martes 05 de julio de 2022
ECONOMIA ACUERDO POR LA DEUDA

El FMI aprobó la primera revisión, pero hay alerta naranja con las próximas

La venia a la primera revisión implica que antes de fin de mes llegará el desembolso que el Gobierno necesita para pagar el próximo. Sin embargo, este oxígeno que celebra el equipo económico duraría poco porque economistas privados advierten que el Banco Central tendría dificultades para alcanzar el nivel de reservas comprometidas para las futuras supervisiones. En mayo hubo escaso nivel de recompra de la autoridad monetaria.

11-06-2022 05:23

Argentina pasó la primera revisión trimestral del acuerdo con el Fondo Monetario Internacional. Sin embargo, el cumplimiento de algunas de las futuras metas  trimestrales se encuentran difíciles de cumplir y el Fondo podría modificar los próximos cumplientos y dar más margen al Gobierno. En el plano de las reservas, junio debería de contar con US$ 6.425 millones de reservas internacionales netas.

“El personal técnico del FMI y las autoridades argentinas han llegado a un acuerdo a nivel del personal técnico sobre la primera revisión bajo el acuerdo SAF de 30 meses de Argentina. Una vez completada la revisión, Argentina tendrá acceso a unos US$ 4.030 millones”, detalló el comunicado del organismo internacional de esta semana.

El acuerdo con el FMI se cerró en marzo, por lo cual el Gobierno contó con una ventaja de dos meses en esa primera revisión. “No implica ninguna hazaña, y la meta fiscal se pudo cumplir gracias a la contabilización de ingresos de renta por la propiedad”, aclaró a PERFIL Javier Alvaredo, economista de la consultora ACM.

Según la consultora Econviews, del economista Miguel Kiguel, “va ser muy difícil que se cumpla la meta de reservas”. En su informe de mayo titulado “Qué esperamos después del acuerdo con el FMI”, hasta el 27 de mayo el Banco Central acumuló 3.775 millones de dólares de reservas internacionales netas. En la meta con el FMI para la segunda revisión, se estimaba llegar a junio con 6.425 millones.

“Al Banco Central se le están escurriendo los dólares como agua entre los dedos” , advirtió la semana pasada el economista y ex presidente del BCRA Martín Redrado. A lo cual advirtió que “tenemos más cepo por delante”.

En la misma sintonía, esta semana en el programa Odisea Argentina en LN+, el ex presidente del Banco Central y ministro de Hacienda y Finanzas Públicas, Alfonso Prat-Gay, explicó: “la principal razón por la cual el BCRA no acumula las reservas que creía que iba a acumular es porque por la importación de energía, se van muchos más dólares que los que entran por la exportación de granos”.

“Y la otra cuestión, que por momentos coincide cuando hay control de capitales y escasez de divisas, es la falta de crédito que tiene Argentina. Todos los meses se van de las reservas del BCRA entre 200 y 400 millones de dólares que son pago de servicios de deuda del sector privado, por deudas acumuladas antes que son del propio giro de negocio y que como ahora el Gobierno se desconectó por completo del mundo, no tienen manera las empresas privadas de refinanciar”, agregó Prat-Gay.

Para Javier Alvaredo, respecto de las metas en junio, la meta de reservas aparece de muy difícil cumplimiento porque estamos a comienzo del mes y esto implicaría que el Banco Central tendría que comprar de una manera que no está logrando  y sumó que el objetivo fiscal también está en riesgo.

El informe de Econviews señaló que hasta abril se acumuló un déficit primario de alrededor de 272 mil millones de dólares. “La meta fiscal para el 30 de junio es de un déficit primario casi de 567 mil millones y a nosotros nos está dando un desvío de 260 mil millones”, continuó Alvaredo.

El Fondo advirtió que no se modificarán las metas anuales, pero debido a los efectos de la guerra en Ucrania, se revisarán las metas trimestrales.  

“Por el aumento de precios del gas se necesitan más dólares para importar barcos, y ese aumento  impacta en las metas fiscales vía los subsidios, uno debe suponer que estarían corrigiendo la meta de reservas y del déficit en ese sentido. De esta manera, al menos en la segunda revisión, no debería pedir el gobierno un waiver. Una buena noticia a corto plazo para el oficialismo en vista de los números que se manejan”, agregó Alvaredo.  A su vez, el vocero del FMI Gerry Rice anticipó que se revisará la pauta de inflación para este año, pactado en un 48%: “Si la suben a 65%, sí se estaría cumpliendo  la meta”.

 

El Gobierno defendió la robustez de las reservas

Desde el BCRA, consultados por PERFIL, aseguraron que las reservas están robustas, que crecieron interanualmente y que lo importante también es mirar el trabajo realizado en los últimos 12 meses.

De hecho, en el último resumen de variables financieras al 9 de junio, el BCRA contó con US$ 41.626 millones de reservas internacionales brutas. El ministro de Economía Martín Guzmán dijo que se “viene cumpliendo” con lo pactado con el FMI y “se cumplen todos los tiempos previstos”. También aseguró: “La Argentina necesita un sendero de exportaciones que crezcan. Para que se pueda sostener el crecimiento económico hacen falta dólares y para poder bajar la inflación también hacen falta dólares”.

Esta semana en declaraciones a Radio Nacional, Guzmán se refirió a la aprobación de la primera revisión trimestral del Fondo Monetario Internacional. “Se aprobó la primera revisión que muestra que el programa económico que tuvimos que negociar con el FMI por la deuda que tomó el gobierno anterior para poder refinanciar”.

“Se sigue un procedimiento que es absolutamente estándar, básico en el funcionamiento del FMI en el que se contempla la revisión en un trabajo entre el staff del FMI y el gobierno argentino. Esto finaliza esta semana”, continuó Guzmán.  

Y agregó: “Luego se pone a disposición del directorio del FMI que es donde están los accionistas de los países, la aprobación de ese acuerdo entre el staff y el gobierno argentino. Siempre es así, el desembolso se hace luego de que el directorio apruebe este acuerdo de revisión”.

En esta Nota