sábado 31 de julio de 2021
INTERNACIONAL Para evitar una nueva ola
25-06-2021 23:02

Israel vuelve al uso del barbijo y posterga el ingreso de turistas

Ante la aparición de casos de la variante Delta, el tapabocas es obligatorio en lugares cerrados. Y se autorizó la marcha del orgullo.

25-06-2021 23:02

La alarma saltó con cuatro días consecutivos en los que se registraron más de cien nuevos casos de coronavirus y al jueves era unos 227, cifras que no se daban en Israel desde fines de abril. Por eso desde ayer, en Israel volvieron a reglamentar el uso obligatorio del tapabocas en espacios públicos, algo que se había anulado el pasado 15 de junio. 

Dado que estos casos serían de la variante india Delta, también se postergó un mes más la habilitación para el ingreso de turistas vacunados. 

Es decir, no será el 1° de julio, como se había anunciado, sino el 1° de agosto. A su vez, quienes viajen al exterior deberán firmar una declaración jurada donde deben comprometerse a no visitar países designados como “puntos calientes”.  Para Israel estos son, por ejemplo, India, Rusia, Sudáfrica, México, Brasil y Argentina. 

Y estipularon multas de 5 mil shequels –unos 1535 dólares– a quienes mientan en esta declaración.

“Observamos que en pocos días hubo una duplicación de los casos”, comunicó en la radio pública de Israel Nachman Ash, titular del equipo de trabajo de respuesta a la pandemia. 

“Y nos preocupa que las infecciones se están propagando”, agregó. Según explicó, en su equipo estimaron que el aumento en los casos pudo deberse a viajeros que regresaban a Israel infectados con la variante Delta altamente contagiosa. 

Por su parte, Hazi Levi, director general del Ministerio de Sanidad israelí, dijo que el país todavía no logró la inmunidad de rebaño y el repunte de contagios genera, lógicamente, preocupación. 

Vacunados. Israel es uno de los países modelo por su programa de vacunación.

Haya sido por cuestiones de geopolítica y su relación más que estrecha con Estados Unidos, sellaron un acuerdo especial para recibir la vacuna Pfizer/BioNTech y como contrapartida, habilitar los resultados de la vacunación. 

Así, de los poco más de nueve millones de habitantes, unos 5,2 millones ya se aplicaron la segunda dosis de dicha vacuna. Entre esta situación casi ideal de vacunación y aún teniendo en cuenta la preocupación por ingreso de la variante Delta a Israel, hasta ayer los casos no generaron un número alarmante de hospitalizaciones, mucho menos de muertes. 

Por eso, fuera de las medidas de regreso al barbijo obligatorio en lugares cerrados y a la postergación del ingreso de turistas, no se suspendió, por ejemplo, un evento que mueve mucha gente en Tel Aviv: la marcha del orgullo gay o Lgtvoq. 

La de 2020, por obvias razones sanitarias, no se hizo. La de ayer, aunque no tuvo las 250 mil personas que participaron en 2019, fue igualmente masiva.Y si bien se aconsejó usar tapabocas, esa sugerencia oficial no la acataron las decenas de miles de personas que participaron. 

Grieta universal. Mucho hablan algunos comunicadores argentinos sobre la grieta como un asunto con copyright nacional. Una mirada cómoda para esquivar hablar de la motivación básica que la genera y que unifica a casi todo el mundo: la desigualdad. Y que ese agite entre ex funcionarios y actuales tampoco tiene sello argentino. 

Israel estrenó hace días un nuevo gobierno tras la salida de Benjamin Netanyahu. Ante la situación que la variante Delta provoca en Israel, Yuli Edelstein, el ministro de Salud del ex Netanyahu, tuiteó: “Cuando el gobierno recibe un sistema de salud en excelente estado y culpa a su predecesor por sus propios fallos, sus ciudadanos deberían estar preocupados. Este era el estado de la infección el día del traspaso en el Ministerio de Salud: 253 casos activos, 0,02% positivo, un promedio de 12 enfermos por día. Y el final: 5,5 millones de personas vacunadas”.