lunes 03 de octubre de 2022
INTERNACIONAL MUERTE DE LA REINA ISABEL II

La emotiva imagen de los perritos huérfanos de Isabel II al paso del cortejo fúnebre

Compañía inseparable de la soberana, los dos perros quedaron huérfanos y ahora estarán al cuidado del príncipe Andrés. Video.

19-09-2022 15:15

Muick y Sandy, los adorados perros de Isabel II salieron al patio del Castillo de Windsor para ver el paso cortejo fúnebre de la monarca británica antes de su sepultura en la capilla real.

Un portavoz de Andrés, tercer hijo de la reina, y de su ex-esposa la duquesa de York Sarah, anunció el domingo que se encargarían de los corgis Muick y Sandy, que fueron un regalo suyo para su madre.

Muick y Sandy, últimos representantes de los más de 30 corgis que Isabel II tuvo a lo largo de toda su vida, la acompañaron durante la pandemia y especialmente desde que enviudó, según la encargada de su vestimenta, Angela Kelly.

Muick y Sandy
Muick y Sandy, los corgis de la reina. 
Muick y Sandy
Muick y Sandy en el cortejo funebre de la Reina Isabel.
Muick y Sandy
Muick y Sandy eran los compañeros inseparables de Isabel II. 

Muick llegó a Windsor a inicios de 2021 para acompañar a la reina, entonces confinada como todos los británicos, con otro cachorro llamado Fergus.

Fergus falleció semanas más tarde a la edad de cinco meses, en los tiempos sombríos posteriores a la muerte de su esposo el príncipe Felipe.

Los británicos dicen "goodbye" a Isabel II, una "reina de hierro" en medio de tormentas

El amor de la reina por esos pequeños perros data de 1944, cuando sus padres le ofrecieron para sus 18 años su primer corgi, Susan, de donde descienden la mayoría de los perros que tuvo después.

Isabel II se ocupaba en lo posible de sus propios perros, que la acompañaban en sus fines de semana en Windsor y vivían en sus apartamentos privados. Ella los alimentaba cuando tenía tiempo y le gustaba sacarlos a pasear.

AG MCP