Soleado
Temperatura:
21º
Ciudad:
Buenos Aires
martes 12 de noviembre de 2019 | Suscribite
CóRDOBA / COMBUSTIBLES
domingo 13 mayo, 2018

En Córdoba, casi $700 en impuestos por cada tanque de nafta premium

La carga tributaria significa casi 39% del precio final de ese producto. De los $1.500 que cuesta, en promedio, llenar un tanque sólo $170 quedan en las estaciones de servicio.

por Norma Lezcano

PIDEN TRANSPARENCIA. La FECAC cree que es hora de visibilizar los componentes del valor de los combustibles y exponer el peso del Estado en la definición de los precios que paga el consumidor. Foto: CEDOC PERFIL
domingo 13 mayo, 2018

Los precios de los combustibles, al igual que los de los servicios públicos, soportan una alta carga tributaria “escondida” en el valor final que paga el consumidor.

Para la Federación de Expendedores de Combustibles y Afines del Centro de la República (Fecac) es necesario superar “el contexto de baja visibilidad de los distintos impuestos y tasas pagados en las distintas actividades económicas, sin que el consumidor final conozca la magnitud de dichos impuestos y tasas”.

Por ello, esta semana presentaron un revelador informe que indica que la carga tributaria en el sector del expendio de combustibles equivale al 38,9% del precio final. Dentro de ese paquete tributario contemplan impuestos como el IVA, a los Combustibles Líquidos, al Dióxido de Carbono, a los Débitos y Créditos Bancarios, las tasas de Ingresos Brutos y Comercio e Industria, entre otros que recaen sobre ciertos ítems de costos como las contribuciones patronales pagadas sobre los salarios de los empleados de las estaciones de servicio.

Los datos surgen del Sistema de Índices de Costos del Expendio de Combustibles, un sistema estadístico cuyo desarrollo es financiado con aportes conjuntos de la FECAC y el Fondo de Competitividad de la Agencia para el Desarrollo Económico de Córdoba (ADEC). 

“Una forma más visible de presentar el costo tributario de la actividad del expendio de combustibles es en cantidad de dinero por cada tanque de combustible”, explicó el economista Gastón Utrera, responsable del estudio. “Medido de esta manera, el costo impositivo asciende, en promedio, a $600 por cada tanque de 55 litros, aunque llega a $650 en el caso de un tanque de nafta súper y $690 en el caso de un tanque de nafta premium”.

En números redondos, de los $1.500 que cuesta, en promedio, llenar un tanque de 55 litros, $730 van a las petroleras; $600,  al Estado en sus diferentes niveles y sólo $170 quedan en las estaciones de servicio para cubrir todos sus costos de operación. “Esto incluye todos los salarios, aguinaldos y vacaciones del personal de playa y del resto del personal; además de ART, seguros de vida, ausentismo, previsiones por despido, entre otros costos asociados al personal”, detalló Utrera. Asimismo, con esos ingresos, las empresas del rubro deben cubrir otro menú de más de doce ítems de gastos imprescindibles para su operatoria, entre los que pesa el costo de la energía eléctrica.

Congelamiento provisorio. Para los empresarios del expendio de combustibles se volvió crítico visibilizar la fuerte carga tributaria sobre el valor de los productos que venden porque son ellos quienes enfrentan la frustración del consumidor cuando ve que en su bolsillo estalla una cadena de aumentos anteriores, de los cuales no son responsables. Centralmente: precio internacional del petróleo y evolución del dólar.

Precisamente, como consecuencia de la corrida cambiaria, las petroleras acordaron con el Gobierno nacional congelar por dos meses los incrementos de los combustibles, pero la sitaución se transformó en una olla a presión que puede destaparse en julio próximo.

En efecto, el ministro de Energía Juan José Aranguren firmó con YPF, Pan American Energy y Shell un "acuerdo de estabilidad de precios" por el cual las empresas se comprometieron a mantener sin cambios los valores de los combustibles durante mayo y junio próximos.

El Gobierno reconoció que se trata de una "medida de excepción" e  invitó a las restantes empresas refinadoras y comercializadoras que se adhieran al acuerdo.
El tema es qué pasará cuando el acuerdo finalice. A partir de finalizado los dos meses que incluye el congelamiento, las petroleras podrán compensar las diferencias resultantes de las variaciones de costos acumuladas en el bimestre, durante un periodo de seis meses a partir del 1 de julio de 2018. 

En la actualidad los precios de referencia más bajos del mercado son los que expone YPF en la Ciudad de Buenos Aires y que se ubican para la nafta súper en $25,24 por litro, la nafta premium $29,28, el gasoil común a $22,5 y el premium a $25,70.

En el mercado cordobés, la realidad muestra precios más elevados. Tras el último aumento aplicado por las petroleras el 5 de abril pasado, el valor de la nafta súper pasó a $28,42; la premium a $31,61; el diésel común, a $24,01 y el premium, a $27,61.

En un “ranking de precios por provincia” realizado por el Ieral, Córdoba figura segunda, sólo superada por los precios que se pagan en el Chaco y los valores que se encuentran en este territorio están por encima del promedio nacional y del promedio de la región pampeana. 
 


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4811

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.