Cielo cubierto
Temperatura:
20º
Ciudad:
Buenos Aires
miércoles 12 de diciembre de 2018 | Suscribite
SOCIEDAD / Lo acusan de antisemitismo
viernes 9 noviembre, 2018

El Centro Simon Wiesenthal repudió que Roger Waters sea declarado "huésped de honor"

El músico, reconocido crítico de las políticas del Estado de Israel, fue acusado de antisemita por utilizar un cerdo en sus shows.

El show de Roger Waters en el Estadio único de La Plata Foto: Silvina Palumbo

Roger Waters, el músico de Pink Floyd que fue recientemente declarado "huésped de honor" en la ciudad tras su mítico recital Us and them en La Plata el martes 06 de noviembre, fue acusado de antisemitismo por el Centro Simon Wiesenthal, que además repudió la iniciativa de la Legislatura porteña.

La institución estadounidense que recopila información de los crímenes del nazismo y el Holocausto emitió un comunicado este viernes en el que solicitan a las autoridades latinoamericanas de los países donde se presentará Waters que repudien un supuesto "mensaje de odio" de carácter antisemita por utilizar un cerdo en sus recitales. Además, por el emotivo recital que dio en La Plata en donde lanzó elogios a las Madres de Plaza de Mayo y a los ex combatientes de Malvinas, fue condecorado como "huésped de honor", lo que molestó más aún al centro estadounidense.

Según la organización, el cerdo que el ex líder de Pink Floyd utiliza históricamente en todos sus recitales desde 2010 "linkea” a la iconografía antisemita que circuló en Europa Central durante la Edad Media, conocida como judensau o judenschwein, en alemán, cerdo/a judío/a. Con esas ilustraciones caricaturescas se denigraba y humillaba a los judíos, perseguidos sangrientamente en buena parte de los centros urbanos de esa y otras regiones europeas.

Fotos | El emotivo y político recital de Roger Waters en La Plata

“Estamos en contra de que se lo declare visitante ilustre. Un artista tiene que traer un mensaje de paz y concordia, pero este señor trae un mensaje de odio, discriminación y violencia, y no debería ser recibido del modo que es recibido. La gente que paga entradas para verlo ayuda a que sostenga este tipo de discursos”, apuntó, en diálogo con Clarín, Ariel Gelblung, vocero del Centro Simon Wiesenthal en Argentina.

Sin embargo, esta discusión comenzó en 2013 cuando ya el centro acusaba de antisemita a Waters y el propio músico escribió una carta abierta en Facebook para aclarar qué significa para él el cerdo: "El mal, y más concretamente el mal del gobierno errante". El cerdo para Waters es un ícono del anticapitalismo. En sus shows, también critica a diversos mandatarios cuestionados por tener discursos fascistas como Trump, Putin, y otros líderes europeos.

Pero los cuestionamientos aumentaron porque además dentro del cerdo se ve la iconografía cristiana y judía de la Estrella de David, y la respuesta de Waters en aquel 2013 fue que "nos guste o no, la estrella de David representa a Israel y sus políticas, y está legítimamente sujeta a cualquiera y a todas las formas de protesta no violenta. Protestar pacíficamente contra la política interior y exterior racista de Israel no es antisemita. Su argumento de que porque critico las políticas del gobierno israelí quedo asimilado con los hermanos musulmanes es una apreciación personal. He pasado toda mi vida adulta defendiendo la separación de la Iglesia y el Estado”.

En la carta también aclaró que "la Liga Anti Difamación judía, una organización norteamericana, emitió un comunicado señalando que 'si bien nos gustaría que el sr. Waters hubiera evitado el uso de la Estrella de David, creemos que no hay ninguna intención antisemita aquí'. El cantante rechaza la afirmación de que “odia a los judíos” enfatizando que “tengo muchos y muy buenos amigos judíos, uno de los cuales, curiosamente, es el sobrino del fallecido Simon Wiesenthal”. Agrega que su nuera, y por tanto sus dos nietos “a quienes amo más que a la vida“, también son judíos.

Pero es la acusación de ser “simpatizante nazi”, al parecer, la que más molesta a Waters. “No sólo mi padre, el teniente segundo Eric Fletcher Waters, murió en Italia el 18 de febrero de 1944 luchando contra los nazis; yo fui criado en la Inglaterra de posguerra, donde recibí la educación más a fondo sobre el tema del nazismo y donde no me ahorraron ninguno de los horribles detalles acerca de los crímenes atroces cometidos en nombre de esa sucia ideología”.

El crimen de una sobreviviente del Holocausto conmociona a Francia.

“El show de The Wall  es muchas cosas… Pero NO ES ANTI-SEMITA NI PRO-NAZI“, subrayaba en aquel comunicado. “El cerdo en cuestión representa el mal, y más concretamente el mal del gobierno errante. Le regalamos este símbolo de la represión a la audiencia al final de cada show y la gente siempre hace lo correcto. Lo destruyen“, concluye la carta.

En otro de sus conciertos este año, Waters dijo que "todos nos enfrentamos a una elección y esa elección es si creemos o no en el contenido de la Declaración Universal de Derechos Humanos [firmada] en París en 1948. La declaración afirma que todos nosotros ... merecemos los mismos derechos humanos y civiles. Y estos derechos de acuerdo con la declaración de 1948 son independientemente de su etnia o religión, por lo que se extenderían a mis hermanos y hermanas en Palestina. Eso es todo lo que tengo que decir".

Waters es un apasionado partidario de la causa palestina y ha enfurecido a los israelíes por los llamados principales a un boicot cultural al estado judío. También es habitual que acose públicamente a artistas programados para visitar Israel o actuar allí.

J.D. / C. P.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4476

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.

Positive SSL Wildcard