30 oct 2020
POLICIA |historias truncas
domingo 20 septiembre, 2020

Pandemia de género: fue asesinada una mujer cada 24 horas en el país durante septiembre

En 14 días se cometieron 14 femicidios, según informó La Casa del Encuentro. Las víctimas tenían entre 14 y 67 años. Una de ellas estaba embarazada de cinco meses.

Las que ya no estan. Alba Roxana Orquera, Ana Karolina Fernández, María Dolores Juncos, Dora Hidalgo, Nancy Elizaur, Jésica Elizabeth Duarte, Juana Valdéz, Ludmila Pretti, Micaela Zalazar, Cesia Nicole Reinaga, Quimey Lambert Tamay y Yanina Castro Montes. Foto: cedoc
domingo 20 septiembre, 2020

Ludmila, Micaela, Yanina, Dolores. Los nombres se multiplican. En 14 días fueron asesinadas 14 mujeres, lo que representa un homicidio de género cada 24 horas en todo el país. Una de las víctimas estaba embarazada de 5 meses y su novio boxeador fue detenido. Otra de ellas recibió más de 80 puñaladas. El último de los casos fue el de Dolores Juncos, atacada en su casa de Isidro Casanova.

Entre el 2 y 15 de septiembre fueron asesinadas 14 mujeres, según informó La Casa del Encuentro. El último de los casos ocurrió el martes pasado en la localidad bonaerense de Isidro Casanova, en una vivienda ubicada en Fournier 1051. Se escucharon gritos y una empleada de limpieza junto a la hija de Ramón Acuña (78) subieron al primer piso de la propiedad. 

En la cama, sin vida, estaba María Dolores Juncos (35). Acuña, su pareja, la había asesinado de unas once puñaladas. El acusado estaba a su lado con algunos cortes en el cuerpo, ya que después del crimen había intentado suicidarse. 

“La mató de múltiples puñaladas, después, por las pisadas, se ve que él fue al baño y de ahí volvió a acostarse y se cortó el cuello al lado de mi hermana”, aseguró la hermana de la víctima. 

Con la misma mecánica, fue asesinada Yanina Castro Montes (31) en Comodoro Rivadavia. A ella la mataron de más de 80 puñaladas y su cuerpo lo encontraron el 3 de septiembre. Su pareja la había invitado a cenar pero se cree que la verdadera intención era terminar con su vida. Y así lo hizo. Luis Gómez quedó detenido. 

Ludmila Petti fue la víctima más joven. La ahorcaron con su pañuelo.

El domingo pasado, Micaela Zalazar (27) fue asesinada a golpes en su casa de la localidad bonaerense de 9 de Julio. Por el femicidio fue detenido su actual pareja, un boxeador amateur identificado como Renzo Pancera (25). 

Micaela estaba embarazada de cinco meses. Tras el ataque, la joven llamó a su papá para avisarle que “se sentía mal” y fue llevada de urgencia al hospital zonal Julio de Vedia. 

Los médicos constataron que tenía pérdidas, pero también tenía el bazo destrozado y una hemorragia abdominal. Pancera fue detenido y luego, la joven, perdió la vida en el centro de salud. 

A la noche de ese mismo día encontraron semienterrada a Juana Valdéz (43) a metros de la ruta 9 en Colonia Caroya, Córdoba. Fue la propia pareja la que dio aviso a la policía del hallazgo del cuerpo, que llevaba allí unos tres meses. Luego Jeremías González quedaría detenido acusado de ser el autor del crimen.  

Ludmila Pretti y Noelia Quimey Lambert Tamay fueron las víctimas más jóvenes que se registraron en estos 15 días. Ludmila tenía 14 años y Quimey, 19. 

Ludmila fue asfixiada con un pañuelo que ella llevaba puesto en la noche del 6 de septiembre. Fue su tío policía quien la encontró, siguiendo el rastreo del celular, muerta en la casa de Cristian Jeréz, de 19 años, que luego sería detenido acusado de ser el autor del femicidio. 

Mientras que Quimey recibió un balazo en el estómago y por el hecho ordenaron detener a su novio, quien dijo que la chica se había disparado sola y luego se fugó, según relató la familia de la víctima. 

En la localidad bonaerense de Lanús, fue encontrada ahorcada Vanessa (34), era docente y hacía tres meses se había separado de su pareja, a la que había denunciado por violencia de género. “Su ex pareja nos llamó para decirnos que Vanessa estaba muerta y cuando llegué a la casa, el cuerpo estaba sobre la cama y con las rodillas lastimadas”, contó la mujer. 

Cesia Nicole Reinaga (20) llevaba diez días desaparecida en Abra Pampa, Jujuy. Había salido de su casa por la tarde hasta la plaza local y se le perdió el rastro. El 8 de septiembre fue encontrado su cuerpo en un pozo de agua del ex matadero de la zona. La habían ahorcado, según confirmó la autopsia. 

Alba Roxana Orquera (20) fue estrangulada en su vivienda de la localidad chaqueña de Juan José Castelli el 5 de septiembre. Por el femicidio fue detenida su pareja, de 18. 

Ese mismo día encontraron en un pozo, muerta, a Dora Hidalgo (67) en Mendoza. Hay un detenido que era compañero de trabajo de la víctima. En Ezeiza fue asesinada Nancy Elizaur de una puñalada y una pareja fue detenida por el crimen, aunque aún el caso está en investigación. 

Al igual que otros tres hechos más. En uno de ellos se investiga la muerte de la estudiante brasilera Ana Karolina Fernández (22). La joven cayó por el hueco del ascensor desde el piso 16. Allí se había reunido con su novio y un amigo en ese edificio de Retiro. 

A este hecho se suman dos que ocurrieron en Rosario. A Camila Macarena Blanca (17) y a Jésica Elizabeth Duarte (33) las mataron a tiros en distintos barrios de esa localidad santafesina.  

Los nombres se multiplican y los crímenes de género no se detienen.

 

 

Un femicidio vinculado

Un joven de 22 años fue asesinado de una puñalada en el pecho en la localidad bonaerense de Roque Pérez cuando intentó defender a una mujer del ataque de su ex pareja, quien quedó detenido por el homicidio, informaron fuentes policiales.

El hecho ocurrió el 5 de septiembre a la madrugada, en un domicilio ubicado en la calle Alem al 300, la localidad ubicada a unos 135 kilómetros de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Allí se encontraba Cristian Ojeda (22) con dos amigas.

En ese momento se presentó en la vivienda un hombre de 37 años, apodado “Gabi”, quien es la ex pareja de una de las amigas de Ojeda.

El hombre comenzó a discutir con la mujer e intentó atacarla con un cuchillo. Ojeda se interpuso entre ambos y comenzó a forcejear con “Gabi”, y en medio de esa lucha recibió un puntazo en el pecho que le produjo la muerte.

Este crimen se considera un femicidio vinculado, como se lo califica porque quedó en medio “del fuego cruzado” al intentar evitar que su amiga fuera agredida.


Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 5164

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.