domingo 13 de junio de 2021
UNIVERSIDADES Perfil Educación
18-05-2021 16:44

Diego Cabot: “Al gobierno de Macri no le interesó que avance la Causa Cuadernos”

El periodista participó del Ciclo de Entrevistas organizado por estudiantes del Posgrado en Periodismo de Investigación. De los escritos del chofer Centeno, a los hisopados en Ezeiza. Críticas al Vacunatorio VIP. Y al "mal jefe de Gabinete" Santiago Cafiero.

18-05-2021 16:44

Diego Cabot participó de una conferencia de prensa virtual organizada por estudiantes del Posgrado de Periodismo de Investigación del Grupo Perfil y la Universidad del Salvador (USAL) en la que se refirió a la Causa de los Cuadernos y advirtió sobre las presiones políticas que recibe ese proceso en la Justicia. “Me parece que al poder entero no le interesa que avance esa investigación. Al gobierno de Macri tampoco le interesó que avance la Causa Cuadernos”, aseguró.

El periodista de La Nación también se refirió a las vacunas que fueron inoculadas anticipadamente a funcionarios, ex funcionarios o personalidades cercanas al Frente de Todos y señaló la responsabilidad que podría caberle a la actual responsable de la cartera de Salud. “Vizzotti no podría ser ministra después de lo que pasó con el Vacunatorio VIP, porque ella era la encargada del sistema de vacunación cuando era viceministra”, dijo Cabot en el Ciclo de Entrevistas a cargo de Rodrigo Lloret, director de Perfil Educación.

En el marco de la investigación por la Causa de los Cuadernos, usted ya contó cómo llegan los escritos de Centeno a sus manos. Después de tantos años, ¿volvió a pensar por qué usted tuvo acceso a esa documentación?

—En la vida hay cosas que son casualidades, hay cosas que son causalidades y también hay otras cosas que son una combinación de ambas. Vivía en un departamento donde tenía un vecino, empezamos a hablar y él me contó que tenía un amigo que era chofer de Baratta. Este personaje vivía pegado a mi casa y me empezó a contar cosas del entorno de De Vido. Yo escribí el primer libro sobre ese mundo en 2007, o sea que conocía de memoria ese tema. De hecho, nos encontramos la primera vez porque él había leído ese libro. Un día, cuando termina el gobierno de Cristina Kirchner, el amigo de él, Centeno, empieza a ser extorsionado por su exmujer. Entonces, Centeno tiene miedo de que lo allanen y le lleva una caja a este hombre. Este hombre, que tenía confianza conmigo y que, además, decide traicionar a su amigo por cuestiones que son más psicológicas que otra cosa, me dijo: "¿Querés leer lo que me trajo mi amigo?".

Han pasado muchas cosas en la Justicia en relación a esa investigación. ¿Cómo imagina que puede terminar la Causa de los Cuadernos?

La Argentina no tiene justicia desde hace un año. La justicia está con una suerte de pseudo feria. La Causa de los Cuadernos también cayó en este magma. Esta causa está en juicio oral, o sea son los fiscales del Tribunal Oral, no son los fiscales que investigaron. Por lo tanto, se va a empezar a discutir sobre cuestiones procesales, como muchas veces sucede, y lo que empieza a pasar es que perdemos la noción de los hechos. Eso es un vicio de la Argentina. No deberíamos perder de vista los hechos de este tipo de procesos como el de la Causa Cuadernos. Me parece que al poder entero no le interesa que avance esa investigación. Al gobierno de Macri tampoco le interesó que avance la Causa Cuadernos. Y ahí tenés una decisión concreta de muchos funcionarios que no avanzaron demasiado con algunos temas. Por ejemplo, la AFIP de Macri no avanzó demasiado con la Causa de los Cuadernos. El lavado no se investigó demasiado en esa causa. Ahí hubo alguna que otra decisión. Y ahora, ni hablar. Entonces, creo que vamos a ir a ese camino, lamentablemente. En la causa se van a olvidar los hechos y vamos a caer en esas profundas y casi lentas e inentendibles discusiones procesales.

Diego Cabot con alumnos

A pesar de que usted denunció los negocios detrás de los hisopados en Ezeiza, la empresa sospechada sigue funcionando en Aeroparque. ¿Hay algún sector del Gobierno que permite que se mantenga?

