viernes 27 de mayo de 2022
ECONOMIA Boletín Oficial
11-04-2022 16:55

Argentina formalizó su ingreso a la Ruta de la Seda impulsada por China

A través de esta iniciativa del gigante asiático, el país podría acceder a US$23.700 millones para financiar proyectos de infraestructura.

11-04-2022 16:55

El Gobierno argentino formalizó su adhesión a la iniciativa de la República Popular China conocida como Ruta de la Seda. De esta manera, se podría facilitar el acceso a financiamiento de proyectos de infraestructura y tecnología por US$23.700 millones, según estimaciones del Ministerio de Relaciones.

El Memorándum de Entendimiento, publicado este lunes en el Boletín Oficial, había sido suscripto el 4 de febrero por el canciller Santiago Cafiero y el presidente de la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma de la República Popular China, He Lifeng, en el marco de la visita del presidente Alberto Fernández a Beijing.

El Memorándum, entre sus principales objetivos fomenta el uso de las "monedas nacionales" en las inversiones y el comercio bilateral, así como "posibles transferencias de derechos especiales de giro (DEG) en la plataforma del Fondo Monetario Internacional (FMI)".

Que la guerra no nos aleje del espacio eruoasiático

La importancia del acuerdo fue destacada por el economista y magister en Relaciones Internacionales Gustavo Girado, director de Posgrado sobre China Contemporánea en la Universidad de Lanús, para quien "formalmente, se abre la posibilidad de financiamiento a una serie de proyectos que la Argentina tiene en carpeta" y que estaban "parados".

Al referirse a las características de los proyectos a financiar, Girado advirtió que "el proyecto de Xi Jinping es bastante flexible", y señaló que "la oferta está básicamente constituida por lo que a China le sobra, que es financiamiento, tecnología e infraestructura".

Qué es la Ruta de la Seda

El Gobierno argentino formalizó su adhesión a la iniciativa de la República Popular China conocida como Ruta de la Seda. De esta manera, se podría facilitar el acceso a financiamiento de proyectos de infraestructura y tecnología por US$ 23.700 millones, según estimaciones del Ministerio de Relaciones.

El Memorándum de Entendimiento, publicado este lunes en el Boletín Oficial, había sido suscripto el 4 de febrero por el canciller Santiago Cafiero y el presidente de la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma de la República Popular China, He Lifeng, en el marco de la visita del presidente Alberto Fernández a Beijing.
El Memorándum, entre sus principales objetivos fomenta el uso de las "monedas nacionales" en las inversiones y el comercio bilateral, así como "posibles transferencias de derechos especiales de giro (DEG) en la plataforma del Fondo Monetario Internacional (FMI)".
La importancia del acuerdo fue destacada por el economista y magister en Relaciones Internacionales Gustavo Girado, director de Posgrado sobre China Contemporánea en la Universidad de Lanús, para quien "formalmente, se abre la posibilidad de financiamiento a una serie de proyectos que la Argentina tiene en carpeta" y que estaban "parados".
"Si el hemisferio occidental no se aviene a financiarlos, hay que ir a donde se abra la billetera", consideró Girado en declaraciones a Télam.
Asimismo, evaluó como "razonable para las dos economías" la utilización de monedas locales en el intercambio comercial, en función de que "desde hace varios años que el yuan renmimbi le disputa la hegemonía al dólar ", en especial desde que en 2017 pasó a incorporarse como quinta moneda en la composición de la canasta de DEG del FMI, junto al mismo dólar, el euro, el yen y la libra esterlina.
Al referirse a las características de los proyectos a financiar, Girado advirtió que "el proyecto de Xi Jinping es bastante flexible", y señaló que "la oferta está básicamente constituida por lo que a China le sobra, que es financiamiento, tecnología e infraestructura".

Qué es la Ruta de la Seda

Con este proyecto,el gigante asiático busca traer a la actualidad la legendaria ruta comercial por la que fluyó el comercio entre China y Europa a través de Asia Central. Esto fue durante las dinastías Han (206 a. C. hasta el 220 d. C) y Tang (618 hasta 907), los tiempos más gloriosos de la China imperial.
Además, tiene un valor geopolítico actual en la disputa contra Estados Unidos, ya que se reafirma su vocación de restaurar su tradicional lugar como superpotencia.

Además, China pretende moldear sus vínculos con el mundo, incluye el 75% de las reservas energéticas conocidas en el mundo, el 70% de la población mundial y generaría el 55% del PBI mundial, informó la agencia Télam. El proyecto también es conocido como el Plan Marshall del siglo XXI.

Los principales ejes

Uno de los puntos más ambiciosos de este proyecto es la creación de una vía terrestre que una China con Pakistán, Afganistán, Turquía, Rusia, Kazajistán, Turkmenistán, Kirguistán, Uzbekistán, Tayikistán y Europa mediante los Balcanes. Este trayectos sería hasta llegar a París, algo para lo que China usó las instalaciones ferroviarias existentes, a la que vez que invirtió en la construcción de nuevas.
Otro de estos puntos será tener el control de una ruta marítima para llegar a América Latina, África y Medio Oriente. Esto implica la instalación de bases militares y puertos comerciales en los océanos Índico y Pacífico y que ha hecho revivir antiguas rivalidades entre algunos países asiáticos.

Qué países integran la Ruta de la Seda

Un total de 139 países están adheridos: 30 europeos, 37 asiáticos, 54 africanos y 13 de América Latina. El primer país latinoamericano en unirse fue Panamá: Después se sumaron Antigua y Barbuda, Barbados, Bolivia, Chile, Costa Rica, Cuba, Ecuador, El Salvador, Granada, Guyana, Jamaica, Perú, República Dominicana, Surinam, Trinidad y Tobago, Uruguay y Venezuela.

Uno de los puntos que destaca la comunidad internacional es que  para estar dentro del proyecto no es necesario recibir inversiones chinas. Argentina recibió financiamiento de este país desde 2018 sin estar incluida.

El financiamiento es a través de instituciones financieras privadas o gubernamentales chinas y organismos internacionales como el Banco Asiático de Inversión en Infraestructura y pueden incluir diferentes elementos en cada caso, como la transferencia de tecnología o el uso de componentes locales para construir la obra en cuestión, explicó Télam.

LM