viernes 30 de septiembre de 2022
GAMING E&P: Juegos de mesa

6 tips de ajedrez para desafiar a tu oponente

Desde hace décadas, el ajedrez reúne a grandes y chicos. ¿Por qué sigue siendo un clásico del entretenimiento?

31-08-2022 10:13

Aprender a jugar al ajedrez puede ser desafiante. Dos jugadores se enfrentan para conseguir el ansiado jaque mate. Para lograrlo, se precisa colocar al rey del oponente en un lugar del tablero en el que pueda capturarse. Sin embargo, la cantidad de beneficios que se generan al poner en práctica este juego hace que tenga muchos fanáticos. Entre sus ventajas, permite desarrollar el pensamiento crítico y facilita la toma de decisiones. Para destacarte del resto, es esencial conocer tips de ajedrez.

 

¿Cómo destacarse en el juego?

 

Aprender el tablero

La dificultad del ajedrez radica en recordar cómo pueden desplazarse las distintas piezas del tablero. Cada vez que una pieza propia se mueve a una casilla que está ocupada por una pieza del oponente, el jugador puede capturarla. Para el caso de los peones, salvo en el primer turno que pueden avanzar dos casillas, siempre se mueven de a un lugar. No pueden desplazarse a un sitio que esté ocupado. Se trasladan en sentido diagonal hacia adelante para tomar la pieza del oponente.

Las torres, en cambio, se desplazan hacia adelante, atrás y de forma lateral. Además, no tienen un número de casillas designado para moverse. Esto último también es válido para los alfiles, solo que estas piezas se mueven en diagonal. Por su parte, los caballeros, se mueven en forma de “L”. Esto quiere decir que se desplazan dos casillas en una determinada dirección y luego, en otra, formando un ángulo de 90°. Estas piezas tienen una particularidad: pueden moverse sobre otras en el tablero.

La figura indiscutible del juego, el rey, puede desplazarse en cualquier dirección. Esto ocurre siempre y cuando la pieza se encuentre “libre” de control. La reina también tiene libre movilidad.

 

Entender la dinámica del oponente

En el ajedrez, es central estar atento a los pasos del jugador que estás enfrentando. En ese sentido, resulta importante realizar movimientos que consigan captar las piezas del oponente. Para evitar una mala decisión, siempre es bueno detenerse a analizar la jugada.

 

Enrocar a tiempo

Para cuidar a la pieza central del juego, el rey, es clave enrocar a tiempo. Este movimiento, que consiste en despejar el área que existe entre esta pieza y una de las torres, es el único que implica desplazar dos piezas al mismo tiempo en ajedrez. Esta jugada consiste en mover dos casillas al lado de la dama o rey hacia la torre. Cuando esto sucede, esta pieza se acomoda en torno al rey. Se distinguen dos tipos de enroques: corto (al lado de rey), y largo (al lado de dama).

Cada enroque tiene una notación diferente. Para el caso del enroque corto, se anota así: 0-0. En cambio, cuando se trata de un enroque largo, se exhibe de este modo: 0-0-0. Es importante resaltar que para desarrollar este movimiento el rey y la torre que se utilice no deben haberse desplazado. Además, el rey no puede estar en jaque.

 

Convertir peones en otras piezas

Cuando se trata de peones, es posible modificar su categoría de pieza cuando logran desplazarse hacia la última fila del oponente. Si esto sucede, el jugador puede convertirlo en otra pieza, con una única excepción: el rey.

 

Practicar una y otra vez

Este juego implica memorizar cómo se desplaza cada pieza, por eso, para convertirse en un jugador estrella es necesario practicarlo a menudo e implementar así los tips de ajedrez. Es un excelente plan para compartir en familia ya que el juego divierte a todas las generaciones.

 

Beneficios para todos

Está claro que el gran desafío del ajedrez es entender cada movimiento del tablero. Este proceso de aprendizaje favorece la concentración de grandes y chicos, un beneficio indispensable para desenvolverse con éxito tanto en el ámbito escolar como laboral.


Fuente: Goodlymedia.

En esta Nota