MODO FONTEVECCHIA
Turismo

En 2024, Argentina se encareció hasta un 42% para chilenos y brasileños 

Un informe privado reflejó que en lo que va del año, los turistas internacionales sufrieron un desplome del poder de compra en el país. A la par, los argentinos lo recuperaron en el mercado exterior.

Turismo en las sierras
Vacacionar este verano será una inversión millonaria | Agencia Córdoba Turismo

Lejos parecen haber quedado, pese a los cortos cinco meses transcurridos, aquellos días de buenaventura y ventajas para los bolsillos holgados de turistas que ingresaban a la Argentina desde países vecinos. De modo que, el panorama cambió radicalmente: el turismo chileno y brasileño vio impactado su poder adquisitivo en el país que se derrumbó entre un 38% y un 42%, respectivamente, en lo que va del año. Esta fuerte caída en el poder de compra de nuestros vecinos, se contrapone a la situación que los argentinos viven en el mercado externo, donde pudieron recuperar el valor perdido.

Los datos surgen del último informe de coyuntura realizado por el Instituto IERAL de la Fundación Mediterránea. Los autores del trabajo, Marcelo Capello y Marcos Cohen Arazi, economistas de la entidad señalaron que “durante los meses de verano se verificó un intenso ingreso de viajeros internacionales al país. Además, la cantidad de viajeros de turismo receptivo superó en 4% al nivel pre pandemia en febrero. Por el contrario, el turismo emisivo se ubicó 12% por debajo”.

Con la fuerte caída del poder de compra que alcanzó el 42% impactando en los bolsillos de viajeros internacionales, también se espera genere un efecto a corto plazo en la dinámica del turismo en el mercado internacional. “Cuando se analizan los drivers detrás del turismo receptivo, y poniendo foco en las perspectivas a corto plazo, se destaca que los turistas chilenos y brasileños perdieron 42% y 38% de capacidad de compra, respectivamente, desde diciembre hasta la actualidad. Ese cambio drástico se prevé que impacte en la dinámica del turismo internacional en el país, especialmente en los próximos meses”, apunta el informe de coyuntura.

Esto no les gusta a los autoritarios
El ejercicio del periodismo profesional y crítico es un pilar fundamental de la democracia. Por eso molesta a quienes creen ser los dueños de la verdad.
Hoy más que nunca Suscribite

Turismo 2024: las nuevas tendencias y el cambio de hábitos en los consumidores | Perfil

Los turistas argentinos ganaron poder

En paralelo, según explican los especialistas del Ieral en su informe: “en el mismo período la capacidad de compra de bienes y servicios turísticos en el exterior, por parte de asalariados argentinos creció 57% (medida a dólar blue) y 20% (medida a valor de dólar “turista”)”, y aclaro el trabajo: “Esto no necesariamente se traducirá rápidamente en una suba del turismo emisivo, porque la población sufre las consecuencias del ajuste macro de los últimos meses. Pero sí podría ocurrir a mediano plazo”.

El menor déficit turístico  

En ese sentido, los analistas del IERAL autores del relevamiento, precisaron que “durante los meses de verano se verificó un intenso ingreso de viajeros internacionales al país”, Y remarcaron que “la cantidad de viajeros de turismo receptivo superó en 4% al nivel pre pandemia en febrero de 2020. Por el contrario, el turismo emisivo se ubicó 12% por debajo”.

“El saldo de la balanza de viajeros ha sido deficitario, como viene ocurriendo hace décadas”. Sin embargo, destacó el informe, que fue de “una magnitud que se ubica como el menor déficit entre turistas que ingresan y egresan en la última década, exceptuando los años de pandemia”.

De hecho, en los primeros meses de este año, las cifras dan cuenta de niveles del turismo emisivo que llegó a 2,16 millones de turistas, lo que representa un 86% del registrado en el periodo enero-febrero de 2019, cuando se alcanzó una cifra de 2,51 millones de turistas. Por otra parte, para el mismo periodo el turismo receptivo registró datos que dan cuenta del ingreso de 1,66 millones de turistas, es decir, un 103% de los niveles registrados en pre-pandemia, cuando se midió 1,61 millones de turistas visitantes.

Por consiguiente, el informe arroja que el déficit de la balanza de viajeros medido en el primer bimestre del año (enero/febrero 2024), registró un saldo negativo de cerca de medio millón de turistas. Esta medición, que se presenta como el menor dato deficitario turístico en los últimos diez años, no contempla los resultados arrojados durante 2021, el año posterior a la pandemia por coronavirus, cuando el movimiento y actividad turísticos se vieron fuertemente impactados.

Nuevas recomendaciones para aplicarse la vacuna contra el Covid: cada cuánto hay que vacunarse | Perfil

Flujo de divisas

El informe del IERAL elaborado por los especialistas Marcelo Capello y Marcos Cohen Arazi, también puso foco en medir el flujo de divisas en el periodo analizado. “Si se examina la evolución de los flujos con países limítrofes, que explicaron el 62% del turismo receptivo en lo que va del año y 84% del emisivo, se tiene un panorama similar al reflejado previamente. En ambos casos, el año 2024 había comenzado con menos turismo emisivo y más turismo receptivo que en 2023. No obstante, dichas tendencias podrían comenzar a cambiar, en función de la trayectoria de las variables macro”.

Entre los resultados que arrojó el informe se remarcó que “en materia de divisas, en 2023 los ingresos generados por el turismo receptivo superaron los US$ 5.400 millones y fueron superiores a los de 2019, siendo el segundo mejor registro en dos décadas. A su vez, los viajes de residentes al exterior explicaron una salida de US$ 7.200 millones y el saldo, si bien fue negativo, se encuentra entre los más bajos de la década (-US$ 1800 millones)”.

Surge claro de las cifras del informe, que el 2023 fue un año productivo en materia de ingreso de divisas. Este gran movimiento de ingreso de turistas se vio impulsado por la ventaja y el aumento marcado en el poder adquisitivo favorecido por la amplia brecha cambiaria. En ese sentido, Chile y Brasil, representaron la mayor cantidad de turistas extranjeros (37%) que visitaron el país en 2023. Al analizar el aporte al movimiento de la economía local durante el año pasado, los viajeros chilenos consumieron en promedio un 12%, y en el caso de los brasileños un 16% más, que el promedio de los consumos medidos en lo que va del 2024. 

El turismo ante el cambio de precios

“Históricamente, el turismo receptivo ha sido más estable y generador de divisas, que se conforman con los gastos que realizan los viajeros internacionales en el país. El flujo total de ingresos del turismo receptivo se ha mantenido cerca de los US$ 5.000 millones durante la última década, exceptuando 2020 y 2021, que fueron años de restricciones a los viajes. En 2023, los ingresos generados por el turismo receptivo alcanzaron los USD 5.442 millones y fueron superiores a los de 2019, siendo el segundo mejor registro en dos décadas”, precisaron los analistas de la Fundación Mediterránea.

Al tiempo que señalaron: “En el caso del turismo emisivo, la salida de divisas ha oscilado de manera más errática, por las apreciaciones/depreciaciones cambiarias y respondiendo de manera más elástica a los cambios de precios relativos que favorecieron el turismo en el exterior. En 2023, los viajes de residentes al exterior explicaron una salida de US$ 7.258 millones. El saldo, si bien fue negativo, se encuentra entre los más bajos de la década”.

FM