sábado 24 de septiembre de 2022

Marinero español pasó 35 años en coma: "Me dormí con 22 años y me desperté con 58"

Manel Monteagudo cayó de una altura de 6 metros cuando tenía 22 años de edad y toda una vida por delante; sorprendentemente se levantó de un coma que duró 35 años, pero ya no era el mismo. 

11-11-2021 11:33

El marinero Manel Monteagudo quedó en coma por una caída en 1979, cuando tenía 22 años. Para sorpresa de todos, se recuperó y despertó, pero 35 años después. Su novia de la juventud, Conchi, lo acompañó durante todos los años en los que estuvo en estado vegetativo y jamás perdió la esperanza de que algún día él despertara. Hoy está casado con ella y disfruta de su vida en España, de donde es oriundo. Aunque contó que el proceso por el que pasó luego del coma no fue fácil porque no se reconocía en el espejo: "No, este no soy yo, este es un viejo, yo tengo 22 años". 

Manel Monteagudo es escritor de historias, e incluso tiene un libro titulado De Mariño a Poeta. Antes de dedicar su vida a la poesía tuvo un pasado como marinero, y desde la corta de edad de 14 años ya navegaba por los mares como electricista naval. Fue en alta mar que sufrió el accidente que lo condenó a 35 años de estado vegetativo: estaba a bordo de un barco en Basora (Iraq) cuando se precipitó desde una altura de seis metros que terminó con un golpe en la cabeza y que luego desencadenó en un coma. 


Estuvo 33 días en coma por Covid-19 y despertó curado: el Vaticano investiga un presunto milagro del beato Carlo Acutis

Estuvo 4 meses internado en un hospital en Iraq hasta que lograron repatriarlo a España, con apoyo de la embajada de Estados Unidos. En una entrevista con La Hora 1, Monteagudo aseguró: "El coágulo que tenía en la cabeza, que todavía lo tengo, no se podía sacar, que estaba en un sitio muy malo (...) A mi mujer le decían que cualquier día cuando se despertase me encontraría frío. Nada más. Mi camino era el cementerio. Le decían a mi esposa que asumiera que estaba muerto en vida". 

Manel despertó el 15 de octubre de 2014 con una sensación de que el tiempo no había transcurrido y que se encontraba en una habitación de hospital en Basora al día siguiente del accidente. No obstante, sí fue capaz de reconocer a Conchi aunque le llamó la atención su cabello gris, pero aún era temprano para emitir palabras: se aproximaba una larga recuperación. 

Murió Jean-Pierre Adams, la leyenda del PSG que estuvo 39 años en coma

La vida después de un coma

El hombre no se esperaba la cantidad de sorpresas que recibiría luego: enterarse de que había estado 35 años en coma y que ahora tenía 58 años y no era el mismo; su padre había muerto y no pudo despedirse de él; su madre estaba enferma de demencia; su antigua novia era su esposa (que fue la forma que encontró Conchi para poder seguir cuidando de Manel) y tenía con ella dos hijas adultas, una de ellas a punto de ser madre.  Reconoce que pasa todos los días de su vida agradeciéndole a su esposa todo lo que sacrificó por él y la paciencia que tuvo también en los años posteriores al despertar del coma. 

Actualmente Monteagudo tiene 65 años y aún se sorprende de los grandes avances mundiales que se han sucedido a lo largo de esos 35 años en los que estuvo "dormido". Una de las grandes alegrías fue descubrir que España había ganado la Copa del Mundo en 2010. 

Le interesa la jardinería, escribe mucho y se dedica de lleno a la poesía (tiene 5 libros publicados), y confiesa que no le gusta dormir: "Odio dormir. Y voy a la cama porque el cuerpo no aguanta, si aguantara no volvía a ella".  

 

MM/ff

En esta Nota