lunes 27 de enero de 2020 | Suscribite
ACTUALIDAD / MAR DEL PLATA
viernes 31 mayo, 2019

"Sentate ahí, es una orden": el relato de la soldado abusada por un sargento

Comenzó el juicio contra Franco Sebastián Vizcarra, denunciado por violar a una soldado voluntaria en el Grupo de Artillería Antiaéreo de Camet.

El acusado. Franco Sebastián Vizcarra. Foto: Facebook
viernes 31 mayo, 2019

Esta semana comenzó el juicio contra un sargento del Ejército acusado de violar a una soldado voluntaria en las instalaciones del Grupo de Artillería Antiaéreo (GADA) 601 en Mar del Plata. Las investigaciones se iniciaron con la denuncia de la mujer, realizada el 6 de octubre de 2017, un día después del ataque, y la sentencia de los jueces Roberto Falcone, Mario Portela y Alfredo Ruiz Paz se conocerá el próximo 6 de junio.

El fiscal Juan Manuel Pettigiani confirmó que el militar acusado asumió el abuso sexual con acceso carnal. Según el expediente, revelado por el diario marplatense La Capital, el 5 de octubre de 2017 a la tarde la soldado voluntaria en Ayudantía en jefe de Agrupación fue atacada por el sargento Franco Sebastián Vizcarra en su habitación de la sede del GADA (barrio de Camet) cuando ella terminaba su turno. El acusado jamás declaró en toda la etapa de la investigación pero afirmó haberse disculpado con la joven cuando ella logró escapar.

Denuncian un abuso sexual en el Ejército: apartaron al agresor

Según el informe del fiscal Pettigiani, tras ingresar a la habitación de Vizcarra, la soldado y el acusado tomaron mates durante más de 30 minutos hasta que ella decidió irse. “La habitación se transformó en una jaula. Primero Vizcarra apagó el teléfono, después sacó su arma reglamentaria y la apoyó sobre la mesa, en una acción en la que tal vez buscó comodidad o tal vez intimidación. Después la mano del sargento primero recorrió la pierna de T., que permanecía de pie”.

“Sentate ahí. Es una orden”, le dijo Vizcarra, según el testimonio de la víctima, para después violarla. “Yo no sé cómo hice para sacar fuerza y lo empujé, pero llegó a penetrarme nada más, no eyaculó ni nada”, declararía después la soldado. Cuando ella pudo liberarse, el acusado le pidió disculpas anunció en la Guardia la salida de la víctima para aparentar algún tipo de acompañamiento. Hecha la denuncia al día siguiente, un estudio de la Dirección de la Mujer de la Municipalidad de General Pueyrredón determinó que la víctima posee “síntomas de nerviosismo constante, problemas para dormir y pesadillas y episodios de ansiedad”.

Neuquén: acusan a un oficial del Ejército de abusar de una menor

El juez Santiago Inchausti procesó a Vizcarra con prisión preventiva y ordenó su detención. Según dijo, se demostró que en el hecho "ha mediado violencia (…), pues no puede desconocerse que del relato de la víctima se desprende que Vizcarra utilizó su fuerza física para sujetarla al momento en que quiso retirarse de su habitación, que la arrojó a la cama, inmovilizándola, le tapó la boca, le quitó sus prendas de vestir y la penetró". "Debe señalarse que el imputado practica artes marciales, y la víctima refirió que utilizaba distintas técnicas, sujetándola de forma tal que ella no podía defenderse", agregaba el expediente.

El sargento primero Vizcarra Díaz podría ser condenado a 6 años de prisión, según el pedido de la fiscalía, que además solicitó que el acusado permanezca en la Unidad Penal de Batán. El fiscal explicó que “hay separación de recursos provinciales y nacionales”, y desde Batán “se pide que las condenas federales se cumplan en cárceles federales, por lo cual se debería hacer un traslado”. Sin embargo, en este caso se pidió que cumpla la condena en Batán, “pero quedará a la voluntad del Servicio Penitenciario”, informó la prensa local.

DS/FF


Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4887

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.