sábado 21 de mayo de 2022
POLITICA
08-05-2022 00:35

La agenda judicial, preocupación K

08-05-2022 00:35

Mientras critica a la oposición por promover la boleta única  en medio de “las preocupaciones de la gente”, Cristina Kirchner también muestra una agenda marcada por las cuestiones institucionales. En ese sentido, tiene varios frentes abiertos contra el funcionamiento del Poder Judicial. Ahora busca soluciones que permitan licuar el poder de la Corte Suprema y quitarle su control sobre el Consejo de la Magistratura.

Su propuesta de reforma más reciente busca aumentar la cantidad de miembros en la Corte Suprema e incluir en su composición la paridad de género y la representación regional. Para ello los representantes oficialistas del plenario de comisiones de Asuntos Constitucionales y de Justicia y Asuntos Penales convocaron a especialistas que sustentaran el proyecto. Se espera también que inviten a alguno de los altos magistrados de Talcahuano –Horacio Rosatti, Carlos Rosenkrantz, Ricardo Lorenzetti y Juan Carlos Maqueda– para el debate este miércoles.

Entre los proyectos presentados, destaca el del senador Alberto Weretilneck, que propone una corte de 16 miembros. Si bien la reforma es un logro posible para el kirchnerismo en Senadores, Juntos por el Cambio ya adelantó que la propuesta no prosperaría en Diputados. Se baraja ahora la posibilidad de una consulta popular para la ampliación.

Por otra parte, aunque se produjera el cambio, los nombramientos necesitarían de una mayoría especial de difícil obtención. De hecho, sigue aún pendiente por falta de acuerdos la designación de una quinta jueza para ocupar el puesto que Elena Highton dejó pendiente al jubilarse en noviembre último.

Continúa también sin acuerdos la reciente propuesta de reforma del Consejo de la Magistratura, dado que la que promovió Cristina Kirchner en 2006 fue declarada inconstitucional por la Corte. El fallo dispuso que se volviera a la conformación original de veinte miembros, con Rosatti al frente, hasta que el Congreso dicte una nueva ley. El oficialismo, renuente a dejar el Consejo bajo el control de la Corte, impulsó una reforma que propone 17 miembros y apartaría a Rosatti del mando, pero tampoco tiene chances de ser aprobada por la oposición en Diputados y posiblemente naufrague allí.

En esta Nota