jueves 05 de agosto de 2021
OPINIóN
27-01-2021 14:00

El teletrabajo es una experiencia útil para el desarrollo profesional y personal

La crisis sanitaria aceleró la digitalización y nos está dejando muchas enseñanzas que nos resultarán de gran utilidad de cara al futuro.

27-01-2021 14:00

El 96% de las organizaciones en América Latina implementó el teletrabajo durante buena parte de 2020, para poder seguir operando ante las diversas medidas de distanciamiento social que impuso cada país con el fin de minimizar los impactos de la crisis sanitaria, de acuerdo con un informe realizado por la consultora Michael Page. El 40% alcanzó incluso a tener al 80% de su estructura trabajando de forma remota.

Ante este profundo cambio impuesto por necesidad, gran parte de los trabajadores se encontraron por primera vez desempeñándose desde sus casas, una situación que muchos vivieron inicialmente con entusiasmo, aunque no tardaron en comprobar que el ámbito hogareño presenta también sus desafíos a la hora de desarrollar con eficiencia las tareas laborales.

Esta situación puso en evidencia algunas de las carencias de los actuales programas educativos y de formación profesional que, en líneas generales, no profundizan más allá de los saberes específicos de cada disciplina, sin abordar aspectos comunes a todas las personas que son, a lo largo de nuestra vida, de vital importancia para permitir el desarrollo laboral y personal.

Presencial y home office: casi la mitad de los argentinos prefiere un modelo de trabajo mixto

El autoconocimiento, la gestión de emociones, la comunicación asertiva y el liderazgo personal son saberes que hubiesen resultados sumamente útiles para afrontar de la mejor manera el distanciamiento social, tanto en lo relacionado con el desempeño laboral como con el bienestar personal.

Los humanos somos seres sociales y, si bien las herramientas tecnológicas y desde luego el acceso a Internet, nos permiten seguir conectados, todos seguramente sentimos en algún momento el malestar que nos provoca la imposibilidad de abordar de forma precisa la comunicación de aquellos temas que “preferimos hablar en persona”, porque necesitamos todo nuestro espectro comunicativo para transmitir ideas y conceptos a nuestro interlocutor, nuestra expresión corporal, las miradas, los gestos y la conexión irremplazable que posibilita la proximidad física.

Con esto se relaciona el hecho de que, si pudieran elegir, el 56% de los trabajadores preferiría hacer home office sólo algunos días de la semana, mientras que sólo un 25% optaría por trabajar siempre desde su casa, según relevó la consultora Adecco en una encuesta de gran alcance sobre las preferencias de los trabajadores ante el distanciamiento obligatorio.

Cifras del teletrabajo para el 2021

Desde luego que se deben valorar los beneficios del trabajo remoto, que van más allá de la necesidad puntual actual relacionada con la problemática sanitaria, como lo son el menor impacto ambiental que se logra minimizando el uso de transportes, el ahorro de tiempo de viaje y, en muchos casos, una mayor productividad por menores distracciones.

Pero no debemos olvidar que lo más importante de las organizaciones son sus equipos de trabajo y que, en la inmensa mayoría de los casos, aquellos que pudieron continuar operando con éxito de forma remota, ya estaban conformados y funcionando previamente al aislamiento, por lo que habían encontrado su dinámica y alineamiento con anterioridad, de forma presencial. Para estos equipos, el distanciamiento representó un desafío que, como grupos ya establecidos, pudieron superar con éxito.

La sociedad, los tiempos y los negocios están cambiando a ritmos sin precedentes. La crisis sanitaria de 2020 aceleró la digitalización y nos está dejando muchas enseñanzas que nos resultarán de gran utilidad de cara al futuro.

El autoconocimiento, la gestión de emociones, la comunicación asertiva y el liderazgo personal son saberes que hubiesen resultados sumamente útiles para afrontar de la mejor manera el distanciamiento social, tanto en lo relacionado con el desempeño laboral como con el bienestar personal

Está ahora en nosotros la posibilidad de seguir evolucionando como trabajadores y como personas, valorando más que nunca aquello que nos es propio como seres humanos que vivimos en sociedad, como es la posibilidad de relacionarnos personalmente, y sumando las nuevas herramientas que nos ofrece la innovación tecnológica. Lo importante, sin embargo, no cambia, que es nuestro compromiso auténtico con nosotros mismos y con nuestras responsabilidades, en pos de construir una sociedad mejor y con más posibilidades para todos.

* Javier Carrizo, autor del libro “Significación laboral” y fundador de Movant Connection.