miércoles 12 de mayo de 2021
ECONOMIA Opinión
15-04-2020 20:11

Cómo usar el bono de ANSES para "blanquear" el trabajo informal y beneficiar a las PyMEs y los hogares

El Ingreso Familiar de Emergencia es una buena idea, pero puede ser mejorada para un blanqueo masivo de los trabajares informales, aliviar a las PyMEs y a los hogares, y mantener el empleo.

15-04-2020 20:11

El Ingreso Familiar de Emergencia (IFE), que pagará ANSES, es una buena idea —clásica, dentro del repertorio oficial y no solo peronista— pero puede ser mejorada, por ejemplo para propiciar un blanqueo masivo de los trabajares informales, aliviar a las PyMEs y a los hogares, y mantener el empleo.

Este bono fue pensado como una asistencia especial en abril para los sectores más vulnerables, pero el gobierno ya indicó que “es un hecho que estas medidas, quizás con algunas diferencias, se van a quedar por un largo tiempo”, dijo el titular de ANSES, Alejandro Vanoli.

Esto se debe, por una lado, a la extensión de la pandemia y, por el otro, a la cantidad de personas que completó la solicitud para acceder a este beneficio de 10 mil pesos, que se pagará a casi 8 millones de personas, el doble de la cifra que esperaba ANSES.

Estudian extender el Ingreso Familiar de Emergencia a mayo

En declaraciones a la radio El Destape, Vanoli ya indicó que “el gabinete económico está estudiando distintas alternativas: mantener el IDE, transformarlo o complementarlo con otra medidas para defender el trabajo y dar alivio a las PyMEs”.

El IFE beneficia a trabajadores informales, empleados de casas particulares, monotributistas sociales y de las categorías A y B, y beneficiarios de la Asignación Universal y por Hijo y de algunas otras prestaciones sociales.

En esencia, es un reflejo clásico de los gobiernos de nuestro país, no solo del peronismo.

Pero, puede ser mejorado cualitativamente. Por ejemplo, para blanquear a los trabajadores en negro, que, según se cree, representan entre el 33 y el 37 por ciento del total. Aunque hay sectores donde son muchos más: alrededor del 65 por ciento del personal doméstico.

La forma de blanqueo es que esos 10 mil pesos —o incluso una cifra mayor— puedan ser cobrados solo por los trabajadores formales o registrados y que formen parte del sueldo que ya reciben, de manera tal que los empleadores —hogares o PyMEs— también se beneficien de blanquearlos.

Adicionalmente, se podría establecer que, por esta vez, no habría una sanción por el trabajo en negro con el compromiso de mantener el empleo por un cierto tiempo.

Ya podés consultar en ANSES cuándo cobrar el Ingreso Familiar de Emergencia

Obviamente, esta falta de sanción es injusto para quienes tienen a sus trabajadores en blanco, pero estas PyMEs también se beneficiarían porque se les habría eliminado un factor importante de competencia desleal.

Del lado de los empleados, que ahora están en cuarentena y no pueden ir a trabajar, tendrían asegurado el cobro del ciento por ciento del salario, mantendrían el empleo y estarían en blanco.

Incluso, las cuentas de ANSES mejorarían no solo por el aumento vertical de los aportes previsionales sino también porque se reducirían los subsidios sociales que ahora se pagan a personas que ya trabajan pero están en negro.

*Editor ejecutivo de Fortuna.