lunes 30 de enero de 2023
POLITICA manejaba varios prostibulos porteños

Luego de pasar una vida de lujos, el ex espía Martins aguarda en México ser extraditado

El ex agente de la SIDE está acusado de ser el líder de una organización criminal dedicada a la explotación sexual de mujeres en la Ciudad de Buenos Aires.

05-10-2019 01:22

Lejos del lujo y el relax que les imprimía a sus días en las paradisíacas aguas y playas mexicanas, el ex agente de la SIDE Raúl Martins se acerca a las 48 horas detenido. En la tarde del jueves último fue apresado por la policía de México. Martins, que supo tener peso en la inteligencia local, está acusado de proxeneta por la Justicia argentina, por lo que a partir de ahora se activará el proceso de extradición a Buenos Aires, lo que podría demorar un tiempo en concretarse.

La situación de Martins, de 70 años, había comenzado a complicarse a comienzos de septiembre pasado, cuando la Cámara Federal de Apelaciones le confirmó el procesamiento con prisión preventiva por los delitos de “asociación ilícita y explotación económica de la prostitución ajena”. Entonces, la decisión del tribunal de alzada también incluyó entonces la orden de que se dicte su captura internacional y se requiriera su extradición. En aquel momento, la Justicia también le confirmó un embargo de $ 10 millones.

Detenido en México Raúl Martins, exespía de la SIDE acusado de proxenetismo

En aquella resolución, la Cámara confirmó todo lo dictado por la juez María Servini en julio pasado en el marco de la investigación en la que se le atribuyó a Martins, y los otros acusados en el caso, “haber formado parte de una organización criminal dedicada a la explotación sexual de mujeres, mediante la implementación de locales comerciales catalogados como bar/café/whiskería” en la Ciudad de Buenos Aires. Locales que “a pesar de denominarse de distintas maneras y tener diversos ‘gerenciadores’ a lo largo de los años, no han cambiado nunca su objeto comercial ni grupo explotador final”. Para la Justicia, Martins fue el “líder de esa organización”.

La investigación contra Martins comenzó en 2013, después de que su propia hija, Lorena,  lo denunciara a él y lo que sucedía en los prostíbulos. Luego de eso comenzó a investigar la Procuraduría para el combate de la Trata y la Explotación de Personas (Protex), que profundizó en el caso y logró avanzar en establecer una serie de ilícitos.