jueves 15 de abril del 2021
INTERNACIONAL fue diagnosticado hace 10 días
05-04-2020 18:11

Coronavirus: Boris Johnson fue internado porque sigue con fiebre

El primer ministro británico se someterá a exámenes por indicación médica. Si bien días atrás aseguró que "se sentía mejor", sigue con síntomas.

05-04-2020 18:11

Boris Johnson, primer ministro de Gran Bretaña, fue internado este domingo 5 de abril para realizarse estudios, dado que 10 días después de haber sido diagnosticado con coronavirus seguía con síntomas de la enfermedad.

El mandatario fue hospitalizado para someterse a análisis por la persistencia del malestar en su salud, ya que continuaba presentando altas temperaturas.

"Siguiendo las indicaciones del médico, el primer ministro fue admitido esta noche en un hospital para unos exámenes", anunció Downing Street en un comunicado, en el que indicaron que se trataba de una "medida de precaución". "Es una medida de precaución, pues el primer ministro continúa teniendo síntomas persistentes del coronavirus diez días después de haber dado positivo por el virus", agregaron en el texto.

 Video | Boris Johnson continúa aislado y con fiebre por el coronavirus 

Johnson, de 55 años, no se sintió bien el 26 de marzo pasado, y se sometió a una prueba para detectar el virus, que confirmó luego su contagio. Al día siguiente anunció que estaba aislado. Su pareja, Carrie Symonds, que está embarazada, afirmó que había estado enferma con síntomas durante una semana, pero que ya se había recuperado.

En tanto, el ministro británico de Salud, Matt Hancock, se reincorporó a su trabajo el viernes 3 de abril tras haber pasado una semana en casa al haber dado también positivo por COVID-19. 

Ese viernes, Johnson informó mediante un video en sus redes sociales que seguiría en aislamiento porque seguía presentando fiebre. Si bien aseguró que "se sentía mejor", aclaró: "Aunque me siento mejor, tengo síntomas aún. Tengo fiebre y debo continuar en cuarentena. Por consejo del gobierno, debo continuar con mi autoaislamiento”.

Desde el pasado 23 de marzo, Johnson ordenó una cuarentena nacional completa con el cierre de escuelas, comercios, restaurantes e instalaciones para el esparcimiento. Debido a estas las leyes de emergencia, la policía tiene la facultad de multar a las personas que infringen las reglas y disolver reuniones de más de dos personas en público.

El ejecutivo británico decretó un confinamiento de al menos tres semanas, durante las cuales los ciudadanos solo pueden salir de sus casas para comprar, recibir atención médica o hacer ejercicio, solo una vez al día.

Este domingo, además, la reina Isabel II pidió a los británicos "determinación" y esfuerzo colectivo para frenar la pandemia del coronavirus, en un mensaje inédito difundido por televisión que muestra la gravedad de la crisis que atraviesa el país y el mundo. En su discurso, grabado en el castillo de Windsor, al oeste de Londres, la reina se refirió a la Segunda Guerra Mundial e instó a los británicos a demostrar su resiliencia frente al virus.

"Vendrán días mejores, nos reencontraremos con nuestros amigos, con nuestras familias" dijo la reina Isabel en un mensaje a los británicos.

"Espero que en los años venideros todo el mundo esté orgulloso de la manera en que afrontamos este desafío", dijo, en un mensaje que duró unos cuatro minutos. "En un momento en que tal vez tendremos que encajar aún más dificultades, encontremos consuelo en el hecho de que vendrán días mejores: nos reencontraremos con nuestros amigos, con nuestras familias. Nos reencontraremos de nuevo", sostuvo la reina de 93 años. 

Criticado por su manera de gestionar la crisis, el gobierno británico prometió efectuar 100.000 test por día hasta finales de mes, e inauguró este viernes un hospital de campaña en el que podría recibir a un máximo de 4.000 pacientes. De acuerdo a las últimas cifras oficiales, el nuevo coronavirus ha matado a casi 5000 personas en los hospitales del Reino Unido.

A.G.

En esta Nota