Soleado
Temperatura:
21º
Ciudad:
Buenos Aires
martes 22 de octubre de 2019 | Suscribite
ECONOMIA / Cepo en la era M
domingo 1 septiembre, 2019

Consecuencias de lo improvisado

El decreto que publicó el Gobierno durante el domingo tienen las características y el sello de Cambiemos: la improvisación.

Guido Lorenzo

Banco Central de la República Argentina. Foto: CEDOC
domingo 1 septiembre, 2019

Las medidas destinadas a apaciguar la demanda de dólares que anunció el gobierno durante el domingo tienen las características y el sello de Cambiemos. Un Gobierno que fue improvisando en cada evento que sufrió

Este gabinete, quizás con algún nombre más o uno menos, sufrió al menos dos turbulencias cambiarias. En ninguna de las dos se aplicaron las medidas prudenciales que deberían implementarse en situaciones de estrés. Ahora el nerviosismo apareció y se tradujo en medidas de política desacertadas. Lo que dice Alberto Fernández parece tener más impacto que la tranquilidad que intenta transmitir el actual presidente. Esta tensión nos habla de un poder que quedó mal divido en un país que es sumamente dependiente de las decisiones del ejecutivo. 

El grado de improvisación se nota en el timing en el cual se tomaron las medidas. Si se hubiera aplicado este control de capitales anteriormente no tendríamos la necesidad de estar con la calificación de default debido al incumplimiento en tiempo y forma del pago de las letras de corto plazo en pesos. Estas medidas se podrían haber aplicado el 11 de diciembre de 2015 y nos habrían evitado otros episodios además del default de la semana pasada. 

Hacia delante se puede esperar que surja una brecha entre el mercado libre y el paralelo. Es deseable que ese mercado no sea referencia para ningún agente, pero es imposible no pensar que ese valor refleja un tipo de cambio no restringido por las medidas del BCRA.

El BCRA tiene reservas como para contener al tipo de cambio, sumado a estas medidas es esperable que el tipo de cambio no suba con fuerza si el BCRA se dispone a vender. La demanda de minoristas estará pero no mueve el precio de la divisa. Los mayoristas (empresas) estarán limitadas y perderán valor sus ganancias acumuladas, hay que ver si desean dolarizarse. Si es así, se puede esperar una brecha mayor entre el contado con liquidación (el que surge por arbitraje de bonos entre nuestro país y el resto del mundo).

"Si se hubiera aplicado este control de capitales anteriormente no tendríamos la necesidad de estar con la calificación de default", explica el autor

De todas formas, algo había que hacer: el último día hábil el BCRA había perdido US$ 2.000 millones de dólares en un día o US$ 10.000 millones en el último mes. A este ritmo este Gobierno entregaría al siguiente un país sin reservas. De esta manera se las cuida. El por qué Macri le pone la cara al control de capitales es una pregunta difícil de contestar. Quizás sea un gesto hacia Alberto Fernández, que estuvo bastante picante en sus declaraciones en medios extranjeros

Son varios meses de transición para que asuma el futuro presidente. El grado de paranoia e histeria se puede frenar simplemente desde la política. Esto quedó demostrado cuando economistas de ambos espacios mostraron que una transición ordenada era lo mejor. Sin embargo, a veces las pasiones y voluntades políticas le ganan a la prudencia que pedimos los economistas para no tener más eventos traumáticos. 

Hay que ver incluso cómo enfrenta el próximo gobierno esta paranoia que el candidato A. Fernández está alimentando. La economía es traicionera y quizás por hacerle pagar costos económicos a Mauricio Macri, Alberto Fernández termina encontrando una economía con escasas reservas e inflación (muy) alta.

(*) El autor es director de LCG Consultora.


Comentarios

Lo más visto

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 4790

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: Ursula Ures | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Diario Perfil S.A.