26th de February de 2021
BLOOMBERG
08-05-2020 14:20

Aerolíneas de la región a prueba con pago de bono por US$66M

Esto supondrá una primera prueba para determinar si las aerolíneas latinoamericanas pueden mantenerse al día con los pagos de la deuda en medio de las prolongadas prohibiciones de viaje que las dejaron sin ingresos.

Ezra Fieser
08-05-2020 14:20

Avianca Holdings SA está a días de un vencimiento de bonos, lo que supondrá una primera prueba para determinar si las aerolíneas latinoamericanas pueden mantenerse al día con los pagos de la deuda en medio de las prolongadas prohibiciones de viaje que les han despojado de casi todos sus ingresos.

Avianca, con sede en Bogotá, una de las aerolíneas más grandes de la región, debe pagar US$65,6 millones el 10 de mayo. Para reducir los costos, la compañía aplazó los pagos de arrendador, canceló las inversiones planificadas y ofreció licencias no remuneradas a la mayoría de sus 21.000 empleados.

Sin embargo, S&P Global Ratings rebajó la calificación crediticia de Avianca esta semana a CCC-, argumentando que, sin un rescate gubernamental de último minuto, “Avianca podría entrar en una refinanciación de deuda en estrés financiero o incumplir el pago de la deuda”.

El Gobierno colombiano abrió la puerta a un posible paquete de ayuda para las aerolíneas el mes pasado. Las dos partes permanecen en conversaciones, según personas con conocimiento del tema. La compañía rehusó hacer comentarios.

El ministro de Hacienda, Alberto Carrasquilla, dijo el viernes que el Gobierno está discutiendo sobre la forma más adecuada de ayudar a las aerolíneas. El “caso de Avianca es especial”, dijo en una entrevista con RCN Radio. “Estamos en discusiones por su tamaño, por la situación específica de la empresa”.

Pablo Biró: "Los vuelos de Aerolíneas a China por insumos no hubieran sido posibles con Macri"

Analistas consideran que Avianca es la más vulnerable a un incumplimiento. Sin embargo, las aerolíneas en toda América Latina están sufriendo por las prohibiciones de viajes aéreos que las han obligado a inmovilizar la gran mayoría de sus aviones. La capacidad de vuelo en Suramérica ha disminuido en casi 90% desde enero, según datos recopilados por OAG Aviation Worldwide.

Se pronostica que los ingresos perdidos por tráfico de pasajeros ascenderán a US$18.000 millones este año, según la Asociación Latinoamericana y del Caribe de Transporte Aéreo. Ante la tardanza de los Gobiernos en ofrecer líneas de crédito u otra ayuda, las aerolíneas están tomando medidas para sobrevivir a una crisis prolongada al reforzar los balances y reducir los costos a través de recortes salariales, vacaciones no remuneradas y propuestas de jubilación anticipada.

En Argentina, donde rige la prohibición de viajes más estricta del continente con inactividad de vuelos hasta el 1 de septiembre, las estatales Aerolíneas Argentinas y Austral Líneas Aéreas se están fusionando para sobrevivir.

“Sin ingresos, y reitero, no sabemos por cuánto tiempo, muchas aerolíneas en la región y en el mundo desaparecerán”, dijo Pablo Ceriani, presidente de Aerolíneas Argentinas.

Los inversionistas han vendido acciones y deuda desde que comenzó la pandemia de coronavirus, empujando los rendimientos de los bonos hacia territorio de estrés financiero. Cinco de los mayores operadores de la región, Latam Airlines Group SA, Gol Linhas Aereas Inteligentes SA, Azul SA Avianca y Aeroméxico, han caído un promedio de 71% desde finales de enero en términos de dólares, mucho peor que la caída de 47% del índice Bloomberg World Airlines.

Incluso después de que reabran los cielos, se anticipa que la demanda de viajes aéreos sea débil.

Se considera que Copa Holdings, de Panamá, es la mejor posicionada en la región para mantener una recesión prolongada. Vendió US$350 millones en letras convertibles el mes pasado y tiene líneas de crédito a las que puede acudir. Pero incluso Copa, que espera tener solo 40% de su capacidad operativa para fin de año, se ha visto obligada a hacer recortes. Más de 800 de sus empleados optaron por paquetes de jubilación anticipada o separación voluntaria, mientras que otros 700 tomaron vacaciones no remuneradas de 6 o 12 meses, dijo Pedro Heilbron, director ejecutivo, en una conferencia telefónica el jueves.

Avianca y Latam Airlines, la aerolínea más grande de la región, también han ofrecido licencias no remuneradas, de acuerdo con copias de las ofertas vistas por Bloomberg. Latam no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios por correo electrónico.

Flota inmovilizada

El año pasado, Avianca reestructuró la deuda, incluido un bono de US$550 millones, y lanzó una estrategia de cambio de negocio que fue abatida por la pandemia. Inmovilizó toda su flota en marzo cuando Colombia ordenó la prohibición de viajar, que desde entonces ha sido extendida hasta finales de este mes.

Pese a su reestructuración de bonos, se quedó con US$65,6 millones en capital de los acreedores que no aceptaron la oferta. La compañía podría aprovechar un período de gracia, dijo Carlos Enrique Rodríguez, director de investigación de capital en Ultraserfinco SA, una correduría bogotana.

“No sé qué esperar este fin de semana de Avianca”, dijo. “Mi escenario base” es el incumplimiento.