INTERNACIONAL
en dnipro

Rusia bombardeó una clínica y Zelensky denunció un crimen contra la humanidad

Moscú lanzó ayer una andanada de misiles contra la ciudad ucraniana de Dnipró, alejada del frente de combate, y varios de ellos alcanzaron a una clínica, donde murieron dos personas y al menos treinta resultaron heridas. Como siempre, el ministerio ruso de Defensa sostuvo que los blancos eran objetivos militares. Por otra parte, el gobernador de la ciudad rusa de Belgorod denunció nuevos ataques de milicias nacionalistas anti-Putin.

2023_05_27_ucrania_clinica_misiles_dnipro_afp_g
Testimonio. La clínica alcanzada por los misiles rusos lanzados durante la noche sobre Dnipro. | AFP

Rusia bombardeó ayer la ciudad ucraniana de Dnipró con misiles que alcanzaron una clínica y acusó a Ucrania de haber llevado a cabo una docena de ataques en la región rusa de Belgorod, cerca de la frontera entre los dos países.

Según las autoridades ucranianas, al menos 2 personas murieron y unas 30 resultaron heridas en el bombardeo de Dnipró, situada a 125 km de la línea de frente.

En Moscú, el ministro de Relaciones Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, recibió al emisario chino Li Hui para discutir posibles salidas al conflicto, aunque afirmó que ve “serios obstáculos” a la paz creados por Ucrania y las potencias occidentales.

En Belgorod, el gobernador acusó a militares ucranianos de haber llevado a cabo decenas de disparos de artillería en las últimas 24 horas, que causaron daños materiales, sin víctimas. 

En Dnipró, el jefe de la administración militar, Serguii Lysak, afirmó que Rusia lanzó misiles contra una zona residencial, en la que se hallan una clínica médica y otra de veterinaria.

Según fuentes ucranianas, al menos dos personas murieron y unas 30 resultaron heridas en el bombardeo de esa ciudad, que antes de la invasión rusa en febrero de 2022 era un centro industrial de cerca de un millón de habitantes.

El presidente ucraniano, Volodimir Zelenski, publicó un video en el que se ven edificios muy dañados, de los que salen columnas de humo. Zelenski afirmó que al atacar instalaciones médicas civiles, “los terroristas rusos confirman una vez más su condición de combatientes contra todo lo humano y lo honesto”. 

El Ministerio de Defensa ruso confirmó haber llevado a cabo bombardeos nocturnos en Ucrania, pero dijo haber apuntado a “lugares de almacenamiento de municiones”. Ucrania indicó esta semana que repelió un bombardeo ruso de gran magnitud contra Dnipró, en el que fueron lanzados 16 misiles y 20 drones. 

Bielorrusia. El gobernador de la región rusa de Belgorod, Viacheslav Gladkov, aseguró que al menos cinco distritos de esa zona del sur de Rusia fueron bombardeados por las fuerzas ucranianas en las últimas 24 horas.  Los disparos tomaron entre sus blancos al pueblo de Kozinka, sobre el que cayeron 132 obuses, según Gladkov.

El distrito de Belgorodski, que rodea la capital regional Belgorod, sufrió 14 ataques, en particular de drones, uno de los cuales bombardeó un edificio administrativo y causó daños, de acuerdo con ese reporte.

En Krasnodar, una ciudad rusa a 200 kilómetros de la península de Crimea, anexada por Moscú en 2014, dos drones dañaron edificios pero sin causar víctimas, según el gobernador, Veniamin Kondratiev.

Estos informes se producen pocos días después de una incursión armada desde Ucrania, reivindicada por dos grupos de rusos exiliados que combaten contra las fuerzas de Moscú.

En otro foco de tensión, Bielorrusia, aliada de Moscú, anunció el jueves que Rusia empezó a transferir armas nucleares a su territorio, cumpliendo con el anuncio hecho en marzo por Putin.

El portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, no confirmó estas informaciones ayer y se limitó a señalar que Bielorrusia “enfrenta actitudes poco amistosas, e incluso hostiles, por parte de países vecinos”.

Putin habla por teléfono con Lula. En el plano diplomático, Putin sostuvo una conversación telefónica con el presidente de Brasil, Luiz Inacio Lula da Silva, en la que le expresó que el Kremlin está “abierto” al diálogo y acusó a Ucrania y a las potencias occidentales de “bloquear” las conversaciones, según informó la presidencia rusa. 

Lula indicó en Twitter que declinó una invitación de Putin para participar en junio en un foro económico en San Petersburgo. “Pero, reiteré la disposición de Brasil, junto a India, Indonesia y China, de conversar con ambos lados del conflicto en busca de la paz”, añadió.

El canciller Lavrov, por su parte, destacó en su encuentro con Li Hui la postura “equilibrada” de China en el conflicto de Ucrania. Li visitó Rusia después de una gira por varios países europeos y tras haberse reunido por Zelenski en Kiev a principios de mes. Según el Wall Street Journal, fuentes europeas sostienen que la posición expresada por Li es que las negociaciones deben partir de que Rusia debería mantener bajo su control las cuatro regiones que anexó en el este ucraniano tras la invasión de febrero de 2022.