso del personal femenino dentro de sus organizaciones.

En su experiencia como Senior QA Analysts de Descartes System Group, empresa multinacional lider en soluciones de software e inteligencia comercial, Janette Silvera destacó el gran diferencial del talento femenino: “las mujeres trabajando aportan meticulosidad, mirada de detalle, creatividad, persistencia y sensibilidad a la hora de entender las necesidades de los clientes, y esto es un diferencial clave para generar productos tecnológicos de calidad”. Los clientes de Descartes usan las soluciones modulares de software como servicio para enrutar y programar los recursos de entrega, planificar envíos, acceder a datos de comercio internacional y participar en la comunidad de logística multimodal, entre otros servicios.

Las mujeres deben superar desafíos que la mayoría de los hombres no enfrentan.

Por su parte, Luz Mihanovich, directora de Tecnología de Servicios Financieros de Accenture, comenta que las mujeres aportan un diferencial significativo en la prestación de servicios de tecnología ya que su presencia en el sector IT promueve la diversidad de pensamiento y enriquece la toma de decisiones. “En Accenture Argentina las mujeres ocupan el 54,8% de posiciones ejecutivas en todos estos sectores; creemos en el potencial de las personas independientemente de su género, dado que la diversidad nos enriquece y nos permite generar soluciones más innovadoras, que es fundamental en la evolución de las soluciones tecnológicas”.

Por último, Ana Karina Rubini, líder de OnStar en General Motors, afirmó: "En la industria de la conectividad, las mujeres aportan una perspectiva invaluable y una calidad diferencial a la prestación que ofrece el producto. Nuestra capacidad para tejer relaciones sólidas, nutrir la innovación y brindar soluciones conectadas está impulsando un futuro más inteligente y seguro para todos. En GM estamos comprometidos en alcanzar un 40% de presencia femenina en nuestra empresa para el año 2030. Actualmente, nuestras búsquedas laborales reflejan este compromiso, con cerca del 50% de perfiles femeninos, demostrando nuestra dedicación a impulsar el rol femenino hacia una movilidad más eficiente y sostenible”.

Testimonios como estos son prueba de lo valiosas que son las líderes mujeres. Ya sea por su creatividad, su meticulosidad, su persistencia o su capacidad de aportar nuevas miradas, es innegable que constituyen un aporte fundamental para las organizaciones en las que trabajan.