—Como buen periodista, siempre hay que ser malpensado y desconfiado. No sé si alguien del Gobierno o un funcionario, pero sí, algo pasa. Ninguno de nosotros podría ir a vender café a Ezeiza o Aeroparque, para eso hay que romper las barreras de los permisos. Estos permisos son burocráticos y en esta Argentina la burocracia es un peaje, entonces por lo general ese tipo de permisos son intercambios de favores. Yo imagino que sí, sin duda, hay alguien respaldando. Ninguno de nosotros, sin ningún tipo de antecedentes, podríamos generar un negocio así, si no hay una venia entre el concesionario y el concedente. Obviamente el concesionario es tremendamente culpable en esto. Siempre cuando uno habla de la ineficiencia, corrupción y demás nos solemos quedar con el sector público y, en realidad, el sector privado es tan corrupto y tan cómplice muchas veces como el sector público.

¿Usted cree que Carla Vizotti estaba al tanto del Vacunatorio VIP?

—La verdad es que no lo sé. No tengo idea si estaba o no al tanto y me parece relativamente anecdótico. Corrupción y mala gestión va a haber siempre. La verdad no sé, ni me interesa mucho, no soy de perseguir esas cosas. Lo que sí digo es que hay responsabilidades funcionales, un ministro de Salud no puede desconocer lo que pasa en la puerta de ingreso del exterior al AMBA más importante. Me parece que es anecdótico si sabía o no, pero no puede sostener a funcionarios que tienen responsabilidades directas sobre estos problemas, que son sanitarios. No es corrupción esto, es ineficiencia y genera consecuencias sanitarias. Vizzotti no podría ser ministra después de lo que pasó con el vacunatorio VIP porque ella era la encargada del sistema de vacunación cuando era viceministra. A mí no me interesa si ella sabía o no sabía, lo que sí me interesa es que tome cartas en el asunto cuando hay funcionarios con responsabilidades concretas, directas, puntuales y absolutas sobre un determinado tema.

Alberto Fernández inició su gestión en el kirchnerismo como jefe de Gabinete y hoy es presidente. ¿Quién fue el peor y el mejor jefe de Gabinete desde la recuperación de la democracia?

—El jefe de Gabinete es la mano derecha del presidente. Entonces yo te podría decir que Aníbal Fernández fue un gran jefe de Gabinete de Cristina Kirchner, pero fue un pésimo jefe de Gabinete para mí. Capitanich también hizo su trabajo, por eso, depende de cómo lo quieras evaluar. Yo nunca vi nada peor que Cafiero, realmente es un mal jefe de Gabinete, porque no coordina, no arma políticas, no es un buen vocero, dice burradas, no es una persona preparada para una cantidad de temas, le cuesta encarar temas técnicos, no va al Congreso. Es posible que no veamos nada peor que Cafiero. Por ejemplo, Marcos Peña fue un tipo muy brillante para elevar a Macri al lugar dónde lo puso. Todos los que la vivimos en aquel momento, le dábamos mucho crédito a esa cabeza de Marcos Peña, que armó en parte lo que fue después el triunfo tripartito Capital, Nación y Provincia, que era impensado para todos nosotros, menos para él. Por lo tanto, ahí hay un mérito, pero como jefe de Gabinete no fue un gran jefe, te diría que fue muy malo para la gestión, para la comunicación, para la empatía, no coordinaba. Marcos Peña es el creador de un gabinete de dos. Nosotros tuvimos en la Argentina durante el gobierno de Macri un gabinete con dos ministros que eran Lopetegui y Quintana, que eran los que él tenía debajo de él.

Agradecemos su participación en el Ciclo de Entrevistas de Perfil Educación y le damos la posibilidad de cerrar el reportaje con un comentario final que usted quiera realizar.

—El periodismo es investigar, estudiar, ir a las causas. Eso es periodismo. Cuando escribís notas donde involucrás a gente, negocios y demás, tenés que tener muy claro que es mucho más importante el día siguiente que el día de la publicación. Uno tiene que saber cómo nos vamos a defender al otro día, cuando le pateamos la colmena a un negocio de cinco millones por día.


Por María Sofía Ramos, Liliana Chimenti, Federico Gil García
Estudiantes de Periodismo de Perfil Educación
Posgrado en Periodismo de Investigación Perfil-USAL