sábado 18 de septiembre de 2021
REPERFILAR Opinión

El dilema de Juntos por el Cambio con respecto al aborto

En la oposición hay quienes no desean dar un triunfo de estas características al oficialismo. Sería ideal que esas mezquindades se hagan a un lado, como está ocurriendo y se privilegian las cuestiones de principios.

11-12-2020 21:07

Este año va a terminar en el Senado el 29 de diciembre con el debate sobre la legalización del aborto que acaba de pasar por la Cámara de Diputados. Media sanción, como ya había tenido hace dos años durante el gobierno de Mauricio Macri, con 131 votos a favor. Esta vez, la legalización del aborto se podría practicar en todas las mujeres hasta la semana 14 de gestación y no solamente en las condiciones que hoy estaba previsto por nuestro Código Penal. En este sentido, el debate en el Senado y en la Cámara de Diputados está teniendo un trasfondo dentro de lo que es Juntos por el Cambio.

¿A qué me refiero? Cómo fue un año difícil, con pandemia y una caída brutal de la economía, 44 por ciento de pobreza, si bien se termina el año con un escenario de mayor estabilidad a la que había, hay un sector de Juntos por el Cambio que se opone a la legalización del aborto y que le plantea a los propios que están a favor de la legalización del aborto: “No seamos ingenuos, no le podemos dar de regalo de fin de año un triunfo de estas características al oficialismo. No podemos subsanar un año que ha sido políticamente difícil para el Gobierno de este primer año de estreno, regalándole un escenario en el cual se van a lucir sobre todo con su propio electorado”.

Alberto Fernández recibió un informe con sugerencias para modificar la justicia

Si bien el tema del aborto es un tema que, como muestran las encuestas, produce divisiones en nuestra sociedad, es una promesa electoral de Alberto Fernández. Fue un compromiso que él presentó ante el Congreso y es además una demanda de un sector importantísimo de mujeres, sobre todo de las mujeres más jóvenes de la Argentina. Entonces, en esta especulación, los senadores dicen: “Bueno, paren, no militemos tanto esta ley”. Sin embargo, por suerte hemos tenido una vez más coaliciones compuestas por diputadas como Silvia Lospennato del PRO peleando para sumar votos a favor de la legalización del aborto.

Por su parte, en el Senado se está dando una cooperación bastante curiosa, que es la que está teniendo Martín Lousteau, que es senador del PRO por la Ciudad de Buenos Aires, con Anabel Fernández Sagasti, senadora por Mendoza de La Cámpora. Entre ellos están haciendo un trabajo de juntar los votos en el Senado y se podría dar incluso el escenario que Cristina Fernández de Kirchner sea la que tenga que desempatar.

Muchos dicen “pero como alguien que en ocho años de Gobierno nunca se preocupó por llevar la ley del aborto al Congreso Nacional, le vamos a regalar el desempate porque sabemos que Cristina Kirchner había votado a favor ya en la última discusión”, contando que su hija Florencia le hizo cambiar de parecer.

Bueno, aunque fuese ese el escenario para los adversarios políticos del Gobierno, sería ideal que esas mezquindades se hagan a un lado, como está ocurriendo y se privilegian las cuestiones de principios.