lunes 16 de mayo de 2022
CóRDOBA ORGANIZACIÓN TECHO CÓRDOBA
30-04-2022 00:37

En la Provincia hay 195 barrios populares con déficit habitacional

Según el Renabap, esa cifra asciende a 4.400 en todo el país e involucra a cuatro millones de personas. Proponen la articulación entre organizaciones, Estado, sociedad y habitantes.

30-04-2022 00:37

El déficit habitacional es una de las problemáticas más graves y urgentes, que afecta principalmente a los sectores de menores ingresos. A los planes y esfuerzos estatales, en general insuficientes para solucionarla, se suman algunas acciones de privados y organizaciones no gubernamentales que hacen su aporte.

Es el caso de Techo, una ONG que trabaja en los barrios populares con el objetivo de solucionar la emergencia habitacional que viven las familias en esos asentamientos. Presente desde 2003 en Córdoba –primera provincia donde se constituyó–, hoy está en 12 jurisdicciones de todo el país.

El director de Techo Córdoba, Guido Barbizan, indicó a PERFIL CÓRDOBA: “Tenemos la convicción que la emergencia habitacional se puede resolver siempre y cuando todos articulemos en conjunto, entre organizaciones sociales, Estado, sociedad y habitantes de los barrios populares”.

–¿Cómo lo hacen?

–De varias maneras. Sobre todo, tratamos de incentivar la participación comunitaria mediante planes de acción o diagnósticos participativos, para que los vecinos detecten el problema y nosotros, en lo que está a nuestro alcance, trabajamos en la solución. La idea es amortiguar un poco los problemas habitacionales y otros que sufren esos habitantes.

–¿Esas soluciones implican la construcción de viviendas?

–Sí, esa es una de nuestras propuestas. También hemos hecho veredas, espacios y salones comunitarios y, con respecto al acceso a servicios, tratamos de hacer que se escuchen las demandas, llevar los reclamos, insistir, hablar con distintos sectores del Estado para hacer que esos derechos se cumplan.

–¿Cómo se financian esos proyectos?

–De varias formas. Gran parte a través de donaciones de algunas firmas que aportan materiales; con empresas privadas que participan en la construcción con su personal; con universidades; tenemos socios, los que hacen una gran diferencia; recibimos donaciones puntuales, y también tratamos de articular con el Estado para otros proyectos.

–En esa articulación con los estamentos oficiales, ¿qué respuesta tienen a nivel nacional, provincial y municipal?

–Es bastante relativo. En Córdoba estamos tratando de llegar, de tener reuniones, de posicionar la cantidad de barrios populares que hay y presentar proyectos para que la Municipalidad o la Provincia los aprueben. Justamente en diciembre pasado la Secretaría de Hábitat municipal nos aprobó dos iniciativas de mejoramiento de espacios comunitarios. Con la Provincia no estamos teniendo una gran correspondencia, pero ellos están haciendo muchos trabajos de infraestructura y de integración urbana. Nosotros, en los barrios en los que estamos gestionando, ponemos a disposición nuestra experiencia en participación comunitaria, lo que entendemos que esos proyectos tienen que tener, ser diseñados desde el barrio, donde viven los que conocen el problema y también las soluciones.

–O sea que encuentran más eco en la Municipalidad que en la Provincia.

–La Municipalidad, a través de la Mesa de Concertación de Hábitat, el año pasado realizó mesas participativas con las organizaciones sociales y vecinos de barrios populares, en las que se generaban y presentaban proyectos y ahí tuvimos buena llegada. También con los consejos barriales –liderados por Oscar Arias–. A nivel municipal tenemos una relación más fluida que con la Provincia.

–¿Ustedes hicieron un acuerdo con el ITV de Mendoza?

–Sí, eso es a nivel nacional. Se hizo un acuerdo con la Provincia de Mendoza para la construcción de unas 200 viviendas, lo cual para nosotros es un hito, la firma de un proyecto tan grande. También tenemos muy buena articulación con la Secretaría de Integración Sociourbana con la que en su momento se hizo el Registro Nacional de Barrios Populares (Renabap) del cual participamos. A nivel nacional hemos tenido muy buena articulación que por ahí acá en Córdoba cuesta un poco más.

–¿Tienen relevados cuántos barrios populares con necesidades hay en Córdoba?

–En toda la Provincia hay más de 195 barrios, según datos del Renabap registrados hasta 2016, por lo cual creemos que el número ya está viejo y sobre todo después de la pandemia, cuando creció mucho más, particularmente la asistencia a comedores comunitarios. O sea, la emergencia no es sólo habitacional, sino también de alimentación y otras necesidades. A nivel país, la cifra es de más 4.400.

–Ustedes trabajan con voluntariado.

–El voluntariado es nuestra base, nuestro espíritu; sin eso sería muy difícil hacer todo lo que hacemos. Apelamos a mostrarles nuestras propuestas de trabajo y a promover también la conciencia social.

–En estos momentos, ¿en qué barrios de Córdoba están trabajando?

–Ahora estamos con obras en Nueva Esperanza, 12 de Julio, Los 40 Guasos (en Argüello), El Chaparral, Parque Ituzaingó, Villa Ávalos y Cooperativa El Amanecer.

–¿Qué características tienen las viviendas que construyen?

–Son viviendas prefabricadas, de madera. Le llamamos ‘viviendas de emergencia’, porque entendemos que nadie puede vivir con menos de eso, es la base desde la cual las personas deberían vivir. Nos encontramos con gente que vive en casillas muy precarias, con paredes de lona y piso de tierra y el mejoramiento que ofrecen nuestras viviendas está estudiado –por la UCA– sobre cómo impacta la vivienda de Techo. Los resultados indican que impactan mucho en el sueño, las personas duermen mejor, no pasan frío, están aisladas del piso y evitan muchas enfermedades.

–¿Qué costo tienen esas viviendas?

–Claramente, por la inflación, el costo varía mucho pero nosotros lo que hacemos es cobrarles a las familias un porcentaje que va ligado a este sentido de apropiación, que las familias sientan realmente que más allá de participar en la construcción de sus viviendas, les da ese valor de la pertenencia. Se les cobra una cifra de aproximadamente $ 15.000, pero la vivienda tiene un costo mucho más alto, de más de $ 100.000, que logramos amortiguar con las donaciones y otros aportes.

 

Colecta anual

 

Techo convoca a jóvenes voluntarios y voluntarias para su colecta anual, que se llevará a cabo el 6, 7 y 8 de mayo en todo el país, con el regreso a la presencialidad en las calles. 

Las personas interesadas en participar pueden anotarse ingresando en argentina.techo.org/colecta, donde accederán a más información sobre el evento.

La colecta de Techo tiene como objetivo invitar a la sociedad a apoyar el compromiso

cotidiano de miles de voluntarios y voluntarias que trabajan en conjunto con vecinos y

vecinas para impulsar proyectos que mejoren las condiciones de hábitat y vivienda en las

que viven más de 4 millones de personas en los asentamientos.

 

Las cifras de Techo

195 barrios populares en la Provincia

4.400 barrios populares en el país

4 millones de personas viven en ellos.

$ 100.000 costo de una vivienda precaria

$ 15.000 lo que paga una familia por esa vivienda.