miércoles 30 de noviembre de 2022
ECONOMIA Agroindustria

Una firma ofrece cultivos de maní "llave en mano" y planea expandir la geografía manisera

Este cultivo tiene el corazón productivo en el sur de Córdoba pero ya se expande a otras latitudes.

23-11-2022 15:37

Además de los granos tradicionales, en nuestro país se siembran anualmente entre 300.000 y 400.000 hectáreas de maní, un cultivo que cuenta con un desarrollado complejo agroindustrial exportador que motoriza a una sólida economía regional con epicentro en el sur cordobés. 

Si bien el corazón productivo del maní es el sur de Córdoba, en los últimos tiempos se expande hacia nuevas regiones productivas del país. Es así como ahora también, las provincias de San Luis, La Pampa, Buenos Aires, Tucumán y Catamarca constituyen parte del mapa manisero.

Dos mayores economías europeas se contraen anticipando una posible recesión regional

Justamente, en la búsqueda por construir esta “geografía manisera” se requiere que más productores se sumen al sector. Y con este propósito, desde hace un par de años Prodeman lanzó su programa de “cultivos llave en mano”.

A través de una plataforma de marketing digital, se ofrece una propuesta de negocio donde está “todo incluido” en cuanto al paquete productivo de este grano. Pero no se limita sólo al maní sino que suma maíz y soja. 

“El ‘Programa Llave en Mano’ es una solución para los agricultores ya que está gerenciado en un 100% por la empresa", aseguró Carlos Faricelli, responsable de marketing e innovación de la firma.. Y agregó: "además, el programa incluye la oferta del servicio de dirección técnica y ejecución total del cultivo, contemplando desde la ayuda en la elección del lote hasta la cosecha”.

En la misma línea expresó: “Se ejecuta una planificación integral del maní, soja o maíz, apoyada en las buenas prácticas, y en las que nuestra empresa se hace cargo de la dirección técnica, la protección del cultivo, las labores y hasta la cosecha, cuando la compañía cobrará por su participación en canje sobre lo producido, descontando el costo total del cultivo ejecutado”, explicó. 
 

El "taylor made" cordobés para el cultivo de maní

El programa busca insertar al maní en las rotaciones de cada lote y se transforma así en un “traje a medida” para cada establecimiento, en tanto la empresa pone a disposición su logística integral, la supervisión con un equipo de trabajo de 15 agrónomos, el apalancamiento de los servicios e insumos y la documentación digital del proceso productivo.

Desafíos futuros para las economías regionales

De esta forma, el programa integra también a la soja y maíz, acompañantes del maní en la secuencia de cultivos clásica de la zona central.

“Con el sistema llave en mano, el dueño de la producción es el productor", destacó Faricelli, quien además agregó que la gestión administrativa, la documentación comercial y el reporte permanente de las labores a campo (siembra, pulverización y cosecha), se puede canjear con el grano obtenido en la cosecha, con el beneficio fiscal impositivo y de captura de precios que ello implica.

Agricultura e innovación

Para el responsable de marketing, el sistema “llave en mano” es un reflejo de la agricultura moderna y de los nuevos negocios en tanto “brinda las soluciones que requieren los agricultores bajo la premisa de agronomía, rentabilidad, cumplimiento de normas, agricultura de precisión, analytics y agricultura digital”.

Al respecto, la compañía tiene en marcha un proyecto de inclusión de sensores en la arrancadora (la máquina que invierte la planta y expone la vaina del maní para su posterior recolección), que posibilita obtener indicadores de suelos, que luego sirven para utilizarlos en la determinación de la secuencia correcta de trigo, cebada o maíz.

Otro dato llamativo es que la firma también trabaja con drones para la determinar el número de plantas y para que cada productor pague por planta emergida, de manera de ajustar “1 semilla, 1 planta” y así aportar al incremento de la rentabilidad mediante el manejo de los detalles.

LR