jueves 01 de diciembre de 2022
POLITICA jueza que investiga el atentado a cfk

Bruglia empieza a definir el futuro de Capuchetti

20-11-2022 02:01

Este miércoles empieza a definirse la suerte de María Eugenia Capuchetti al frente del expediente que investiga el intento de asesinato de Cristina Kirchner. La Cámara Federal porteña realizará una audiencia donde la querella buscará exponer oralmente los motivos por los que sostienen que debe ser apartada del caso.

La decisión será tomada de forma unipersonal a través de la intervención del magistrado Leopoldo Bruglia, tras el rechazo de la propia Capuchetti a la recusación.

Para la querella que representa a la vice, el accionar de la magistrada fue “como mínimo negligente” desde “el primer día de la investigación” al tiempo que incurrió en diversas irregularidades y arbitrariedades.

En la misma recusación, que se gestó a raíz de las diferencias entre el juzgado y la querella por el tratamiento de una línea que investiga el presunto conocimiento previo del atentado por parte del diputado Gerardo Milman y de la que se sostiene hubo inacción.

Los abogados Marcos Aldazábal y José Manuel Ubeira mencionaron de forma crítica diversas decisiones de la jueza que generaron pérdida de confianza y temor de parcialidad.

Sobre esto último, y a través de un escrito donde rechazó el pedido de apartamiento, Capuchetti sostuvo que dicha parcialidad de la que alude la querella “no vislumbra correlato alguno con datos objetivos de la pesquisa, que permitan fundar la posible existencia de un temor de parcialidad de su persona”, al tiempo que detalló el desarrollo de las líneas investigativas del expediente planteadas por la querella.

La "no investigación" de Capuchetti "es insostenible": Cristina Kirchner cuestionó la continuidad de la jueza

Cuatro días antes de formalizar la recusación, la vicepresidenta publicó a través de sus redes sociales un video de poco más de tres minutos donde anticipaba la presentación. El anuncio de la pieza audiovisual se dio luego que sus abogados participaran de una audiencia ante la Cámara Federal donde insistieron en el secuestro de los teléfonos celulares de Ivana Bohdziewicz y Carolina Gómez Mónaco, ambas asesoras de Milman con quienes estuvo reunido en la confitería Casablanca el día que supuestamente Jorge Arbello lo escuchó decir “cuando la maten, yo estoy camino a la costa”, días antes del atentado.

Horas después que la jueza rechazara la recusación de la querella, Cristina publicó otro video donde explicaba en un lenguaje más llano lo que entiende como las falencias de la investigación así como diversas cuestiones relacionadas a la persona de Capuchetti, su familia y de supuestos que apuntan a que la jueza habría recibido instrucciones para el tratamiento mediático de la causa.

Esto, contemplado en la propia recusación fue contestado por Capuchetti en su rechazo al apartamiento de la causa: “Conforme a lo sostenido previamente, y sin adentrarme en las descalificaciones propiciadas por la querella, no solo hacia mi investidura, sino incluso a mi persona en particular –vale señalar, propias de otros ámbitos y lejanas al ejercicio profesional del derecho–, lo cierto y concreto es que los argumentos presentados no evidencian la necesidad de mi apartamiento en estos actuados”, señaló la jueza.

La reacción institucional no se hizo esperar. La Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional salió a respaldar a la jueza Capuchetti y manifestó que la manera con la que la vice mostró su disconformidad ante una decisión judicial es improcedente.

Dato no menor es que Leopoldo Bruglia, juez de Cámara que deberá evaluar la recusación de Capuchetti, renunció a esa entidad ante la ausencia de respuesta a los dichos de Alberto Fernández, quien a través de su cuenta de Twitter apuntó a la sala que integra junto a Pablo Bertuzzi por disponer de las excarcelaciones de los miembros de Revolución Federal: “Una vez más, la Sala 1 de la Cámara Federal de Comodoro Py, integrada por dos magistrados que ocupan sus asientos de forma contraria a la Constitución, interviene en una causa de relevancia institucional”, esgrimió el Pesidente.

Por otra parte, en esa causa los abogados de la vice apuntan a un vínculo entre Brenda Uliarte y Revolución Federal. Los abogados de Cristina sospechan que Uliarte conocía a los miembros de la agrupación.