Soleado
Temperatura:
21º
Ciudad:
Buenos Aires
miércoles 16 de octubre de 2019 | Suscribite
INTERNACIONAL / MIL AÑOS DE MISTERIO
jueves 5 septiembre, 2019

¿El monstruo del Lago Ness es una anguila gigante? Eso dice un científico

Así lo reveló un grupo de investigadores neozelandeses, cuyas conclusiones pueden descartar otras hipótesis sobre peces gigantes, como un siluro, un esturión o incluso un tiburón de Groenlandia.

La historia del monstruo se remonta a hace 1.500 años, cuando se dice que un misionero irlandés avistó al monstruo y, desde entonces, más de un millar de personas afirman haber visto a la bestia. Foto: Cedoc
jueves 5 septiembre, 2019

¿El monstruo del Lago Ness es un tiburón, un bagre gigante o un esturión? No. Según una larga investigación publicada en Escocia, dirigida por el experto en genética Neil Gemmel, de la universidad de Otago (Nueva Zelanda), la mítica criatura es una anguila gigante

El investigador afirma que analizó y secuenció el ADN de 250 muestras de agua recogidas en el famoso lago escocés y los resultados lo llevaron a descartar la hipótesis de un reptil procedente de la era jurásica. El "monstruo", apodado afectuosamente "Nessie", que fue avistado por primera vez en el siglo VI, no es un plesiosaurio, un gran reptil acuático. El estudio permite también descartar otras hipótesis sobre peces gigantes, como un siluro, un esturión o incluso un tiburón de Groenlandia.

"Encontramos una cantidad significativa de ADN de anguila" en las aguas del Lago Ness, explicó Gemmel. ¿Quiere eso decir que las frías aguas del lago estarían pobladas de especímenes gigantes? "Nuestros datos no revelan su tamaño pero la importante cantidad que encontramos hace que no podamos descartar la posibilidad de que haya anguilas gigantes en el Lago Ness", subrayó. "Es posible que haya anguilas muy grandes", dijo Gemmell en una conferencia de prensa en el Centro Loch Ness en Drumnadrochit, "pero depende de cuán grande creas que es 'grande'".

Gemmell dijo que el gran volumen de ADN de anguila lo sorprendió a él y a su equipo. Y agregó: "No sabemos si el ADN de la anguila que estamos detectando proviene de una anguila gigantesca o de muchas anguilas pequeñas". Pareciendo más escéptico, esbozó la teoría: “La idea es que estas anguilas normalmente migrarían para reproducirse, pero, por cualquier razón, no lo hacen. Y continúan creciendo a un tamaño muy grande, renunciando a la reproducción para el crecimiento".

"Se necesitan investigaciones adicionales para confirmar o refutar esta teoría pero, según nuestros datos, la hipótesis de una anguila gigante es plausible", concluyó el científico, quien señaló que esta pista ya había sido mencionada en 1933. Las teorías sobre la naturaleza del monstruo son numerosas y van desde un reptil marino prehistórico hasta un pájaro acuático, pasando por el simple movimiento de las olas bajo el efecto del viento.

Una de las teorías favoritas del monstruo del lago Ness es que es un elasmosaurus o plesiosaurio que de alguna manera sobrevivió a la extinción de los dinosaurios. Gemmell estaba más seguro de descartar esto. "¿Hay un plesiosaurio en el lago Ness? No. No hay absolutamente ninguna evidencia de ninguna secuencia reptiliana. Así que creo que podemos estar bastante seguros de que probablemente no haya un reptil escamoso gigante nadando en el lago Ness".

El misterio sigue sin ser resuelto, pero el profesor neozelandés se congratula de haber constituido una "excelente base de datos" sobre lo que se puede hallar en este lago legendario de las Highlands, una de las grandes atracciones turísticas de Escocia. Allí se encontró ADN humano, de perro, de cordero u otro tipo de ganado, y también de ciervos, tejones, zorros, topos y muchas especies de aves.

La historia del monstruo se remonta a hace 1.500 años, cuando se dice que un misionero irlandés avistó al monstruo y, desde entonces, más de un millar de personas afirman haber visto a una bestia acuática de cuello largo y protuberancias que sobresalen del agua, un enigma que parece más cerca de resolverse. El caso se hizo famoso en 1933, cuando el diario "Inverness Courier" informó por primera vez de un "extraño espectáculo en el lago Ness".

En las décadas posteriores, hubo docenas de intentos de alto perfil para demostrar la existencia del monstruo y numerosas fotos de pésima calidad. En 2003, la BBC financió una búsqueda exhaustiva un sonar, que no arrojaron nada. Tres años después, tras una extensa investigación, un paleontólogo escocés concluyó sencillamente que "Nessie" era el elefante de un circo ambulante que nadaba en las aguas del lago.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4784

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.