INTERNACIONAL
en el poder desde 2000

Vladimir Putin anunció que va a ser candidato a la reelección en 2024

2023_12_09_putin_afp_g
Seguro. “No veo ninguna otra opción”, dijo el líder ruso. | afp

El presidente ruso, Vladimir Putin, anunció ayer que buscará la reelección en los comicios de marzo de 2024, alegando que no veía ninguna “otra opción” que la de ejercer un nuevo mandato, hasta 2030, con lo cual completará veinte años en la cima del poder, de los cuales pasó cuatro como primer ministro, porque la Constitución, que después modificó, le impedía un nuevo mandato. 

En las décadas que lleva en el poder demanteló los avances democráticos de la década de 1990 y defendió la nostalgia de la URSS con un giro conservador. Buscó una mayor influencia geopolítica de Rusia con la segunda guerra de Chechenia (1999-2009), la invasión de Georgia (2008), la intervención en Siria (2015) y la anexión de la península ucraniana de Crimea en 2014. 

De 71 años, Putin fue elegido presidente de Rusia por primera vez en 2000 y ganó cuatro elecciones presidenciales. Entre 2008 y 2012 ejerció como primer ministro en un sistema político en el que la oposición es casi inexistente, tras años de represión. 

Después volvió a presentarse a la jefatura de Estado en 2012 y 2018. 

Ayer anunció su decisión en una ceremonia de entrega de condecoraciones a militares en el Kremlin, que incluyó a combatientes que participaron en la guerra de Ucrania, que lanzó en febrero de 2022 “En otro momento, he tenido diferentes posturas sobre este tema. Pero entiendo que ahora no hay otra opción posible. Me presentaré al cargo de presidente de Rusia”, afirmó.

En un hecho muy poco habitual, el anuncio llegó a la prensa rusa a través de un participante en la ceremonia que conversó con Putin, Artiom Zhoga, combatiente y miembro del Parlamento local ruso en Donetsk, una ciudad ocupada en el este de Ucrania.  

“La candidatura está llena de símbolos: los héroes, ‘padres del Donbás’ (territorio ucraniano reivindicado por Moscú), quieren ver a Putin de nuevo presidente”, comentó la analista Tatiana Stanovaya. En su opinión, este anuncio, informal, busca dar una imagen de un “Putin modesto, ocupado (en solucionar) los verdaderos problemas”.

En la campaña, Putin no enfrentará a ningún rival relevante. Cinco grandes partidos fueron autorizados a presentar un candidato sin recoger firmas, todos partidarios del Kremlin y de la guerra en Ucrania. Las principales figuras opositores están presas, ilegalizadas o en el exilio. Y toda crítica a la guerra contra Ucrania es duramente castigada en los tribunales. 

Los comicios se llevarán a cabo del 15 al 17 de marzo, poco después del segundo aniversario del inicio del ataque a Ucrania, y la víspera del décimo aniversario de la anexión rusa de un primer territorio ucraniano, la península de Crimea. Varios grupos de defensa de los derechos humanos denuncian que las elecciones anteriores se vieron empañadas por irregularidades y que probablemente se impedirá el trabajo de observadores independientes.