Despejado
Temperatura:
15º
Ciudad:
Buenos Aires
domingo 15 de septiembre de 2019 | Suscribite
PERIODISMOPURO / Entrevista
lunes 8 julio, 2019

Dante Sica sobre el acuerdo con la UE: "Para un país defaulteador serial como el nuestro es casi un sello de calidad"

Junto al canciller Jorge Faurie, el ministro de Producción sostuvo que la alianza beneficiará a todas las provincias. Mirá el video.

por Jorge Fontevecchia

Dante Sica, en la entrevista con Jorge Fontevecchia. Foto: Sergio Piemonte

El canciller Jorge Faurie y el ministro de Producción Dante Sica fueron los protagonistas de los últimos días después de que se concretara el acuerdo entre el Mercosur y la Unión Europea. En ese marco, fueron entrevistados por el CEO de PERFIL Network, Jorge Fontevecchia, con quien hablaron sobre los beneficios que reportará la alianza económica para la Argentina y por qué el rechazo de la oposición a la misma difiere de la de otros países de la región.

—¿Qué diferencias hay entre la propuesta que presentó Cristina Kirchner y la de hoy? 

—Faurie: Básicamente es el grueso de la oferta que se llevó entonces. Simplemente se agregaron algunas líneas adicionales de preferencias o de productos que se incluían en el acuerdo para cerrar un acuerdo que compatibilizara los intereses de todos. Las políticas de Estado en materia internacional son las que benefician al conjunto de la sociedad. La sociedad argentina intuye que hay un beneficio. Por eso se manifestó positivamente. Más allá del ruido de las declaraciones. 

—La redacción de Perfil Brasil nos dice que la reacción de la oposición no fue tan de crítica. ¿Qué informan los consulados y la embajada? 

—Faurie: Es distinta la forma en que se expresa la opinión pública brasileña que la argentina. Somos un pueblo con un altísimo nivel de vocalidad, en esto también nos parecemos a Francia. A los extranjeros le llama la atención que suben a un taxi y el conductor les habla de economía y política. 

Lobby y presiones: el rol de los empresarios brasileños y argentinos en el acuerdo con la UE

—Pero el PT es equivalente al kirchnerismo, que gobernaba Brasil de 2003 a 2018. 

—Faurie: Hoy el PT está en un horizonte completamente distinto; está preocupado por otras cuestiones que no tienen que ver con esta discusión del acuerdo entre la Unión Europea y el Mercosur. 

—Sica: Antes de ayer nos juntamos en esta comisión del diálogo. Estaban la CGT y las dos CTA. Les comentamos que empezaríamos a hacer reuniones con ellos para que conozcan el acuerdo. La CTA planteó que tenía una discordancia, pero en términos si querés más ideológicos. No estaban de acuerdo con un acuerdo entre el Mercosur, que es más subdesarrollado, y una gran potencia como puede ser Europa. Pidieron más información. En cambio, la CGT planteó que el acuerdo con la Unión Europea no les molesta porque tienen estándares laborales muy similares a los de nuestra región. En ninguno de los casos hubo la reacción visceral negativa que sí expresaron algunas fuerzas opositoras. 

—Faurie: La situación política de Brasil es distinta. Después de la elección de Bolsonaro hubo una convulsión enorme sobre cómo se conforma y se formula la política. El PT quedó enormemente cuestionado por distintas razones. Así es como emergió una fuerza completamente distinta. Acá tenemos dos modelos alternativos: el que propone el macrismo desde Cambiemos junto con ciertos sectores del peronismo que se unen en una visión de largo plazo del país, y el del kirchnerismo. Esto está aún más en tensión, por las elecciones. En Brasil, las fuerzas políticas intentan arreglar su propia casa antes de dar declaraciones hacia afuera.

—¿La diferencia en la reacción obedecería a que en Argentina tenemos elecciones ahora y en Brasil las presidenciales serán dentro de tres años? 

—Faurie: Y además que hemos consolidadas dos fuerzas políticas antagónicas que discuten una visión acerca del futuro. Brasil está en una rediscusión de cómo es el ordenamiento político. 

—Sica: Dilma muchas veces se quejaba de que a Cristina Kirchner se le había pasado la idea de tener el acuerdo. Para ellos era la Argentina la que no traccionaba para poder alcanzar un acuerdo. 

 —Lo que cuestionan allá es que los ítems liberados de la Unión Europea duplican a los de Brasil y que los plazos de aplicación son más favorables para Europa. Y hay dudas sobre la posición de Bolsonaro respecto del acuerdo climático y la liberación de los agroquímicos. 

—Sica: En realidad es al revés. Los bienes del Mercosur que pueden entrar a Europa desde la Comunidad Europea están en las canastas más largas en términos de tiempo. La liberalización para el ingreso de productos europeos se da a partir de entre los 6, 8 y los 12 años. Este es uno de los primeros acuerdos de la Unión Europea en los que se firma una canasta de liberalización más allá de los 10 años. El 91% se libera en ese lapso. En el caso de la Unión Europea, para nosotros se libera cerca del 73% entre 0 y 4 años. Mientras que en la canasta del Mercosur te diría que el 80% se libera a partir del octavo y décimo año y llegamos al décimo quinto año con el 92% de la oferta. Por lo tanto es totalmente favorable y es asimétrico en términos de mayor penetración nosotros. Con respecto a los temas, hay cuestiones que tienen que ver con medidas precautorias en las que Brasil insistió especialmente para que se preserve el ambiente. También hubo salvaguardas ante la posibilidad de que los agricultores brasileños podrían estar usando ciertos agroquímicos. Aquí fue clave lo que hizo el presidente Macri en Osaka, que sentó a Bolsonaro y a Macron. Allí, el presidente brasileño dijo que no planteaba salirse del Acuerdo de París y nos dio el paraguas político que nos permitió cerrar ese viernes el acuerdo. “Ya no es lo que decía Henry Kissinger acerca de que ‘hacia donde se incline Brasil irá Sudamérica’.” 

Se publicó el acuerdo de principios entre el Mercosur-UE

—¿Sería correcto decir que el acuerdo con la Unión Europea va a beneficiar proporcionalmente más al interior, a las provincias, que a Buenos Aires y al Conurbano? 

—Sica: Es un acuerdo que tiene un fuerte impacto federal. Tiene impacto en las 24 provincias, pero en especial en aquellas provincias con temas específicos. Por ejemplo, las del vino, para las que hemos conseguido un buen ingreso al mercado. También sucede con la pesca, con la fruta. Conseguimos una desgravación inmediata en el caso de las frutas desecadas, las peras y manzanas, el aceite de oliva, los limones. Pero no quiere decir que se perjudique al Conurbano, ¿por qué? Porque si bien es cierto que desde el punto de vista del comercio no bien el acuerdo comience va a tener un fuerte impacto en estos productos, desde hoy te diría, estamos viendo un cambio y tiene que ver con la potencialidad de inversiones. El acuerdo con la Unión Europea es para la Argentina un salto institucional. Para un país defaulteador serial como el nuestro es casi un sello de calidad. México firmó el acuerdo de libre comercio con la Unión Europea y en el transcurso de diez años multiplicó por tres su nivel de inversiones de la Unión Europea en la región. Para las grandes plataformas industriales el acuerdo quizás no sea tanto el impacto desde el punto de vista del comercio pero sí va a tener un impacto muy fuerte desde el punto de vista de la inversión. Y ahí, provincias como Córdoba, Buenos Aires, Santa Fe quizás sean las principales receptoras de esas inversiones. 

Leé acá la entrevista completa.

B.D.N./F.F.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4753

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.

Positive SSL Wildcard