viernes 16 de abril del 2021
ELOBSERVADOR Pandemia
09-03-2021 06:06

Ciudad de Buenos Aires: diciembre tuvo la ocupación hospitalaria más baja por coronavirus

La cantidad de camas ocupadas por pacientes positivos de Covid-19 mostró un importante descenso a partir de Invierno 2020 hasta fines de febrero en Ciudad de Buenos Aires.

Solana Ini* y Cristian Duré**
09-03-2021 06:06

Hay dos enseñanzas que se han transmitido a la población y que se han tomado como ciertas: que un virus es causa suficiente para provocar un síndrome y que el aumento en la detección de casos repercute en la ocupación de camas. En la columna anterior, explicamos que para que se desarrolle un síndrome son necesarias varias causas (no sólo el contacto con un patógeno). Hoy, mostraremos que el aumento en la detección de “casos confirmados”, no necesariamente conduce a un aumento en las internaciones, tomando como ejemplo la ciudad de Bs As. El gobierno de la Ciudad de Buenos Aires desde el 2 de Junio de 2020 confecciona reportes diarios con la cantidad de camas ocupadas por pacientes positivos de Covid en el Sistema de Salud Público (http://bit.ly/casos-coronavirus-ciudad).  Este indicador mostró un descenso hasta fines de febrero 2021, tras haber alcanzado su pico en invierno.  Esta misma tendencia se observa históricamente para las neumonías, gripes, bronquiolitis e infecciones respiratorias agudas. 

Ya en 2009, el Ministerio de Salud alertaba que “Todos los años, alrededor de la Semana Epidemiológica 10 (primeros días de marzo) y, más rápidamente a partir de la Semana Epidemiológica 16, se inicia el incremento en la notificación de casos de infecciones respiratorias agudas asociadas al inicio del otoño.” Por tanto, es de esperar que se registre un aumento de ocupación hospitalaria a partir de los primeros días de marzo. Algunos profesionales podrían atribuir ese aumento al inicio de clases, sin tener en cuenta que dicha tendencia es esperable y se viene repitiendo históricamente con todas las infecciones respiratorias.

Se ha registrado un importante descenso en el número de camas ocupadas por pacientes positivos de Covid durante la primavera y el verano

Mientras que la cifra reportada de casos en Ciudad de Buenos Aires se mantuvo elevada casi durante todo el año, hay otra línea, más importante, que vino con un descenso sostenido (como la ladera de una montaña) que no fue tenida en cuenta: la ocupación de camas en el sistema de Salud público. Según la información reportada por el Gobierno de la Ciudad, el 3/7/2020 se registraron  4264 camas ocupadas en el Sistema Público de la Ciudad de Buenos Aires mientras que el 28/2/2021 la cifra total de camas ocupadas fue de 484. Es decir, se ha registrado un importante descenso en el número de camas ocupadas por pacientes positivos de Covid durante la primavera y el verano, a pesar de que esa excelente noticia no fue transmitida con el énfasis que se ha transmitido la cifra de aumento de “casos positivos”. En el mes de diciembre se registraron los valores más bajos de ocupación de Camas (valores inferiores a 300 camas totales ocupadas en el Sistema Público de Caba por pacientes positivos de Covid19). Respecto a los casos graves, el 3-3-2021, el número de camas ocupadas por pacientes graves de Covid en Hospitales públicos de Caba era de 113; mientras que a mediados de Agosto de 2020 esa cifra era cercana a 308

 Los informes reflejan que el peor período fue en invierno. Para Mariel Alejandre, Bioquímica, MN 8376, (Doctora de la Universidad de Buenos Aires, Vicepresidenta Obra Social de Farmacéuticos y Bioquímicos, Docente Facultad de Farmacia y Bioquímica Universidad de Buenos Aires) la disminución de ocupación de camas significa que “la mayoría de las personas que se contactan con el virus, permanece asintomática; y de los que sí tienen síntomas, estos son leves o moderados y lo resuelven con atenciones menores, sin necesitar internación para salir adelante. Como la cantidad de testeos aumentó mucho, con todos los operativos de verano, etc., se pescan más personas que pueden dar positivo la PCR y tener el virus; pero oligo o asintomáticos, es decir sin cuadros de gravedad o que ameriten internación.”

En el mes de diciembre se registraron los valores más bajos de ocupación de camas

El Dr. Néstor Pérez Baliño (ex Secretario del Ministerio de Salud de la Nación) explica que “la ocupación de camas de terapia está muy lejos de un colapso. En los inviernos sin pandemia las camas de terapia se ocupan hasta el 70%. Todos los años entre los meses de junio y agosto se suelen dar los picos de utilización de camas de terapia, sin pandemia también.”

Qué es una epidemia

Para la Organización Panamericana de la Salud “una epidemia es un aumento inusual del número de casos de una enfermedad determinada en una población específica, en un período determinado. En general, una epidemia implica la ocurrencia de un gran número de casos nuevos en poco tiempo, mayor al número esperado.” 

La definición de "caso" de la OMS

Es importante tener presente en qué consiste la definición de “caso confirmado de Covid” para la OMS: “persona con infección con Covid confirmada en Laboratorio, independientemente de los signos y síntomas clínicos”. Por lo tanto, los casos detectados no necesariamente requerirán internación.

En contraste con la ambigua definición de caso descripta por la OMS durante esta pandemia, en 2012, la misma OMS definía caso de la siguiente manera: Persona con síndrome respiratorio agudo, que puede consistir en fiebre (≥ 38 °C o 100.4 °F) y tos; que necesita ser hospitalizada, y en la que se sospecha afectación de las vías respiratorias inferiores (signos clínicos o radiológicos de consolidación) no explicada por ninguna otra infección ni ninguna otra etiología.” (Descripción de la identificación de los casos de enfermedad respiratoria grave asociada al nuevo coronavirus). 

Según la Organización Panamericana de la Salud, “Un aspecto fundamental para la investigación epidemiológica de campo es la adopción de conceptos y definiciones estandarizados que hagan posible el abordaje sistemático de los problemas de salud inesperados en la población…. Por ejemplo, cambios en la definición de caso, en los procedimientos de notificación, en el tipo de vigilancia (sobre todo cuando se decide pasar de un sistema de vigilancia pasiva a uno de vigilancia activa), o en el acceso a los servicios de salud o mejoras en los procedimientos diagnósticos, pueden provocar un “exceso” súbito de casos.” 

Nos hemos pasado el año observando la cifra de casos cuando el indicador más representativo de la situación sanitaria era la cifra de camas ocupadas 

Indicadores

Según la Organización Panamericana de la Salud “la calidad y utilidad de un indicador está primordialmente definida por su validez (si efectivamente mide lo que intenta medir) y confiabilidad (si su medición repetida en condiciones similares reproduce los mismos resultados).” 

Si se observan indicadores poco válidos, se podría llegar a obtener una imagen confusa o distorsionada de la realidad, lo que podría llegar a generar un estado de excesiva preocupación. Nos hemos pasado el año observando la cifra de casos cuando el indicador más representativo de la situación sanitaria era la cifra de camas ocupadas que, en Ciudad, había venido bajando desde el invierno hasta febrero, como ocurre históricamente con todas las infecciones respiratorias.

 

*Licenciada en psicología, productora y ex directora de proyectos de Nielsen Company.
**Médico emergentólogo. Investigador

 

En esta Nota