lunes 02 de agosto de 2021
ECONOMIA Mercado interno
22-04-2021 12:04

Fin a la media res: a partir de 2022 la carne se venderá troceada

Las salidas de carnes de los establecimientos de todo el país que vayan al comercio minorista, solo podrán hacerse en unidades resultantes del fraccionamiento de las medias reses en trozos cuyos pesos individuales no superarán los 32 kilogramos.

22-04-2021 12:04

Finalmente, el Gobierno estableció este 22 de abril las nuevas exigencias para la cadena de distribución de carnes en medias reses, que entrarán en vigencia a partir del 1 de enero del año entrante. De acuerdo a la nueva disposición, desaparece la conocida "media res" y comenzará a comercializarse por trozos y por ende, de acuerdo al nivel de demanda por zona.

Más de uno creerá que esto ya no sucedía, pero si. Aún es común ver descargar las medias reses que pueden pesar entre 130 y 170 kilos, colgando del hombro de un operario. Y si bien hace años que en el sector cárnico se viene evaluando la alternativa de la comercialización por cortes, recién en 2021 se convierte en realidad.

Los Ministerios de Trabajo, Desarrollo Productivo, y de Agricultura, publicaron la resolución conjunta 4/ 2021 hoy en el Boletín Oficial en la que se establece "que las salidas de carnes de los establecimientos de todo el país destinadas a comercio minorista, sólo podrán hacerse en unidades resultantes del fraccionamiento de las medias reses en trozos cuyos pesos individuales no superarán los 32 kilos", de acuerdo con una resolución conjunta de

Frigoríficos y carnicerías coinciden que con la carne troceada no bajarán los precios

 

Por su parte, la Secretaría de la Pequeña y Mediana Empresa diseñará programas de asistencia financiera, destinadas al sector para contribuir a que se cumpla con la presente medida, mediante la implementación de líneas de crédito, capacitaciones y programas de fortalecimiento.

 

 

Por otra parte, el Poder Ejecutivo invitó a las provincias y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires a dictar las normas concordantes, en el ámbito de su competencia, para la adecuación y cumplimiento de la presente normativa.

Y entre otras cosas recordó que, por la Ley Nº 22.375, está facultada a reglamentar en todo el territorio del país el régimen de habilitación y funcionamiento de los establecimientos donde se faenan animales y se elaboren o depositen productos de origen animal.

Tal como lo explica el texto oficial, "es absolutamente imprescindible cuidar del bienestar físico de los trabajadores del sector cárnico evitando que transporten con su cuerpo medias reses de pesos muy superiores a los adoptados por el del Ministerio de Trabajo y la Superintendencia de Riesgos del Trabajo (SRT)".

Este último organismo había dictado, en enero del año pasado, una resolución donde estableció que toda manipulación, transporte, distribución, carga y/o descarga de productos cárnicos, cuyo peso sea superior a los 25 kilos, que realicen trabajadores y se lleven a cabo en empresas y/o establecimientos dedicados a la faena de ganado bovino, ovino, porcino, equino, caprino, animales de caza mayor y/o menor o industrialización de los mismos, o en su cadena de transporte y distribución mayorista o minorista, se deberá realizar con la asistencia de medios mecánicos adecuados.

Durante la semana pasada, la SRT modificó ese peso, para llevarlo a 32 kilos.

 

Satisfacer la demanda

 

Una de las buenas noticias vinculadas con la nueva Resolución que implica vender la carne por troceo responde a un viejo reclamo de la cadena de la carne, en la cual no todos los cortes son apreciados y demandados igual en todos los puntos de ventas

"A efectos de proteger la salud del trabajador y facilitar la comercialización de los productos resultantes de carne con hueso, la forma de fraccionar las medias reses debe contemplar los cortes tradicionales, respetando la integridad anatómica de las piezas cárnicas, con la finalidad de mantener su valor monetario al momento de su comercialización en la carnicería, evitando afectar zonas donde se encuentran cortes apreciados por los consumidores", indicó la resolución conjunta.

Y añadió que "es necesario modernizar la cadena de distribución de carnes en medias reses para pasar a una distribución por trozos anatómicos de menor peso que le permita a los abastecedores realizar una mejor asignación de los trozos de acuerdo a las necesidades de cada mercado minorista".

Tal como indicó el Gobierno, la implementación del nuevo sistema de comercialización requiere entre otras transformaciones adecuar la infraestructura de varios de los frigoríficos existentes en todo el territorio nacional, agregar espacios de oreo, aumentar las instalaciones, incorporar algunas maquinarias y equipamientos de frío.

LR