2nd de March de 2021
BLOOMBERG POR LA LLEGADA DEL AUTO ELÉCTRICO
26-11-2018 23:16

General Motors planea más de 14.000 despidos y cierre de 7 fábricas en 2019

Cuatro fábricas en EE.UU., una en Canadá y dos fuera de Norteamérica podrían cerrar sus puertas hacia fines de 2019 si el fabricante de automóviles y sus sindicatos no llegan a un acuerdo para asignar más trabajo a esas instalaciones

David Welch
26-11-2018 23:16

General Motors informó que despedirá a más de 14.000 empleados asalariados y a trabajadores industriales, y cerrará siete fábricas hacia fines del próximo año. Esta medida forma parte de una reestructuración radical, ya que se prepara para un futuro en el que haya una mayor cantidad de vehículos eléctricos. Cuatro fábricas en EE.UU., una en Canadá y dos fuera de Norteamérica podrían cerrar sus puertas hacia fines de 2019 si el fabricante de automóviles y sus sindicatos no llegan a un acuerdo para asignar más trabajo a esas instalaciones, señaló GM en un comunicado. Junto con los cierres, la compañía desechará algunos de sus sedanes de rotación más baja.

Los recortes se producen poco después de las ganancias sorprendentemente sólidas del tercer trimestre. La directora ejecutiva de GM, Mary Barra, está tratando de lograr que la compañía sea más austera, ya que las ventas de autos en EE.UU. se desploman respecto de su año récord de 2016 y las ventas en China -el otro polo de ganancias de GM- también están a la baja. Por otro lado, Barra está reasignando recursos hacia la fabricación de automóviles eléctricos y, a futuro, hacia vehículos que se conducen solos.

"Estamos tomando estas medidas mientras la economía se mantiene sólida", señaló Barra a periodistas en Detroit. “Esta industria cambia muy rápido. Queremos asegurarnos de que estamos bien posicionados. Creemos que es apropiado hacerlo mientras la compañía y la economía son fuertes". Las acciones de GM aumentaban 7,9% a US$38,75, el porcentaje más alto desde julio, a las 11:16 a.m. en la bolsa de Nueva York. Las acciones siguen bajando un 7% este año.

El plan de despedir a un 15% de los trabajadores asalariados sucede a una ronda de indenmizaciones que GM ofreció a cerca de una cuarta parte de su fuerza laboral con mayor antigüedad a fines de octubre. GM informó que los recortes aumentarán el flujo de efectivo libre automotriz en US$6.000 millones para fines de 2020 y darán lugar a cargos únicos de hasta US$3.800 millones en el cuarto trimestre de este año y el primer trimestre de 2019.

GM también informó que el próximo año la compañía dejará de fabricar los sedanes Buick LaCrosse, Chevrolet Impala y Cadillac CT6. El híbrido enchufable Chevy Volt también se dejará de fabricar junto con el sedán compacto Chevy Cruze, que se fabricará en México para otros mercados.

Los posibles cierres ya generaron rechazo político, ya que el primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, tuiteó que ya le expresó en forma directa su "profunda decepción" a Barra. Las plantas de EE.UU. se encuentran en lugares que se han visto devastados económicamente por la pérdida de empleos y la presión sobre los salarios durante décadas, lo que permitió llevar a Donald Trump a la presidencia de EE.UU. en 2016.

El senador estadounidense Rob Portman, republicano de Ohio, dijo que está "profundamente frustrado" con la decisión de GM de cerrar una planta en Lordstown y está presionando a Barra para que presente un producto alternativo para la fábrica.

Barra está reduciendo el personal de las áreas que fabrican automóviles convencionales y está contratando personas que pueden diseñar automóviles eléctricos o agregar habilidades de software a GM Cruise LLC, la unidad de vehículos autónomos del fabricante de automóviles en San Francisco. Eso significa que GM necesita asignar más recursos a los autos eléctricos, a diferencia del híbrido Volt, y a la tecnología autónoma, dijo Barra.

GM despedirá a más de 6.300 empleados asalariados y que trabajan por hora en sus plantas, y al 15% de los trabajadores asalariados en América del Norte, lo que suma un total superior a 14.000 empleados.

La compañía designó para un posible cierre a una planta de automóviles sedán en Detroit, una planta de automóviles compactos en Ohio y otra planta de ensamblaje en las afueras de Toronto. También están en riesgo dos plantas de transmisión, una fuera de Detroit y otra en Baltimore. Si bien GM ofreció indemnizaciones y despedido a trabajadores en sus operaciones centrales de automóviles, en el último año incorporó a cerca de 1.000 personas a Cruise.