Soleado
Temperatura:
13º
Ciudad:
Buenos Aires
martes 26 de marzo de 2019 | Suscribite
POLITICA / A 4 AÑOS DE SU FALLECIMIENTO
miércoles 16 enero, 2019

Cómo llegó Nisman a la causa AMIA y por qué acusó luego a Cristina Kirchner

Cómo quedó el fiscal fallecido a cargo de la investigación del peor atentado de la historia local.

Tras los hallazgos de los cuerpos se irían confirmando las identidades de las personas que murieron en el atentado, entre las que hubo: 76 argentinas, 6 bolivianas, 2 polacas y 1 chilena. Foto: Cedoc

El 18 de julio de 1994 a las 9.53 se produjo el atentado a la AMIA, el peor ataque terrorista que sufrió la Argentina en toda su historia. En la actualidad, las únicas certezas del hecho son los 85 muertos, los 300 heridos y la bomba que explotó. La causa que se inició para investigar lo sucedido permanece abierta, después de que el jefe de la Fiscalía especial AMIA, Alberto Nisman, apareciera muerto.

Todos recuerdan que en enero de 2015 Nisman denunció a la entonces presidenta Cristina Fernández de Kirchner y al ministro de Relaciones Exteriores Héctor Timerman, entre otros, por el delito de "encubrimiento" a raíz de la firma del Memorándum de Entendimiento con Irán. Pero más lejos en la memoria quedó el momento en el que el fiscal se hizo responsable de la causa AMIA. 

En 1997, Nisman pasó a formar parte de la investigación como fiscal. Antes de que arrancara el juicio, su trabajo consistía en acumular pruebas en contra de los policías bonaerenses que entregaron la Trafic usada como coche-bomba por los terroristas. Ahí se iniciaron sus contactos con la SIDE, la cual debía proporcionarle información al respecto. 

AMIA 01162019
El atentado ocurrió el 18 de julio de 1994.

El 24 de septiembre de 2001 empezó el juicio en el que trascendió que se pagó al vendedor de autos Carlos Telleldín con fondos de la SIDE para que acusara a los policías por orden del juez Juan José Galeano. El Tribunal Oral Federal 3 anuló todo el proceso en septiembre de 2004, absolvió a los acusados y dispuso que se investigara al magistrado y que se abriera una causa por encubrimiento y desvío (conocida como “AMIA 2”).

Fue entonces cuando Nisman se acercó más al jefe de operaciones de la Side, Antonio ‘Jaime’ Stiuso, quien creía que para esclarecer las circunstancias del atentado había que seguir la pista iraní o siria. Ambos trabajaron estrechamente para seguir esa línea de investigación. Su hipótesis era que el ataque a la mutual judía lo había perpetrado un grupo de iraníes con apoyo del Estado de Irán. La prioridad para el fiscal era esa y no el encubrimiento del proceso, que quedó en un segundo plano.

Cuando se anuló el juicio el entonces presidente Néstor Kirchner no llevaba ni un año sentado en el sillón de Rivadavia. El jefe de Estado decidió nombrar a Nisman fiscal especial para investigar el atentado y lo contactó con Stiuso. Según las crónicas periodísticas de ese entonces, el mandatario no tenía conocimiento de la existencia de un vínculo entre ambos.

“Stiuso es la persona que más sabía de la causa AMIA", afirmó Nisman

“Stiuso es la persona que más sabía de la causa AMIA. Néstor Kirchner cuando me pone a cargo de la unidad me dice ‘la persona con la que va a trabajar es ésta’”, contó Nisman cuando fue al piso de Todo Noticias en el programa A Dos Voces unos días antes de morir.

La Procuración General de la Nación también resolvió crear una Unidad Fiscal específica para investigar a los responsables del atentado a la mutual judía: el titular fue Nisman y el adjunto de la UFI-AMIA el doctor Marcelo Martínez Burgos.

