martes 24 de mayo de 2022
ACTUALIDAD Había ganado 1.600 pesos
22-01-2022 11:24

Un demente santiagueño acertó a la quiniela, fue a cobrar y empezó a masturbarse en la agencia

La chica que atendía el local consiguió sacarlo a empujones y pedir ayuda, finalmente lo demoró la policía. Algunos vecinos contaron luego que el hombre, un vendedor ambulante de 61 años, tendría problemas mentales.

22-01-2022 11:24

En un episodio insólito ocurrido en las últimas horas en un humilde barrio de la ciudad de Santiago del Estero, un hombre de 61 años fue detenido por la policía luego que se masturbara en una agencia de tómbola, a la que había ido a cobrar un premio de 1600 pesos. La increíble situación tuvo como víctima a una adolescente de 17 años, que atendía el local de juego, y luego de pagarle el premio al sujeto tuvo que lidiar con la penosa escena hasta terminar lidiando a empujones con el sujeto para sacarlo del local.

Todo ocurrió en las cercanías de la esquina de Avenida Aguirre y Andes, en el humilde barrio Juan Felipe Ibarra, en las afueras de la capital provincial.

Fue allí donde este viernes por la tarde se presentó un vendedor ambulante, de 61 años y conocido en la zona, festejando que había acertado y tenía un boleto ganador de la tómbola local, como se define en esa provincia a los sorteos habituales de quiniela.

Fue así cuando la empleada a cargo del pequeño local, una adolescente de 17 años, corroboró la jugada ganadora y efectivamente el boleto tenía premio, así que le abonó en efectivo el monto obtenido por el apostador, los 1.600 pesos ya citados

Avenida Aguirre y Andes, el barrio donde ocurrió el insólito episodio de un sujeto masturbándose en una agencia de tómbola.
Aguirre y Andes, el barrio santiagueño donde se encuentra la agencia de quiniela.


 Pero la escena estaba lejos de terminar con la algería del sujeto, ya que una vez cobrado el premio, el vendedor ambulante pareció ir hacia la puerta del pequeño local, pero allí se bajó los pantalones y comenzó a masturbarse frente a la empleada.

Ante ese cuadro, la empleada pudo empujarlo fuera del local, y apenas consiguió cerrar la puerta pidió ayuda a un comercio vecino, desde donde llamaron a la Policía para denunciar la situación. Efectivos de la División Prevención de la Zona Centro arribaron enseguida al lugar y sorprendieron al hombre acomodándose los pantalones, por lo que lo redujeron y lo trasladaron a la Comisaría Cuarta.

La fiscal de la Unidad de Delitos Contra la Integridad Sexual, Vanina Aguilera, dispuso que el vendedor ambulante permanezca demorado y ordenó una pericia psiquiátrica, ya que vecinos de la zona afirmaron que el hombre tendría problemas mentales.

 

NA/HB