sábado 13 de agosto de 2022
POLITICA HURLINGHAM

Centros de jubilados "fantasmas" del PAMI: Ocaña dijo que usaron esos fondos "para la política"

El subdirector del PAMI, Martín Rodríguez, negó las acusaciones de la diputada de la oposición y dijo que la denuncia es una "fake news de poca monta". Su versión de los hechos.

13-07-2022 21:30

La diputada nacional Graciela Ocaña denunció a los directivos del PAMI ante la Procuración General de la Nación por un presunto uso de 20 millones de pesos “para la política”, en vez de destinarlos a la creación de centros para jubilados que, según señala, nunca funcionaron.

"Constituyeron dos centros de jubilados fantasmas en el momento en el que los centros de jubilados estaban cerrados por disposiciones del Gobierno Nacional (por la pandemia). Se enviaron 20 millones de pesos y las personas encargadas de autorizar los cheques son dos empleados del municipio de Hurlingham", dijo la legisladora de Juntos por el Cambio en diálogo con la AM 550.

Ocaña apuntó al subdirector del organismo, Martín Rodríguez, –quien, según señaló la diputada era el encargado de esa tarea– y al intendente de la localidad bonaerense de Hurlingham, Daniel Scelci, quien asumió de forma interina en 2021 en reemplazo de Juan Zabaleta, actual ministro de Desarrollo Social de la Nación.

Ocaña denunció a Luana Volnovich por presunto desvíos de fondos y el PAMI salió a responderle 

Para Ocaña, quien durante el gobierno de Néstor Kirchner fue directora del PAMI, el trasfondo está asociado a intereses electorales de La Cámpora de cara a los comicios de 2023. "Martín Rodríguez aspira a suceder al intendente y eso se relaciona con utilizar los fondos del PAMI para la política", lo acusó.

 Qué dice la denuncia sobre los centros de jubilados del PAMI en Hurlingham

La denuncia, dada a conocer el programa de TV "Periodismo para todos", de Jorge Lanata, precisa que supuestamente desde la actual administración del PAMI se desviaron fondos para la construcción del centro "Güemes", el cual recibió un total de $13.123.500 pesos, y el centro "San Javier", beneficiado con $5.623.000.

En manos ahora del titular de la UFI PAMI (Javier Arzúa), la acusación de la diputada de Juntos por el Cambio también involucra a los "llamadores", que durante la pandemia de COVID-19 fueron contratados por el PAMI con el objetivo de que se comunicaran con los jubilados y pensionados para cubrir las necesidades que pudieran presentar ante las restricciones en la circulación y presencialidad.

Vacunación en Pami 20210420

El subdirector del PAMI dijo que la denuncia es “fake news de poca monta”

Martín Rodríguez optó por defenderse a través de su cuenta de Twitter y calificó la denuncia de Ocaña como una "fake news de poca monta".

En ese sentido, explicó mediante una serie de tuits que antes de su gestión Hurlingham "tenía la peor auditoría de PAMI de toda la provincia" y que hasta hace dos años el único centro médico que atendía afiliados de PAMI en el municipio era la la Clínica "Camino al Cielo", que tenía un puntaje de 2,6 sobre 10 (el más bajo de la provincia).

"En abril de 2020, en plena cuarentena, hicimos lo que nadie había hecho: RESCINDIR el contrato con ese lugar. ¡No tenían ni gas ni agua caliente! Imagínense el resto", escribió Rodríguez.

Y continuó: "Esa anomalía provocó que hubiera que reorganizar, de un momento a otro, la atención, los turnos y el seguimiento de 30 mil personas mayores encerrados en sus casas y sin vacuna. Y todo de manera VIRTUAL".

Luego, explicó cuál fue el procedimiento: "Por eso hicimos convenios con centros de jubilados: para el seguimiento telefónico y cotidiano de esos afiliados que quedaron sin lugar donde atenerse en la ciudad".

Y concluyó: "Los problemas específicos requieren de soluciones específicas y sí, de recursos específicos. Y así seguirá hasta que terminemos de construir, el año que viene, la nueva clínica de PAMI en Hurlingham".

AG / ED