Parcialmente nublado
Temperatura:
21º
Ciudad:
Buenos Aires
sábado 17 de noviembre de 2018 | Suscribite
SOCIEDAD / a un año de autorizar su venta recreativa en farmacias
domingo 16 septiembre, 2018

En Uruguay, quieren producir cerveza, helados y hasta fideos a base de cannabis

También fabricarán productos de cosmética y cuidado de la piel. Ya comercializan yerba mate y desarrollaron anteojos de sol hechos con cáñamo. Planean vender las licencias.

por Santiago Carrillo

Variedad. Yerba, gel de baño y cremas humectantes, cerveza. Foto: cosentino / dupetit / cañamama

A más de un año de que Uruguay comenzara a vender marihuana recreativa en farmacias, y luego de que este verano se impusiera el turismo cannábico en balnearios como Punta del Este, ahora las empresas apuestan a crear productos a partir de la planta, desde yerbas y cervezas,  cremas, hasta anteojos de sol.

“La idea primero es hacer aceites medicinales, luego cremas y por último la gama de alimentos, que no tiene psicoactivos, y que incluye a la cerveza que se vende bien en Europa, un aromatizante para producir fideos; y helados de cannabis”, cuenta Susana Tchemeyán, química farmacéutica al frente del proyecto del empresario Alfredo Dupetit –quien ya vende este tipo de productos cannábicos en Alemania–. A finales de este mes presentarán la documentación al Instituto de Regulación y Control del Cannabis (Ircca) y en el Ministerio de Salud, y esperan comercializar los productos a finales de este año. Tchemeyán también coordinó los estudios de laboratorio para  que salieran a la venta las primeras yerbas de cannabis, La Abuelita y Cosentina.

Otro de los proyectos cannábicos es Alt3rlab, el emprendimiento que imprime anteojos de sol en 3D, hechos a base de las fibras del cáñamo, un material que se extrae del tallo de la planta, que costarán  unos US$ 100. “Vamos a lanzar

nuestras gafas de sol de cáñamo este verano”, cuenta Víctor Villaconti,  ingeniero industrial santafesino a cargo del proyecto junto a su socio italiano, Andrea Balice, quien aporta que “el objetivo fue generar un valor agregado a un material desechado. Todos apuntan a producir aceite medicinal, sacan las flores y tiran el resto de la planta. Entonces dijimos: ‘¡Hagamos bioplástico!”. Un fardo de una tonelada de cáñamo cuesta US$ 60, mientras que una tonelada de bioplástico sale US$ 55 mil”, dice.

Licencias. Según cuenta Martín Rodríguez, director ejecutivo del Instituto de Regulación y Control del Cannabis (Ircca), desde que se empezó a vender en farmacias, Uruguay percibió U$S 400 mil por las licencias que otorgó a dos empresas para la venta, International Cannabis Corp. y Simbiosys. “La recaudación está en la actividad”, aporta Sergio Vázquez, del Ministerio de Ganadería. Por eso, la apuesta ahora es a los productos.

MedicPlast fue la primera empresa en conseguir este año una licencia para vender cosméticos hechos a partir del cannabis. “La crema es antiinflamatoria y también sirve para la artrosis”, dice Armando Blankeider, su dueño. Por su parte, Patricia Motta también hace jabones y cremas, que vende “en un 95% a turistas”. “Están todos fascinados con la marihuana legal, vienen con la idea de que es Amsterdam”, cuenta la emprendedora que recibió apoyo de la cámara de comercio local.


Temas

Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4451

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.

Positive SSL Wildcard