21 oct 2020
OPINIóN |COLUMNA UB
martes 22 septiembre, 2020

Cómo gestionar conocimientos en ambientes sustentables

En el mundo actual y ante las particularidades de la realidad que nos tiene aislados en casa, interactuando por internet, nos lleva a un replanteo de las formas de relacionarnos y de conocer el mundo.

Alicia Gasol Varela

Educación en espacios públicos Foto: Prensa

Interactuamos con los aspectos básicos desde los cuales construimos conocimientos y -en función de ello- también con las elaboraciones necesarias para diseñar estrategias y trabajar en la implementación de procesos de gestión en las organizaciones.

El conocimiento requiere de paradigmas y marcos teóricos para organizar su construcción, pero dicha tarea va dando cuenta de la importancia asociada a un claro posicionamiento acerca de cómo nos aproximamos a la aplicación de lo aprendido en el contexto de los ambientes donde el conocimiento se genera.

Los niveles de abstracción del conocimiento nos conectan con formas de progresión de lo aprendido, que ejercen una acción catalizadora y recíproca, permitiendo que el conocimiento construido ejerza una influencia específica en el ambiente donde se constituye, y en el contexto de otros saberes que van generando sustentabilidad en los aprendizajes previos ante los nuevos emergentes.

Las personas y las organizaciones nos desarrollamos a partir de la construcción de proyectos de vida que convergen en desafíos múltiples para la gestión del conocimiento.

Los desafíos no suelen resultar sencillos de abordar, por lo que la tarea de gestionar conocimientos tendrá diferentes significaciones dependiendo del ámbito específico.

Aulas virtuales seguras: qué hay que saber para dar clases sin hackeos

En muchas ocasiones, identificamos que los proyectos se cultivan a partir de valores construidos que no se resignificaron. Ante nuevos procesos propios del ciclo vital de las personas, advertimos que cabe la necesidad de atender modos de simplificar la esencia de lo construido, de interiorizarnos en la profundidad real de los problemas emergentes.

Todo va requiriendo una reflexión superadora de los relativismos instalados socialmente y también de las eventuales contradicciones que pueden interferir en la verdadera resignificación del modo de abordar cada problema.

La construcción de caminos únicos, poblados de certeza, que responden a nuestros intereses estratégicos, delimita una particular forma de construir nuestro destino y de gestionar el conocimiento en itinerarios seguros.

Sin embargo, el conocimiento tiende a construirse en la actualidad de nuestro contexto a partir de trayectos diversos e inciertos que convocan a la reflexión y no siempre a un cierre inmediato de las ideas elaboradas, en base a certezas.

Un respiro para la industria del conocimiento

 

La gestión en contextos de incertidumbre y cambio nos plantea el desafío de situar cada decisión desde múltiples perspectivas, en el escenario de libertad con que lo hacemos.

Gestionar conocimientos en el mundo actual, y ante las particularidades de la realidad que nos tiene aislados, en casa, interactuando por internet, desarrollando participaciones en redes sociales nos va llevando a un replanteo de las formas de relacionarnos y de conocer el mundo.

¿Estamos aislados o permanecemos conectados? ¿Cómo sentimos las nuevas formas de relación y de conocimiento del mundo? Dicho escenario es el ámbito desde el que construimos las experiencias y gestionamos los procesos de conocimiento.

Un ambiente sustentable nos permite enlazar el conocimiento con condiciones necesarias para su adecuada gestión. Las condiciones generales de un proyecto requieren de una gestión armonizada con los espacios y tiempos para la instrumentación de las prácticas.

Las experiencias muchas veces adoptan cursos imprevisibles. Sin embargo, los seres humanos gestionamos conocimientos siguiendo lo aprendido y la estrategia de certeza adoptada en proyectos anteriores.

Aprendemos a construir ventajas competitivas en los proyectos innovadores que encaramos y esas ventajas las elaboramos, porque somos capaces de construir experiencias y asignarle valores esenciales a cada tramo para estar preparados ante lo nuevo.

Los saberes proponen itinerarios muy importantes en esta construcción para conectar las dimensiones teóricas con la práctica de los recorridos aprendidos. Estos aspectos se van desplegando en el contexto de las nuevas formas de conocimiento, propias de las redes y la tecnología.

 

Alicia Gasol Varela *   Coordinadora académica de la Maestría en Análisis y Gestión Organizacional de la Universidad de Belgrano

 


Comentarios

RECOMENDAMOS...

Periodismo puro

© Perfil.com 2006-2018 - Todos los derechos reservados

Registro de Propiedad Intelectual: Nro. 5346433 | Edición Nº 5155

Domicilio: California 2715, C1289ABI, CABA, Argentina  | Tel: (5411) 7091-4921 | (5411) 7091-4922 | Editor responsable: María José Bonacifa | E-mail: perfilcom@perfil.com | Propietario: Editorial Perfil S.A.