Acusar a Irán tenía una doble ventaja: por un lado desviaba la atención de las fricciones internas y los desmanejos en el primer juicio y, por el otro, suponía una vía de encuentro entre Kirchner y el presidente de los Estados Unidos, George W. Bush, país enfrentado con Irán en Medio Oriente.

El día en que Pepe Eliaschev reveló en PERFIL el acuerdo con Irán

El sábado 26 de marzo de 2011 el periodista Pepe Eliaschev publicó en el diario PERFIL un artículo en el que informó sobre un pacto secreto entre Argentina e Irán. Con el título "Argentina negocia con Irán dejar de lado la investigación de los atentados", fue la nota central en la portada de esa edición.

En ese momento, el titular de la UFI-AMIA desestimó por completo la posibilidad de un pacto y negó tajantemente que eso pudiera suceder. "El hecho que plantea la nota (de Eliaschev) es absurdo, descabellado y de imposible cumplimiento. Hacía tiempo que no leía algo tan disparatado", consignó en la entrevista que le realizó el periodista Hernán Dobry para este medio.

En contraposición, se deshizo en elogios para con el gobierno kirchnerista por su rol dentro de la causa que investigaba. "El Gobierno argentino estoy convencido que no piensa nada de todo esto. Porque me consta y por todo lo que ha hecho. Supongamos por un segundo que el gobierno quisiera dejar de lado la investigación, es absolutamente imposible, no alcanza una orden del poder ejecutivo para que un fiscal deje de investigar y una orden de captura se caiga. Esto podrá ser en Irán. Es absolutamente falso que el gobierno está atrás de esto. Es de locos", argumentó

Alberto Nisman. La causa que investiga su muerte sigue demorada.
Néstor Kirchner encargó en 2004 a Nisman la investigación del atentado a la AMIA.

Los tiempos de armonía entre Nisman y el kirchnerismo vieron su fin en 2013, cuando se sancionó el Memorándum de entendimiento entre Argentina e Irán impulsado por la presidenta Cristina Fernández de Kirchner. El fiscal creía que ese acuerdo tenía como motivo ulterior desvincular a ese país de la causa AMIA y, de ese modo, restablecer relaciones diplomáticas e intercambiar petróleo por granos.

Ese giro en el rumbo de la investigación era visto como un avance para la entonces Presidenta pero para Nisman era tirar por tierra años de trabajo. Era desacreditarlo a nivel internacional. Durante dos años y medio trabajó en secreto para probar sus sospechas.

"Desde el 2012 en adelante noté cierta obstaculización del Ejecutivo en la investigación por AMIA", aseguró Stiuso en 2016 al declarar ante la jueza Fabiana Palmaghini y la fiscal Viviana Fein que investigaban la muerte de Alberto Nisman

Irán confirmó que se negoció levantar las alertas rojas

A principios de 2015, Nisman estaba de vacaciones en Europa con su hija Iara, a quien le había regalado ese viaje por sus 15 años. Su plan era reunirse el 23 de enero con Kala, su otra hija, y su exmujer, la jueza Sandra Arroyo Salgado. Sin embargo, regresó de forma sorpresiva a la Argentina el 12 de enero.

Sus allegados más cercanos sostienen que el motivo por el Nisman volvió fue que creía que la procuradora general de la Nación, Alejandra Gils Carbó, iba a desplazarlo. El fiscal temía que estaba en riesgo su rol como jefe de la Fiscalía especial AMIA y, con ello, la denuncia por encubrimiento a los sospechosos iraníes.

El 14 de enero de 2015, el fiscal federal denunció a la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner, al entonces ministro de Relaciones Exteriores Héctor Timerman, al diputado Andrés Larroque, al piquetero Luis D’Elía y al activista de Quebracho, Andrés Esteche por encubrimiento. 

Cuatro días después, cuando debía presentarse ante el Congreso para dar más detalles de su denuncia, fue hallado muerto en el baño de su departamento de Le Parc en Puerto Madero. A cuatro años de su deceso, todavía no se pudo confirmar en qué circunstancias se produjo su muerte.

B.D.N. C. P.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4580

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.

Positive SSL Wildcard