domingo 26 de septiembre de 2021
CIENCIA Primero en Sudamérica
06-02-2021 13:27
06-02-2021 13:27

Llegó al Malbrán el 'CovidSeq', secuenciador que permite "vigilar" al Covid-19

El equipo, adquirido por el Ministerio de Salud, puede rastrear las mutaciones del virus, analizar su transmisibilidad y medir la respuesta de vacunas.

06-02-2021 13:27

Un comunicado de la Jefatura de Gabinete de la Nación dio cuenta de la llegada del nuevo equipamiento para hacer estudios genómicos a gran escala del SARS-CoV-2 al Instituto Anlis-Malbrán, el primer centro de Sudamérica en contar con esa tecnología, que permite analizar 6.000 muestras por semana.

Esta máquina de última generación se llama CovidSeq y vigila minuto a minuto las eventuales mutaciones del coronavirus. Adquirido a la empresa estadounidense Illumina, con sede en San Diego, por un valor de 992.600 dólares, el equipo es el primero de toda Sudamérica. Según se indicó, pesa 600 kilos aproximadamente y tiene un tamaño similar al de un cajero automático.

Ahora bien, el nuevo equipamiento ya se encuentra instalado en la Unidad de Contención Biológica del Instituto Anlis-Malbrán, un espacio especialmente preparado para tener energía eléctrica constante y la temperatura recomendada. Actualmente, los científicos se entrenan en la Unidad para poder comenzar a utilizar el secuenciador genómico.

Hasta el momento, solo se podían realizar 300 muestras por semana, pero con este nuevo equipo se podrá procesar unas 6.000 muestras por semana, por lo que "habrá un incremento 20 veces mayor para determinar si en los testeos que se realizan aparecen nuevas mutaciones del virus o alguna de las ya existentes en el mundo".

La nueva mutación de la cepa británica amenaza a las vacunas contra covid-19

A su vez, la tecnología de este nuevo equipamiento no solo secuencia el genoma del virus, sino que también puede diagnosticarlo; es decir determinar si la muestra es positiva y también la variante a la que pertenece. En cuanto a la sensibilidad del diagnóstico, el equipo otorga el 99,7%, por lo que reduce casi al mínimo la posibilidad de que ocurran falsos negativos. A diferencia de otros análisis, este sistema evalúa 98 regiones del virus para dar el resultado.

“Además de vigilar la efectividad de las vacunas a partir de las mutaciones que aparezcan, detectar las nuevas cepas resulta clave para determinar, por ejemplo, la causa del crecimiento de los contagios, ya que las mismas pueden responder a un relajamiento de las medidas de prevención o a la aparición de una variante que posee mayor transmisibilidad”, agregó el comunicado.

Con respecto a las variantes del coronavirus, estas son mutaciones o cambios en el genoma del virus, las cuales pueden generar una o más mutaciones, y a mayor cantidad de mutaciones más compleja puede resultar la variante, por lo que es necesario realizar la pronta detección e investigación de las mismas.

En tanto, hoy hay cinco variaciones confirmadas en el mundo y una se encuentra en estudio: la variante identificada en Reino Unido, la de Sudáfrica, las dos de Brasil (Manaos y Río de Janeiro) y la de California. Asimismo, una posible variante proveniente de México está en fase de investigación. Según el comunicado, hasta la fecha, en Argentina solo se han detectado dos casos positivos con mutaciones.